5.ª Entrega (enero de 2018)
Versión del 31/01/2018
Familia Ver familia de palabras
ariete s. (1400-)
ariete
Etim. Voz tomada del latín aries, -etis (DECH, s. v.).

Se documenta por primera vez, como 'máquina bélica de asedio usada para derribar murallas, consistente en una gran viga reforzada en uno de los extremos con una pieza, generalmente de hierro, que tiene la forma de la cabeza de un carnero', en la Biblia romanceada, datada hacia 1400, donde va acompañado de su sinónimo carnero para aclarar su significado; previamente, Alfonso X recoge este vocablo en su Estoria de España, pero como un término latino ("E des que Tito ouo aquesto dicho. fizo llegar al muro que estaua antel templo; los engennos que son llamados en latin arietes. que quier tanto dezir cuemo carneros. porque topan con el muro en la manera que los carneros suelen topar"). Como sinónimo de carnero (esto es, con el valor de 'mamífero rumiante ovino herbívoro, macho, de talla mediana, cabeza de forma cónica, con cuernos estriados, enrollados en espiral y curvados hacia atrás, el cuerpo cubierto de lana espesa y patas con pezuñas hendidas; se cría en domesticidad y se aprovechan su carne y su lana'), se atestigua ya en 1626, en la Traducción de Argenis efectuada por J. Pellicer de Ossau Salas i Tovar. Según Limardo, este uso también se debe en buena medida a la influencia de la mitología y, en concreto, a la historia de Crisomalon, un carnero alado, que hablaba y estaba cubierto con un vellón de oro, en el que huyeron Hele y Frixo, hijos de Atamante. Una vez a salvo, Frixo mató al carnero y colgó su piel de un árbol, consagrado a Ares y custodiado por un dragón, hasta que fue recuperado por Jasón. La relación de esta historia mitológica con la astrología es evidente, pues Aries, el primero de los signos del zodiaco, representa al carnero en el que huyeron Hele y Frixo a Cólique (recordemos que Alfonso X, en la Ochava esphera, ya usa el vocablo Ariete como el signo de Aries). En  La novena maravilla nuevamente hallada en los panegíricos sagrados, de J. Espinosa Medrano, datada hacia 1668, se emplea ariete para referirse a un tipo de pez.

Con la acepción de 'máquina hidráulica sin motor que aprovecha la energía potencial de una cantidad de fluido para elevar una parte de ese fluido a una altura superior a la inicial, gracias a la sobrepresión producida por el golpe de ariete', que fue patentada por el francés Joseph Montgolfier en 1796, se documenta ya en un artículo publicado en 1803 en el Semanario de agricultura y artes dirigido a los párrocos (Madrid). Con este valor es frecuente que el sustantivo esté modificado por el adjetivo hidráulico. Con ese mismo significado se emplean en el siglo XIX el francés bélier (o bélier hydraulique, desde 1797-1798; véase TLF, s. v. bélier) y en el inglés ram (también hydraulic ram; véase OED, s. v.). Como 'persona o cosa que sirve para derribar obstáculos, para atacar a otra considerada contraria o para imponer cambios profundos en ideas o instituciones', ampliamente documentada desde su primer testimonio, se atestigua por vez primera en 1836, en un artículo de M. J. de Larra. Como 'buque de guerra de vapor, blindado y dotado de un espolón con el que embestir a otras embarcaciones para que se hundan en el mar', se documenta ya en 1858 en un artículo publicado en La Época (Madrid), el mismo año que el OED ofrece como primer testimonio de ram, su equivalente en inglés; con este valor se atestigua habitualmente en aposición a sustantivos que designan embarcaciones, como buque o navío. Con la acepción de 'punta aguda y saliente, generalmente de hierro, que remata la proa de algunas embarcaciones, empleada para embestir y hundir en el mar naves enemigas' (esto es, como sinónimo de espolón) se registra en 1862, en un artículo publicado en La Corona (Barcelona), si bien sus testimonios son escasos y no parecen superar el primer cuarto del siglo XX. Como sinónimo de pene ('órgano copulador y miccionador del hombre y de algunos animales de sexo masculino') se documenta desde 1916, en la traducción de Las mil y una noches de V. Blasco Ibáñez. Al menos desde 1921 se atestigua, en el ámbito del fútbol, con el valor de 'jugador que ocupa el centro de la línea delantera y suele ser el principal responsable de marcar goles', tal como muestra un artículo publicado en La Voz (Madrid); sin duda, es este el significado más documentado en la actualidad. Posiblemente debido a un cambio de aplicación, ariete se documenta, como 'instrumento consistente en un cilindro largo y pesado empleado, generalmente por la policía, para derribar puertas cerradas', desde 1998, en un artículo publicado en ABC (Madrid) sobre una actuación policial (cf., en este sentido, el inglés battering ram).

Por último, en la traducción del Diccionario técnico ilustrado de edificación, realizada por Bassegoda en 1969, ariete se define también como 'maza pesada, colgada de cables, que es lanzada con intermitencias contra la construcción que se va a demoler'.

Golpe de ariete (véase golpe) se atestigua con el valor de 'oscilación de presión en una tubería causada por un cambio repentino de velocidad o dirección del líquido, producido generalmente por el cierre de una válvula', se documenta desde 1867, en un artículo de A. Marco Martínez publicado en La Gaceta Industrial (Madrid).

Vid. también ariete (DH 1933-1936).

  1. ac. etim.
    s. m. Máquina bélica de asedio usada para derribar murallas, consistente en una gran viga reforzada en uno de los extremos con una pieza, generalmente de hierro, que tiene la forma de la cabeza de un carnero.
    Sinónimos: bozón; carnero
    docs. (1400-2014) 134 ejemplos:
    • c1400 Anónimo Biblia romanceada (RAH 87) [1995] fol. 141v Es (CDH )
      En su manderecha era / el aguero para jherusalem para poner los / arietes / / los carneros [para abrir boca en matança, para alçarnos con aublaçion, para / poner] contra las puertas / para echar bastida & para hedificar / palenque. & sera a ellos por (auguri)(zar) / aguero de balde en sus oios dellos / jurantes de juras a ellos & el se acordara / del pecado para que sea preso / & por tanto assi dize el señor d(o)[i]os: / por quanto membrastes uuestros pecados / para demostrar uuestros errores con todas / uuestras malas obras por las remembrar / con la mano seredes presos / & tu matado iniquo principe de israel / cuyo dia vino en tiempo del pecado / del plazo; assi dize el señor dios / quita la diadema & (quita) [alça] la corona / & est[o] [no esto] lo baxo (no) alçe & lo alto (no) / humilia; torçida torçida torçida / la porne & aun aquesto no fue fasta / que aquel uenga cuyo es el juyzio / & dar gelo he.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. m. Máquina militar que se empleaba antiguamente para batir puertas o murallas, consistente en una viga larga y muy pesada, uno de cuyos extremos estaba reforzado con una pieza de hierro o bronce, labrada, por lo común, en forma de cabeza de carnero.
    • c1400 Anónimo Biblia romanceada (RAH 87) [1995] fol. 141v Es (CDH )
      En su manderecha era / el aguero para jherusalem para poner los / arietes / / los carneros [para abrir boca en matança, para alçarnos con aublaçion, para / poner] contra las puertas / para echar bastida & para hedificar / palenque. & sera a ellos por (auguri)(zar) / aguero de balde en sus oios dellos / jurantes de juras a ellos & el se acordara / del pecado para que sea preso / & por tanto assi dize el señor d(o)[i]os: / por quanto membrastes uuestros pecados / para demostrar uuestros errores con todas / uuestras malas obras por las remembrar / con la mano seredes presos / & tu matado iniquo principe de israel / cuyo dia vino en tiempo del pecado / del plazo; assi dize el señor dios / quita la diadema & (quita) [alça] la corona / & est[o] [no esto] lo baxo (no) alçe & lo alto (no) / humilia; torçida torçida torçida / la porne & aun aquesto no fue fasta / que aquel uenga cuyo es el juyzio / & dar gelo he.
    • 1490 Palencia, A. VocLatRomance [1967] Es (NTLLE)
      [...] a cuya semeiança se dize aries, vn pertrecho de guerra con que enlos combates se baten los muros et se derruecan, dende se dize arietare, romper algo a manera deste ariete.
    • 1549 Urrea, J. Trad Orlando Ariosto [1988] 688 Es (CDH )
      / Habían los arietes así el duro / muro roto en cien partes, no de paso, / que bien podían por más ya de una parte / socorrer al valiente Brandimarte.
    • 1540-c1550 Mejía, P. Silva [1989-1990] I, 234 Es (CDH )
      Los arietes (que pienso ser los que agora llaman bayvenes), según Plinio, en el cerco de Troya los inventó Epeo; y, según Vitruvio, fue invención de los carthaginenses.
    • c1581 Cervantes Saavedra, M. Tragedia de Numancia [1995] 1122 Es (CDH )
      / ¿Pensáis que sólo atierra la muralla / el ariete de ferrada punta, / y que sólo atropella la batalla / la multitud de gente y armas junta? / Si el esfuerzo y cordura no se halla, / que todo lo previene y lo barrunta, / poco aprovechan muchos escuadrones, / y menos, infinitas municiones.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )
      Primeramente, el ariete, que es máchina para batir, dizen que se halló d'esta manera: los carthaginenses pusieron campo sobre Cáliz para tomarla; y, aviendo tomado primero el castillo, se esforçaron de arruynalle; y, no teniendo instrumento conveniente para ello, tomaron una viga; y, sosteniéndola con las manos y la cabeça, hiriendo continuamente el alto muro, derribavan por orden las piedras; y assí, de grado en grado deshizieron toda la muralla.
    • 1589 Pineda, J. Diálogos Agricultura cristiana [1963-1964] Es (CDH )

      Los fenices hallaron la honda y la ballesta común, y Piseo Toscano la trompeta de metal, y el galápago Artemón Clazomenio; y el ariete para derrocar murallas y torres, que dice Plinio haberse llamado potro, inventó Epeo en la guerra de Troya; y como éste ande pregonado por inventor del caballo, con que se dice haber sido tomada Troya, parece se poder decir que, por haber inventado el ariete con que derrocaron la muralla, se compuso el cuento del caballo en que iban sesenta de los más valientes príncipes griegos, y para cuya introdución en la ciudad se dice haber derrocado los troyanos parte de su muralla.

    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )
      La máquina llamada ariete, que quiere dezir 'carnero', se aplicava, assí mismo, al combatir las fortalezas y derribar las murallas; llamáronla de este nombre y aun diéronle la figura y forma de aquel animal por el effecto que con ella se hazía y modo como se exercitava, porque, assí como el carnero con los duros cuernos combate con otros animales y, para de nuevo y con mayor ímpetu arremeter, torna atrás, assí mismo se hazía con esta máquina y con la traba aretina que dentro de sí llevava; era esta trabe semejante a aquella de la testudine, pero aquella cabeça de bronzo que atormentava las murallas era semejante a una gruessa cabeça de carnero, según que la figura que aquí se vee representa.
    • 1607 Rojas, C. Sumario milicia [2003] Es (CDH )
      Por manos será con fosos y murallas; en lo primero se tomará consejo más siguro, porque en el llano se requiere la yndustria y maña del fundador y bemos ciudades muy antiguas en campos abiertos que con faltarles el ayuda natural del sitio, con todo, con el arte y la obra se han hecho ynespugnables; y así, no quisieron los antiguos que el çircuyto de la muralla fuese derecho porque no estubiese a propósito de los golpes de los arietes, y ansí cercaron las ciudades de muros hechos desde sus fundamentos con entradas y salidas, y en los ángulos pusieron torres muy espesas por raçón que si algún enemigo quisiere arrimar escalas a las murallas las defendiesen desde aquellos traveses de torres; con esta raçón se a de haçer la muralla, porque no sea arruynada fabricar se a por la parte de adentro distantes una de otra veinte pies y la tierra que se sacare del foso se colocará en medio de las paredes y con pisones se apretará, y conbiene que la paredad de adentro sea un poco más baxa que la de la haz de afuera, y la tercera pared de adentro sea más baxa que su compañera, de tal manera que la gente que estubiere en lo llano de la plaça suba por la qu'está dulçe a las defensas de los arietes o baybenes; y asimismo se a de adbertir que no puedan ser quemadas las puertas aunque les pongan fuego y para su remedio se an de cubrir con cueros y planchas de hierro; y lo más siguro es haçer en la puerta una torre y en ella un castillo pendiente, y allí unos agujeros para echar de arriba agua y alquitrán ardiente para quemar a los enemigos y también para echar agua fría para apagar el fuego que allí hubiere; ansimismo se adbierte que se an de hacer fosos muy hondos y anchos porque el enemigo no pueda meter las minas por ser muy hondos y con el agua que allí manare o con la llobediza se meterá en los fosos.
    • 1609 Vega Carpio, F. L. Jerusalén conquistada [1951] I, 324 Es (CDH )
      / No tiene que lleuar su gente acuestas, / Para embestir los muros con los pechos, / Arietes testudines, ballestas, / Mantas, humeas, puentes y pertrechos: / Las manos muestra a la ocasion dispuestas / Dos vezes dos exercitos desechos, / Estas, dizen, que solas seran parte, / Para poner en ellos su estandarte.
    • 1626 Caro, R. Días geniales [1978] Es (CDH )
      Mi puño es una ballesta, / mis codos tiros pedreros, / arietes son mis hombros / que echan muros por el suelo.
    • 1640-1642 Saavedra Fajardo, D. Empresas [1999] Es (CDH )
      ¿Qué reparo previno la defensa, que no le expugne el tesón? Los muros más doblados y fuertes los derribó la obstinada porfía de una viga herrada, llamada ariete de los antiguos, porque su punta formaba la cabeza de un carnero.
    • 1703 Garau, F. Sabio instruido [2003] Es (CDH )
      Todo se sacrifica a un Imperio: y es un cetro el ariete mas poderoso para derribar qualquier muro de la obligación mas natural: y asolar qualquier torre de buena ley.
    • 1742 Luzán, I. Virtud coronada [1995] Es (CDH )
      / ¿No me has visto en la campaña / [ fol. 139 v, a ] por escuadrones contrarios * / romper animoso haciendo / en su oposición estrago? * / ¿No me has visto cuando al muro / el ariete ferrado * / abrió en duro encuentro puerta / ser el primero al asalto? / ¿Pues ahora temes q ue puedan / de una mujer los halagos / rendirme tan fácilmente?
    • 1755-1772 Lucuze, P. Principios Fortificación [1772] p. 154 Es (BD)
      El Cañon es una maquina inventada despues de la descubierta de la polvora, en lugar del Ariete que usaron los antiguos, para romper los muros.
    • 1774 Llobet, F. Carta a Rdz Campomanes Epistolario Rdz Campomanes Es (CDH )
      Estoy en el concepto que esta máquina es un ariete de que se valió el Rey Don Pedro de Aragón para batir el castillo de Leort a 5 de julio del año de 1297 contra Arnaldo de España en defensa de la Condesa de Pallás Doña Sibilia, hija de la Princesa Doña Láscara, pues se halla la máquina a media legua del castillo.
    • c1806 Jovellanos, G. M. Descripción castillo Bellver [1970] Es (CDH )
      Considerado este castillo en su primera época, y cuando no conocida aún la moderna tormentaria, sólo podía ser combatido con arietes y catapultas, su fuerza era de las más respetables de aquel tiempo, así por su áspera y eminente situación, como por la solidez de sus muros y defensas, altura y robustez de sus torres, y anchura y profundidad de sus cavas.
    • 1843-1858 Baralt, R. M. Poesías [1964] 103 Ve (CDH )
      Ni en la cruenta / lid de piedad exenta, / cuando del bronce comprimido estallo / el ígneo rayo, o del bruñido acero / agitado con ira aciaga lumbre / se desprende, fortísima muralla / del inflamado ariete y de la mina / cede el embate, y lúgubre rüido / hace al caer entre el estrago fiero; / ni el cielo, el llano y la fragosa cumbre, / cubriendo de humo y polvo, en su rüina / al vencedor sepulta y al vencido.
    • 1861 García Santisteban, R. Ramo ortigas Es (FG)
      ¡Qué bueno está! masculla uno de los chiquitines sin dar tregua al trabajo de ariete contra la mole de leche amerengada que casi toca con las narices.
    • 1870 Barrios, C. Nociones artillería I [1870] Es (CDH )
      Antes de la aplicacion de la pólvora al arte de la guerra, se empleaban distintos ingenios ó máquinas, que eran conocidas por los nombres de arietes, balistas, catapultas, eliópeles, faláricas, y otros análogos, sirviendo para quebrantar los muros y para arrojar á gran distancia y con poca velocidad una ó muchas piedras, ú otros cuerpos duros, que podian herir ó matar á algunos de los enemigos dejándolos fuera de combate.
    • 1873-1876 Caro, M. A. Trad Eneida Virgilio [1873-1876] Co (CDH )
      Los exclusos, que en vano buscan senda, / (Espectáculo fiero á los llorosos / Padres), á urgidos de presion tremenda / Caen despeñados en los hondos fosos, / Ó contra la muralla á toda rienda / Arrójanse á estrellarse impetuosos, / Y los ferrados postes acomete / La ciega masa con furor de ariete.
    • 1884 Piferrer, P. España: Catalunya [2003] Es (CDH )

      Con su llegada redobla la actividad de los francos: tiéntanse asaltos repetidos; sitiadores y sitiados contienden con furor al pie de los mismos muros; hasta que el daño propio, avisando a cada parte de lo infructuoso de estas refriegas, les obliga a echar mano de toda la fuerza de la tormentaria. Los fundíbulos y las catapultas disparan crujiendo los proyectiles, que van asestados mutuamente contra las mismas máquinas; y el ariete bate los anchos sillares de la muralla romana, que no menoscabados por tantos siglos ni por las dominaciones anteriores, no ceden a sus golpes.

    • 1905 Pz Galdós, B. Aita Tettauen [1905] 44 Es (CDH )
      Con sillas armaban plazas fuertes bajo la dirección técnica de Vicente, y en la última torre de ella se colocaba Pilarita dando voces, atribuyéndose, no sólo entidad militar de plaza sitiada, sino la divina entidad de Virgen del Pilar, y clamaba: "¡Yo no quiero ser francesa...; francesa, no... Aragoneses, defendisme...!" Adoptaba Bonifacio para embestir la plaza al ariete romano, y Manolo imitaba la artillería con los más fuertes zumbidos que articular podía su gran boca.
    • 1909 Pz Galdós, B. Caballero encantado [1977] Es (CDH )
      Y vosotros, niños numantinos, ¿con qué juegos os adiestraban para la guerra? ¿Jugabais a manejar la honda, a imitar las catapultas y arietes de vuestros enemigos?... Quiero saber si vuestras madres os llevaban pegados a sus pechos cuando iban a disparar flechas contra el romano... Héroes, decidme qué os daban de cenar vuestras mujeres cuando volvíais de la pelea: ¿cenabais guiso de cecina con erebintos, que hoy llamamos garbanzos?
    • 1916 Rey Pastor, J. Introducción matemática superior [1916] Es (CDH )
      Como advertíamos al principio, cuando el ataque a una fortaleza tenida por inexpugnable alcanza éxito al primer ensayo, sigue el ariete en su obra destructora hasta reducirla a escombros.
    • 1963 Cortázar, J. Rayuela [1991] Ar (CDH )
      — Parecen dos jefes asirios con los arietes que derribaban las murallas —dijo Talita que no en vano era dueña de la enciclopedia—.
    • 1989 Aparicio, J. P. Retratos [1989] 84 Es (CDH )
      Trazaron los romanos un encañado sangrador que desplazaba las aguas, pasándolas por un completísimo sistema de mallas, hacia las tierras más bajas del llano; descendía el nivel de La Charca y descendía la resistencia de los concanos... pero, aun así, la lucha fue terrible: el agua se espesó con sangre concana y con sangre romana; a cientos cayeron los concanos, a miles los romanos; cieno, espuma y baba de las guerras, hierros y máquinas, tablones, cueros, armazones, arietes, catapultas, todo lo engulló la charca; el agua se hizo légamo y el légamo se desbordó; luego un monte surgió de su centro, una sola colina, una masa de légamo ocre desde la que se veía el contorno azul de la tierra; más tarde vinieron otros romanos, muchos más, y alzaron allí, sobre los barros de la muerte concana, una fortaleza: un monumento a la derrota.
    • 1994 Prensa La Vanguardia, 12/10/1994 [1994] Es (CDH )
      Los restos de árboles se convirtieron en arietes que, empujados por la fuerza del agua, rompieron muros de contención y llegaron incluso a derruir dos puentes entre el Bages y el Baix Llobregat.
    • 2004 Sáez Abad, R. Poliorcética [2004] p. 76 Es (BD)
      El ariete del que se proveían estas máquinas, en algunas ocasiones, era doble (Figura IV.4) pero siempre terminaba en una cabeza de lanza de grandes dimensiones. Esta punta se clavaba entre las hileras de ladrillos y poco a poco separaba las piezas. Con ello descarnaba la obra constructiva, llegando a abrir brechas en las filas de adobe y destruyendo totalmente el muro.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. m. Máquina militar que se empleaba antiguamente para batir puertas o murallas, consistente en una viga larga y muy pesada, uno de cuyos extremos estaba reforzado con una pieza de hierro o bronce, labrada, por lo común, en forma de cabeza de carnero.
    • c1400 Anónimo Biblia romanceada (RAH 87) [1995] fol. 141v Es (CDH )
      En su manderecha era / el aguero para jherusalem para poner los / arietes / / los carneros [para abrir boca en matança, para alçarnos con aublaçion, para / poner] contra las puertas / para echar bastida & para hedificar / palenque. & sera a ellos por (auguri)(zar) / aguero de balde en sus oios dellos / jurantes de juras a ellos & el se acordara / del pecado para que sea preso / & por tanto assi dize el señor d(o)[i]os: / por quanto membrastes uuestros pecados / para demostrar uuestros errores con todas / uuestras malas obras por las remembrar / con la mano seredes presos / & tu matado iniquo principe de israel / cuyo dia vino en tiempo del pecado / del plazo; assi dize el señor dios / quita la diadema & (quita) [alça] la corona / & est[o] [no esto] lo baxo (no) alçe & lo alto (no) / humilia; torçida torçida torçida / la porne & aun aquesto no fue fasta / que aquel uenga cuyo es el juyzio / & dar gelo he.
    • 1490 Palencia, A. VocLatRomance [1967] Es (NTLLE)
      [...] a cuya semeiança se dize aries, vn pertrecho de guerra con que enlos combates se baten los muros et se derruecan, dende se dize arietare, romper algo a manera deste ariete.
    • 1549 Urrea, J. Trad Orlando Ariosto [1988] 688 Es (CDH )
      / Habían los arietes así el duro / muro roto en cien partes, no de paso, / que bien podían por más ya de una parte / socorrer al valiente Brandimarte.
    • 1540-c1550 Mejía, P. Silva [1989-1990] I, 234 Es (CDH )
      Los arietes (que pienso ser los que agora llaman bayvenes), según Plinio, en el cerco de Troya los inventó Epeo; y, según Vitruvio, fue invención de los carthaginenses.
    • 1563 Denis, M. Trad Pintura antigua Holanda [1921] 181 Es (CDH )
      Ansí, que a la gran Pintura, no solamente la tengo yo por provechosa, pero es en la guerra muy necesaria, para las máquinas y instrumentos bélicos, para la catapultas, arietes, vinias y testúdines y torres herradas y puentes; y (pues el malvado tiempo de estas armas ya casi del todo no se sirve y las desechan las bombardas) para la manera de las bombardas, trabucos, cañones reforzados y arcabuces y, mayormente, para la forma y proporciones de todas las fortalezas, rocas, bestiones, baluartes, fosados, minas, contraminas, trinchera, bombarderas, casasmatas para los reparos o caballeros, revellinos, gaviones, merlos, almenas [...].
    • c1581 Cervantes Saavedra, M. Tragedia de Numancia [1995] 1122 Es (CDH )
      / ¿Pensáis que sólo atierra la muralla / el ariete de ferrada punta, / y que sólo atropella la batalla / la multitud de gente y armas junta? / Si el esfuerzo y cordura no se halla, / que todo lo previene y lo barrunta, / poco aprovechan muchos escuadrones, / y menos, infinitas municiones.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] 138v Es (CDH )
      Y como contra ellos se hiziesse un valuarte hazia el muro con árboles que pusieron en aquel lugar, el qual se augmentó con obras, con las ballestas echavan pedaços de hierro encendido y quemaron toda la munición; y llegándose la testudo arietaria al muro para lo herir, echaron abaxo un lazo; y teniendo enlazado al arietes, no consintieron que tocasse el muro con la cabeça, y rodeándole por el témpano y la ergata, en conclusión, destruyeron toda la máchina con maleolos encendidos y con golpes de ballestas.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )

      Testudo: arietaria máchina en que estava metida la viga para herir dicha ariete.

    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )
      Allende d'esto, las guarniciones del muro y de las torres han de estar ayuntadas con cavas, porque son muy seguras, que ni los arietes, ni las minas, ni otros artífices las pueden dañar.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )

      Toro: un leño gruesso torneado de la máchina arietaria, en el qual, puesto el ariete, arrojándolo y recogéndolo, haze grandes effectos.

    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] 135v Es (CDH )
      Poníase también en ella la máchina arietaria, que en griego se llama griedochi, que es viga arietaria en la qual estava el toro, que es un gruesso leño y redondo hecho a torno adonde está puesto el ariete.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] 136v Es (CDH )
      Alrededor de los tablados se pongan setos, texidos espesíssimamente y verdes, con cueros muy crudos, cosidos entre sí, doblados y llenos de ovas o de pajas mojadas con vinagre y toda la máchina se cubra d'esto alrededor; y assí resistirán a los golpes de las ballestas y a los ímpetus del fuego. Máchina que se dize testudo para cegar las fossas, añádesele el que llaman ariete.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )
      Y el que llamaron cuervo, destruydor o grulla usava también del ariete con ruedas.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )
      Pero un cirra de Calcedonia hizo primeramente una basa de maderia con unas ruedas puestas debaxo, y encima unos arrectarios, que son maderos derechos y altos, y juntolos, y de las junturas de los maderos colgó el ariete y cubriolo con cuero de buey, por que estuviessen más seguros dentro los que tenían de herir el muro con la máchina.
    • 1582 Urrea, M. Trad Arquitectura Vitruvio [2000] Es (CDH )
      Primeramente, el ariete, que es máchina para batir, dizen que se halló d'esta manera: los carthaginenses pusieron campo sobre Cáliz para tomarla; y, aviendo tomado primero el castillo, se esforçaron de arruynalle; y, no teniendo instrumento conveniente para ello, tomaron una viga; y, sosteniéndola con las manos y la cabeça, hiriendo continuamente el alto muro, derribavan por orden las piedras; y assí, de grado en grado deshizieron toda la muralla.
    • 1589 Pineda, J. Diálogos Agricultura cristiana [1963-1964] Es (CDH )

      Los fenices hallaron la honda y la ballesta común, y Piseo Toscano la trompeta de metal, y el galápago Artemón Clazomenio; y el ariete para derrocar murallas y torres, que dice Plinio haberse llamado potro, inventó Epeo en la guerra de Troya; y como éste ande pregonado por inventor del caballo, con que se dice haber sido tomada Troya, parece se poder decir que, por haber inventado el ariete con que derrocaron la muralla, se compuso el cuento del caballo en que iban sesenta de los más valientes príncipes griegos, y para cuya introdución en la ciudad se dice haber derrocado los troyanos parte de su muralla.

    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )
      Pero su figura, differente de la del galápago y ariete, por quanto ésta era una armazón de gruessos maderos con baras de hierro muy bien travados y guarnescidos dentro de la qual se enceravan tantos hombres como para llevarla eran sufficientes.
    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )
      Tenía, assí mismo, la trabe férrea, como el galápago y ariete, la metálica y arietina.
    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )

      De las máquinas que los antiguosllamaron testudiney arietey de la forma que tenían y officios a que se applicavan. (hoja 4)

    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )
      La máquina llamada ariete, que quiere dezir 'carnero', se aplicava, assí mismo, al combatir las fortalezas y derribar las murallas; llamáronla de este nombre y aun diéronle la figura y forma de aquel animal por el effecto que con ella se hazía y modo como se exercitava, porque, assí como el carnero con los duros cuernos combate con otros animales y, para de nuevo y con mayor ímpetu arremeter, torna atrás, assí mismo se hazía con esta máquina y con la traba aretina que dentro de sí llevava; era esta trabe semejante a aquella de la testudine, pero aquella cabeça de bronzo que atormentava las murallas era semejante a una gruessa cabeça de carnero, según que la figura que aquí se vee representa.
    • 1592 Collado, L. Artillería [2000] Es (CDH )

      Haviendo, Cathólica Magestad, de fundar todo el intento de la presente hobra sobre la plática y exercicio manual de esta horrible máquina del artillería y de los effectos estupendos d'ella y de la pólvora, cómo se aplica a las jornadas de mar y factiones de tierra y cómo son forçadas las murallas y torres grosíssimas y muy antiguas a manifestar a los ojos de los enemigos lo más secreto y interior de sus entrañas, como se haze con las minas, parecíome ser cosa a propósito representar aVuestra Magestad aquí algunos instrumentos y máquinas con las quales los muy antiguos capitanes solían expugnar las ciudades y fortalezas y hazer el officio mismo que el día de oy se haze con el artillería, a lo que al me ha movido las razones siguientes: la primera es la qualidad de la materia, que es de batir qualquier muralla —cosa tan anexa a la continencia de esta hobra—; la segunda fue por hornamento d'ella; y la tercera porque el tiempo, consumidor de todas las cosas, no dé en todo al olvido la forma de las máquinas con que antiguamente se hazían las baterías, de las quales, aunque algunos auctores han escripto raros libros de aquellos se hallan en nuestro tiempo, y tanbién porque, aunque sea verdad que todas las cosas nuevas son más bien vistas, las máquinas, pues, Real Magestad, con que los antiguos solían expugnar las fortalezas y batir las murallas eran éstas: las cathapultas, las balistras, las vineas, los arietes, las testudines y eliopoles, el compago, el escorpión, las sambucas y otras muchas que, por no ser a Vuestra Magestad molesto, dexaré de tratar de algunas d'ellas, representando solamente las figuras de aquellas que en aquel tiempo eran de mayor importancia para el uso y exercicio de la guerra.

    • a1593 Isaba, M. Cuerpo milicia [1991] Es (CDH )
      [...] y en esta forma —según muchos escritores antiguos— se entretuvo el mundo, hasta que después, formándose Reinos y Senados e Imperios de tantas provincias como hay en él, inventaron muchos géneros de armas, así de a caballo como de a pie, formas e ingenios para combatir ciudades y castillos fuertes y ha escudriñado tanto el hombre y fatigado tanto su ingenio sobre las invenciones para consumir y deshacer el género humano, que no contento de tantas máquinas, pertrechos, mantas, arietes y bastidas que para la destrucción del hombre nacieron, se buscó e inventó la pólvora y artillería, arcabuces, mosquetes, minas, morteretes, trompas de fuego tanto género de instrumentos, que sobre este caso no se puede decir sino que algún diablo desterrado del Infierno trajo en la mano del hombre estas invenciones para por ellas ver la destrucción del mundo y más fácilmente poblar la corte dañada de ánimas perdidas.
    • 1583-1596 Mosquera Figueroa, C. Comentario disciplina militar [2000] Es (CDH )
      Y no están tan fuera d'él los arietes, testúdines, onagros, lupos y otras máquinas que en las guerras de Italia, Francia y Alemania no las ayan usado nuestros españoles en tiempo del invictíssimo Emperador don Carlos Quinto.
    • 1583-1596 Mosquera Figueroa, C. Comentario disciplina militar [2000] fol. 5v Es (CDH )
      Y en la mesma antigüedad (como dize Vitruvio) los primeros arietes que salieron a luz en el mundo fueron los que los cartagineses en España inventaron, con que allanaron los muros de la ciudad de Cádiz, y, después, subiendo en la mayor fineza que jamás estuvo la artillería e ingenios de fuego y artificios modernos que sucedieron a las balistas, y a los escorpiones o arcubalistas, y a los trabucos tiradores de piedras, de que fue inventor el famosíssimo filósofo y mathemático Arquímedes Siracusano, de arquitectura milagrosa, a quien en este particular algunos de nuestro tiempo han llegado, y excedido, haziendo demostraciones increýbles con este elemento del fuego para negocios que de improviso se ofrecen en la guerra.
    • 1598 Rojas, C. Fortificación [2000] fol. Iv Es (CDH )
      [...] ¿Qué nombres y qué títulos merece / El docto Rojas, que del arte oculta / Lo más difícil a su patria ofrece? / No de sus fuertes fábricas resulta / La resistencia antigua que se hazía / Contra el ferrado Ariete, o Catapulta, / Sino contra la horrible Artillería, / Que en formas tan diversas y espantosas, / El infierno vomita cada día, / Rojas no hace fáciles las cosas, / Que en otro tiempo a los ingenios altos / Eran, si no imposibles, muy dudosas [...]. /
    • 1607 Rojas, C. Sumario milicia [2003] Es (CDH )
      Por manos será con fosos y murallas; en lo primero se tomará consejo más siguro, porque en el llano se requiere la yndustria y maña del fundador y bemos ciudades muy antiguas en campos abiertos que con faltarles el ayuda natural del sitio, con todo, con el arte y la obra se han hecho ynespugnables; y así, no quisieron los antiguos que el çircuyto de la muralla fuese derecho porque no estubiese a propósito de los golpes de los arietes, y ansí cercaron las ciudades de muros hechos desde sus fundamentos con entradas y salidas, y en los ángulos pusieron torres muy espesas por raçón que si algún enemigo quisiere arrimar escalas a las murallas las defendiesen desde aquellos traveses de torres; con esta raçón se a de haçer la muralla, porque no sea arruynada fabricar se a por la parte de adentro distantes una de otra veinte pies y la tierra que se sacare del foso se colocará en medio de las paredes y con pisones se apretará, y conbiene que la paredad de adentro sea un poco más baxa que la de la haz de afuera, y la tercera pared de adentro sea más baxa que su compañera, de tal manera que la gente que estubiere en lo llano de la plaça suba por la qu'está dulçe a las defensas de los arietes o baybenes; y asimismo se a de adbertir que no puedan ser quemadas las puertas aunque les pongan fuego y para su remedio se an de cubrir con cueros y planchas de hierro; y lo más siguro es haçer en la puerta una torre y en ella un castillo pendiente, y allí unos agujeros para echar de arriba agua y alquitrán ardiente para quemar a los enemigos y también para echar agua fría para apagar el fuego que allí hubiere; ansimismo se adbierte que se an de hacer fosos muy hondos y anchos porque el enemigo no pueda meter las minas por ser muy hondos y con el agua que allí manare o con la llobediza se meterá en los fosos.
    • 1607 Rojas, C. Sumario milicia [2003] fol. 44v Es (CDH )
      [...] y la tercera pared de adentro sea más baxa que su compañera, de tal manera que la gente que estubiere en lo llano de la plaça suba por la qu'está dulçe a las defensas de los arietes o baybenes [...].
    • 1607 Rojas, C. Sumario milicia [2003] fol. 45v Es (CDH )
      Fuera d'esto, la gente que llebava escalas para subir a los muros ay otros yngenios con que se combaten, conbiene a saber: testúdines, arietes, hoçes, bineas, plúteos, músculos y torres.
    • 1607 Rojas, C. Sumario milicia [2003] Es (CDH )
      El ariete es un madero con una punta de hierro a hechura de cabeça de carnero; y la hoz es otro madero con la punta torcida para sacar las piedras de la muralla quando estén movidas del ariete.
    • 1609 Vega Carpio, F. L. Jerusalén conquistada [1951] I, 324 Es (CDH )
      / No tiene que lleuar su gente acuestas, / Para embestir los muros con los pechos, / Arietes testudines, ballestas, / Mantas, humeas, puentes y pertrechos: / Las manos muestra a la ocasion dispuestas / Dos vezes dos exercitos desechos, / Estas, dizen, que solas seran parte, / Para poner en ellos su estandarte.
    • 1609 Vega Carpio, F. L. Jerusalén conquistada [1951] II, 10 Es (CDH )
      / Acercaua vn Ariete Romano, / (Maquina de madera entonzes fuerte) / A la muralla vn esquadron Britano, / Miròla Garzeràn, temio la muerte: / Atajado el valiente Castellano / Saltò en el tronco de la misma suerte, / Que la cabra montes los cuernos hinca, / Y al Pirineo los estremos brinca.
    • 1609 Vega Carpio, F. L. Jerusalén conquistada [1951] Es (CDH )
      / Entre ruynas que la guerra afea, / Que el tiempo acaua inmensas Babilonias, / La Sambuca, el Telon, y la Ronfea, / Yazen sobre las torres Poligonias: / La maquina versil, y la Tetrea, / Donde en las fuertes ruedas Calzedonias / Caminaua el Ariete Romano, / Vencida de la yerua mide el llano.
    • 1611 Covarrubias, S. Tesoro Cast Es (NTLLE)
      MORVUECO, el carnero viejo, que es padre dela manada, y por estar muy gordo y fuerte especialmente en la cabeça y pescueço se dixo assi, por alusión del ariete, instrumento belico antiguo, con que batian los muros: dando a entender que qualquiera cosa que se le ponga delante al morueco la derribara [...].
    • c1579-a1613 Argensola, L. Rimas [1950] 241 Es (CDH )
      No de sus fuertes fábricas resulta / la resistencia antigua que se hazía / contra el ferrado ariete o catapulta, / sino contra la horrible artillería, / que en formas tan diuersas y espantosas / el infierno vomita cada día. / Rojas nos haze fáciles las cosas / que en otro tiempo a los ingenios altos / eran, si no impossibles, muy dudosas [...]. /
    • 1613 Rojas, C. Compendio fortificación [2000] fol. 5v Es (CDH )
      De aquí nace la estimación de los hombres experimentados en su larga edad, para lo qual sabemos que antiguamente no avía otras armas, sino ballestas de palo y para romper las murallas un madero aforrado de hierro que llamavan ariete, y luego se inventó la pólvora, y de allí la horrible artillería, que si no se experimentara no se supiera su eficacio.
    • 1613 Rojas, C. Compendio fortificación [2000] fol. 28v Es (CDH )
      Quisso la fortuna que dentro de pocos días vino sobre la ciudad el Rey Demócrito y le puso sitio, trayendo consigo un bravo ingeniero ateniense que se llamava Epímaco, al qual, como el Rey huviesse ya assentado su exército, le llamó y le dixo: "Mira, Epímaco, que tengo larga relación de que son muy gruessas estas murallas, por lo qual, no las podrán romper los arietes, y también, ya ves que son muy altas para escalarlas, por tanto, conviene que mires bien lo que se hará para esta expugnación".
    • 1616 Anónimo Loa 442 Loas Es (CDH )
      / Ya con el veloz trabuco / amenaza las almenas, / ya con el agudo ariete / las fuertes cercas barrena.
    • 1626 Caro, R. Días geniales [1978] Es (CDH )
      Mi puño es una ballesta, / mis codos tiros pedreros, / arietes son mis hombros / que echan muros por el suelo.
    • 1627 Bocángel, G. Rimas [2000] 80 Es (CDH )
      / Aquí sulcó después el temeroso / de Frixo y Hele lamentable Ariete, / por el precepto del piadoso padre, / contra las iras de supuesta madre.
    • 1627 Bocángel, G. Rimas [2000] 80 Es (CDH )
      / Entró el Ariete, cual antiguo abeto, / a padecer agravios de Neptuno; / al arbitrio del Bóreas imperfeto, / sin nauta se fió, sin rumbo alguno.
    • 1627 Carvajal Robles, R. Poema Antequera [1963] Es (CDH )
      En tanto, cada Príncipe arremete / sin temor el adarue más seguro / con la azerada testa del Ariete; / y la bola que escupe el bronze duro, / el golpe de baybén las piedras mete / en las entrañas de su propio muro, / y la bala que arroja la culebra, / del bronze bramador, las hunde o quiebra.
    • 1640-1642 Saavedra Fajardo, D. Empresas [1999] Es (CDH )
      ¿Qué reparo previno la defensa, que no le expugne el tesón? Los muros más doblados y fuertes los derribó la obstinada porfía de una viga herrada, llamada ariete de los antiguos, porque su punta formaba la cabeza de un carnero.
    • a1659 Dgz Camargo, H. Ignacio Loyola [1986] Co (CDH )
      Antes que tú nacieses, el membrudo / jayán era temido, y el soldado / la defensa preciaba de su escudo; / un dardo de la cuerda era arrojado / el áspid más fatal; ariete rudo / desmigajaba el muro levantado; / nacida tú al cañón, halló tu ira / contra distantes vidas longemira.
    • 1703 Garau, F. Sabio instruido [2003] Es (CDH )
      Todo se sacrifica a un Imperio: y es un cetro el ariete mas poderoso para derribar qualquier muro de la obligación mas natural: y asolar qualquier torre de buena ley.
    • 1706 Stevens, J. New Spanish English dictionary Es (NTLLE)
      Ariete, a Battering Ram, us´d in ancient Times to batter the Walls of Places befieg´d.
    • 1726 RAE DiccAutoridades (NTLLE)
      ARIETE. s. m. Máchina militar de que usaban antiguamente para batir murallas de Ciudades, como lo hace oy la artillería. Llamóse assi, porque era una viga grande, en cuya punta se ponía y fijaba una cabeza de Carnéro de acéro, que era con lo que se batía la muralla.
    • 1742 Luzán, I. Virtud coronada [1995] Es (CDH )
      / ¿No me has visto en la campaña / [ fol. 139 v, a ] por escuadrones contrarios * / romper animoso haciendo / en su oposición estrago? * / ¿No me has visto cuando al muro / el ariete ferrado * / abrió en duro encuentro puerta / ser el primero al asalto? / ¿Pues ahora temes q ue puedan / de una mujer los halagos / rendirme tan fácilmente?
    • 1755-1772 Lucuze, P. Principios Fortificación [1772] p. 154 Es (BD)
      El Cañon es una maquina inventada despues de la descubierta de la polvora, en lugar del Ariete que usaron los antiguos, para romper los muros.
    • 1774 Llobet, F. Carta a Rdz Campomanes Epistolario Rdz Campomanes Es (CDH )
      Estoy en el concepto que esta máquina es un ariete de que se valió el Rey Don Pedro de Aragón para batir el castillo de Leort a 5 de julio del año de 1297 contra Arnaldo de España en defensa de la Condesa de Pallás Doña Sibilia, hija de la Princesa Doña Láscara, pues se halla la máquina a media legua del castillo.
    • 1786 Terreros Pando, E. DiccCastVocesCienciasArtes (NTLLE)
      ARIETE, antigua maquina de guerra, con que en lugar de artilleria batían las murallas, y fortalezas. Fr. Belier. Lat. Aries, arietaria machina. It. Ariete, bolzone. Esta maquina era una viga, ó madero grande, armado de hierro por la punta; y algunas veces con hierros agudos, que formaban cierta especie de cuernos como los del carnero; y ya se suspendia con maromas para dejarla caer, ya se conducia en ruedas, y ya se sostenia por los mismos que la impelían en declive contra el mouro. […] El nombre, según algunos, se le dio por batirse con ella, como se golpean mutuamente los carneros. Los Arietes eran tan formidables, que los había de 120. codos de largos […]. La Maquina que oponían los sitiados se llamaba Lobo.
    • c1806 Jovellanos, G. M. Descripción castillo Bellver [1970] Es (CDH )
      Considerado este castillo en su primera época, y cuando no conocida aún la moderna tormentaria, sólo podía ser combatido con arietes y catapultas, su fuerza era de las más respetables de aquel tiempo, así por su áspera y eminente situación, como por la solidez de sus muros y defensas, altura y robustez de sus torres, y anchura y profundidad de sus cavas.
    • 1807 Anónimo (El Tuteador) "Sobre tratamientos" [04-08-1807] El Aviso de La Habana (La Habana) Cu (HD)
      Por mas que yo quiera fundar mi método, no ha de faltar algún regañón que diga que esto es pensar con los casos á la gineta. Yo no hablo con estos, porque el único argumento para testas férreas es el de un fornido ariete que las bata á estilo de muralla sitiada.
    • 1819 Glz Carvajal, T. J. Trad Salmos, IV [1819] 27 Es (CDH )
      Á las naciones / Decid y dad pregones del gobierno / Del Señor Dios eterno, que corrige / Al orbe, y lo dirige, mas seguro / Y estable que del muro la firmeza / De recia fortaleza, que ni ariete / Ni máquina lo inquiete.
    • 1826 San Miguel, E. Elementos arte guerra [1990] Es (CDH )
      Los antiguos tenían en sus catapultas y en sus arietes suficientes medios de batir las de su tiempo.
    • 1828 Moretti, F. DiccMilitarEspFr Es (BD)
      ARIETE. s. m. ant. Bélier, carea-moysse, mamouton, mouton. Máquina que usaron los antiguos para abrir brecha en las murallas. El ariete se componía de una gruesa palanca formada de dos ó mas vigas atadas fuertemente entre sí, y armado uno de sus extremos de un grande pedazo de hierro macizo en forma de una cabeza de carnero con sus cuernos. Habia arietes suspendidos, y los había de corredera. Los suspendidos lo estaban por medio de unas cadenas de hierro a una armazon de gruesos maderos en forma de un barracon cuadrilongo, al que por medio de unas ruedas se le hacia andar y aproximar á las murallas enemigas. Colocado donde convenia, cien hombres, á cubierto de los tiros de las armas arrojadizas del enemigo colocados en el barracon, y tirando de las cuerdas que se hallaban al otro extremo del ariete, le daban el impulso necesario para con sus golpes, batir, demoler y destruir las murallas enemigas, é introducirse por las brechas. Los arietes de corredera estaban situados sobre unos potros, y andaban por medio de cilindros; se colocaban también á cubierto de los tiros enemigos debajo de un barracon, y se movían con el auxilio de garruchas y cuerdas como el suspendido.
    • 1834 Somoza, J. Minuta comedia [1904] Es (CDH )
      Serafín .Conozca su incongruidad.D.ª Práxedes .Cumple con este señor.D. Serafín . ¡Ariete de impertinencia! D.ª Práxedes .¿Mas con quien es la pendencia?D. Serafín .¡Catapulta del error! / Vuestra inepcia confesando, / silogístico infeliz, / per plateas et vicosid! / la palinodia cantando. /
    • 1844 Rdz Ferrer, M. "Sin Parlamento no porvenir" [26-07-1844] El Clamor Público (Madrid) Es (HD)
      Por otra parte la imprenta ha coronado la emancipación de aquella, y la imprenta es en estos siglos que alcanzamos, una máquina de guerra, que afianzada cada vez mas en sus manos, es mas formidable aun que la del ariete lo era para los formidables muros.
    • 1828-1849 Díaz, N. P. Poesías [1866] 270 Es (CDH )
      / Templos, altares, tronos y ciudades / En escombros los vándalos hundieron!... / Y ¿do está la mansion que construyeron / Con su ariete infernal? / ¿Dó se levanta la ciudad atéa? / ¿Dó está tu trono, pueblo soberano? / ¿A qué frente rodó, de tu tirano / La diadema imperial?... / Esclavo siempre, la cadena al cuello, / Rompes el seno á la fecunda tierra, / Sin que el tesoro que madrastra encierra / Compense tu sufrir.
    • 1843-1858 Baralt, R. M. Poesías [1964] 103 Ve (CDH )
      Ni en la cruenta / lid de piedad exenta, / cuando del bronce comprimido estallo / el ígneo rayo, o del bruñido acero / agitado con ira aciaga lumbre / se desprende, fortísima muralla / del inflamado ariete y de la mina / cede el embate, y lúgubre rüido / hace al caer entre el estrago fiero; / ni el cielo, el llano y la fragosa cumbre, / cubriendo de humo y polvo, en su rüina / al vencedor sepulta y al vencido.
    • 1861 García Santisteban, R. Ramo ortigas Es (FG)
      ¡Qué bueno está! masculla uno de los chiquitines sin dar tregua al trabajo de ariete contra la mole de leche amerengada que casi toca con las narices.
    • 1862 Villamartín, F. Nociones arte militar [1989] Es (CDH )
      Pueblos y razas han desaparecido para dar paso a nuevos pueblos y razas que se han abierto camino con los arietes y catapultas; las ideas no han dominado en el mundo de los hechos hasta recibir sanción de sangre, y no de otro modo que a punta de bayoneta se ha rasgado el velo de las tinieblas de siglo en siglo.
    • 1865 Justiniano Arribas, J. Roger de Flor [1865] Es (CDH )
      Rompe el combate: horrendo vocerío / Entrambas haces dan al vago viento: / Confuso resonando en el vacío, / Crece el sordo batir cada momento. / Al duro golpe del ariete impío / Se mezcla aterrador triste lamento: / El turco trás la almena se guarece / Y en la sangrienta lucha se enardece.
    • 1865 Justiniano Arribas, J. Roger de Flor [1865] 386 Es (CDH )
      / »De Seléucia rompiendo la cadena, / Hoy á Dios tornaremos sus altares: / Empero ved que á la robusta almena / No quebranta el ariete los sillares.
    • 1870 Barrios, C. Nociones artillería I [1870] Es (CDH )
      Antes de la aplicacion de la pólvora al arte de la guerra, se empleaban distintos ingenios ó máquinas, que eran conocidas por los nombres de arietes, balistas, catapultas, eliópeles, faláricas, y otros análogos, sirviendo para quebrantar los muros y para arrojar á gran distancia y con poca velocidad una ó muchas piedras, ú otros cuerpos duros, que podian herir ó matar á algunos de los enemigos dejándolos fuera de combate.
    • 1872 Vilanova Piera, J. Compendio Geología [1872] Es (CDH )

      Accion mecanica. En cuanto al modo de obrar mecánico y físico, es debido á la accion determinada por las tres especies de movimientos indicados, á que se hallan sujetas las aguas del mar, poderosamente auxiliadas por los materiales mismos que levantan, y que arrojados con más ó ménos ímpetu sobre la costa, obran á la manera de un antiguo ariete.

    • 1873 Pz Galdós, B. 19 marzo y 2 mayo [2002] 26 Es (CDH )
      Iguales disposiciones tiene el pie derecho; si algo eminente y extraordinario ha de hacerse en el baile, es indudable que lo hará el pie derecho; él es también el que salta en la fuga, el que golpea la tierra con ira en la desesperación, el que ahuyenta al perro atrevido, el que aplasta al sucio reptil, el que sirve de ariete para atacar a un despreciable enemigo que no merece ser herido por delante.
    • 1873 Pz Galdós, B. 19 marzo y 2 mayo [2002] Es (CDH )
      Aún no lo había dicho, cuando rápida, fuerte y destructora como un ariete romano, la mano derecha de la maja voló en dirección de la cara de Pujitos, y el carrillo de este resonó con tremendo chasquido.
    • c1875 Costa, J. HRevolución española [1992] Es (CDH )
      Tuvieron en esta empresa buena parte, a más de los ministros, o como auxiliares suyos, la prensa independiente y los escritores llamados a la corte de los reyes para gloria suya, ¡sin echar de ver que con esto abrigaban y calentaban en su seno la serpiente que había de ahogarlos! los reyes que antes habían convidado a los ciudadanos / del municipio contra la nobleza, quisieron honrar ahora a los literatos, y éstos reanimados con tan inesperada protección, y escudados tras ella contra los dardos de la malevolencia teocrática o contra las persecuciones curiales, se dieron a combatir, ora a las calladas y en sátira horaciana y suave, ora al descubierto y asestando finísimos golpes de ariete, todo lo que la sociedad miraba con más respeto y observaba más escrupulosamente, todo lo que la humanidad había tenido por más siglos en clase de dogmas inconcusos, las costumbres inveteradas, la administración comida de rutinas, el escolasticismo, la Iglesia, la fe, las supersticiones religiosas, hasta las tradiciones más gratas a los pueblos; a la vez que esto, los jurisconsultos revolvían en el fondo de su conciencia inquiriendo las raíces del derecho para agitarlas como bandera a la cabeza de las muchedumbres, en daño de los privilegios y en descrédito del despotismo, y cuando no las hallasen, creyendo leer en la más apartada noche de los tiempos no sé qué caracteres ilegibles de un pacto primitivo entre los hombres; y paralelamente con ellos, los ministros, aficionándose a las reformas, iban desanudando la complicada trama de la administración, tejida a capricho de los monarcas absolutos, y la sustituían con otra más regular, racional y sencilla, si bien más centralizada, y como consecuencia más tiránica —llamando por uno y otro camino a la vez a las puertas de la / Revolución.
    • c1875 Costa, J. HRevolución española [1992] 81 Es (CDH )
      Como antes habían convidado a los ciudadanos del municipio contra la nobleza, quisieron honrar ahora a los escritores, filósofos, jurisconsultos, etc., sin echar de ver que con esto calentaban y abrigaban en su seno la serpiente que había de ahogarlos: reanimados con tan inesperada protección y escudados tras ella contra los dardos de la malevolencia teocrática o contra las persecuciones curiales, se dieron a combatir, ora a las calladas y en sátira horaciana y suave, ora al descubierto y asestando furiosos golpes de ariete, todo lo que / la sociedad miraba con más respeto y observaba más escrupulosamente, todo lo que la humanidad había tenido por más siglos en clase de dogmas inconcusos, las costumbres inveteradas, la administración comida de rutinas, el escolasticismo, la Iglesia, la fe, las supersticiones religiosas, hasta las tradiciones más gratas a los pueblos: a la vez que esto, los juriconsultos revolvían en el fondo de sus conciencias inquiriendo las raíces del derecho para agitarlas como bandera a la cabeza de las muchedumbres en daño de los privilegios y en descrédito del despotismo, y cuando no las hallasen, creyendo leer en la más apartada noche de los tiempos, no sé qué caracteres ilegibles de un pacto primitivo entre los hombres.
    • 1873-1876 Caro, M. A. Trad Eneida Virgilio [1873-1876] Co (CDH )
      Los exclusos, que en vano buscan senda, / (Espectáculo fiero á los llorosos / Padres), á urgidos de presion tremenda / Caen despeñados en los hondos fosos, / Ó contra la muralla á toda rienda / Arrójanse á estrellarse impetuosos, / Y los ferrados postes acomete / La ciega masa con furor de ariete.
    • 1877 Rodrigo, F. J. G. HInquisición, III [1877] 517 Es (CDH )
      Empeño en que fracasaron los primeros herejes, no está reservado para la falsa filosofía moderna, ni jamás se realizará; porque las lucubraciones alemanas son débil ariete contra el muro de la santa fe católica, que es indestructible.
    • 1880 Barreras, A. Espadachín [2002] Es (CDH )
      Las atropelladas filas de los guardias abrieron paso a aquella cuña formidable, impulsada por los golpes de un ariete de carne humana que se extendía desde la casa del Platero hasta la Cárcel de Villa.
    • 1880 Barreras, A. Espadachín [2002] Es (CDH )

      El generoso bruto respondió dignamente a la recomendación de su amo. No bien se sintió asido, se levantó sobre las manos, y después de haber recogido las piernas, disparó a la imprudente rémora el más solemne par de coces que registran los anales hípicos.

      El torero, que recibió en pleno estómago aquel golpe de ariete, fue a caer cuatro pasos más lejos, lanzando lastimeros alaridos.
    • 1882 Pardo Bazán, E. Francisco Asís [1903] I, 17 Es (CDH )
      Pero así que sobre las ruinas de la época romana comienza a alzarse otra distinta, la voz que ordenó al bárbaro andar y andar, le manda deternerse; y si antes su fuerte brazo era ariete, ahora sus hombros robustos serán base y cimiento de la nueva sociedad.
    • 1884 Piferrer, P. España: Catalunya [2003] Es (CDH )

      Con su llegada redobla la actividad de los francos: tiéntanse asaltos repetidos; sitiadores y sitiados contienden con furor al pie de los mismos muros; hasta que el daño propio, avisando a cada parte de lo infructuoso de estas refriegas, les obliga a echar mano de toda la fuerza de la tormentaria. Los fundíbulos y las catapultas disparan crujiendo los proyectiles, que van asestados mutuamente contra las mismas máquinas; y el ariete bate los anchos sillares de la muralla romana, que no menoscabados por tantos siglos ni por las dominaciones anteriores, no ceden a sus golpes.

    • 1886 Acevedo Díaz, E. Brenda [2002] Ur (CDH )
      La fogosa pareja arrancó como una centella, en formidables sacudidas, bajo la fuerte mano de Raúl, y se dirigió con la violencia de un ariete sobre el tronco de tordillos negros, cogiéndolo por un flanco, con los pechos y la lanza, antes que el landó llegase a la hondonada.
    • 1887 Ximeno Ximénez Siluetas filipinas [1887] Fi (CDH )

      — ¡Como vuelva usted á decirme que le dé el sí, le arrimo á usted una patada en la boca del estómago, que le dejo sin respiración! exclamaba indignada una joven cimentada á todo riesgo.

      Esto prueba que en el sexo débil hay arietes naturales, capaces de dar un disgusto traumático á cualquier novio impresionable.
    • 1888 Acevedo Díaz, E. Ismael [1991] Ur (CDH )

      Uno de estos toros de guedeja descubierta, agilísimo y fornido, que traía sobre la vista enfurecida fibras vegetales enredadas en sus cuernos y el hocico cubierto de sangre por los dientes de algún perro, salvó el cerco endeble que circuía una pequeña huerta a espaldas de la casa; y precipitóse al corredor del frente, abatiéndolo todo a su paso con la fuerza de un ariete.

    • 1903 Obligado, P. S. Tradiciones argentinas [1903] Ar (CDH )
      Ella enseña, dice, predice, infiltra, inculca, machaca, insiste; pero á la larga triunfa, se abre camino, y objeciones, rutina, costumbres, obstáculos, sombras, errores, nada resiste, nada queda en pie; todo cae á sus golpes de ariete diariamente repetidos.
    • 1903 Obligado, P. S. Tradiciones argentinas [1903] Ar (CDH )
      La prensa es un poder y una fuerza, ariete que golpeando diariamente abre brecha en los más gruesos muros de la rutina.
    • 1905 Pz Galdós, B. Aita Tettauen [1905] 44 Es (CDH )
      Con sillas armaban plazas fuertes bajo la dirección técnica de Vicente, y en la última torre de ella se colocaba Pilarita dando voces, atribuyéndose, no sólo entidad militar de plaza sitiada, sino la divina entidad de Virgen del Pilar, y clamaba: "¡Yo no quiero ser francesa...; francesa, no... Aragoneses, defendisme...!" Adoptaba Bonifacio para embestir la plaza al ariete romano, y Manolo imitaba la artillería con los más fuertes zumbidos que articular podía su gran boca.
    • 1906 Pz Galdós, B. Vuelta mundo Numancia [2002] 72 Es (CDH )
      La estructura y proporciones del casco, que así expresaba la robustez como la ligereza; el extraño y novísimo corte de la proa, rematada en forma tajante como un terrible ariete para partir en dos a la nave enemiga; la colocación airosa de los tres palos; la altísima guinda de estos; el conjunto, en fin, de armonía, fuerza y hermosura, le dejaron asombrado y suspenso.
    • 1909 Pz Galdós, B. Caballero encantado [1977] Es (CDH )
      Y vosotros, niños numantinos, ¿con qué juegos os adiestraban para la guerra? ¿Jugabais a manejar la honda, a imitar las catapultas y arietes de vuestros enemigos?... Quiero saber si vuestras madres os llevaban pegados a sus pechos cuando iban a disparar flechas contra el romano... Héroes, decidme qué os daban de cenar vuestras mujeres cuando volvíais de la pelea: ¿cenabais guiso de cecina con erebintos, que hoy llamamos garbanzos?
    • 1909 Anónimo Biblia Reina-Valera [2002] Es (CDH )
      Y pondrá contra ella arietes, contra tus muros, y tus torres destruirá con sus martillos.
    • 1909 Anónimo Biblia Reina-Valera [2002] Es (CDH )
      Y pondrás contra ella cerco, y edificarás contra ella fortaleza, y sacarás contra ella baluarte, y asentarás delante de ella campo, y pondrás contra ella arietes alrededor.
    • 1909 Anónimo Biblia Reina-Valera [2002] Es (CDH )
      He aquí que con arietes han acometido la ciudad para tomarla; y la ciudad va á ser entregada en mano de los Caldeos que pelean contra ella, á causa de la espada, y del hambre y de la pestilencia: ha pues venido á ser lo que tú dijiste, y he aquí tú lo estás viendo.
    • 1909 Anónimo Biblia Reina-Valera [2002] Es (CDH )
      Porque así ha dicho Jehová, Dios de Israel, acerca de las casas de esta ciudad, y de las casas de los reyes de Judá, derribadas con arietes y con hachas [...].
    • 1916 Rey Pastor, J. Introducción matemática superior [1916] Es (CDH )
      Como advertíamos al principio, cuando el ataque a una fortaleza tenida por inexpugnable alcanza éxito al primer ensayo, sigue el ariete en su obra destructora hasta reducirla a escombros.
    • 1918 Blasco Ibáñez, V. Mare nostrum [1998] Es (CDH )
      La mandíbula batallaba con el chupón; la dentellada cortante y sólida, con la mucosidad fosforescente que resbala y huye; el golpe de cabeza demoledor como un ariete, con el latigazo de los tentáculos, más gruesos y pesados que la trompa del elefante.
    • 1919 Comas Solá, J. Astronomía I-II [1932] Es (CDH )
      ¡Vana esperanza! La punta demoledora, como colosal ariete que bate sin piedad la muralla
    • 1926 Pz Ayala, R. Curandero su honra [1991] Es (CDH )
      Colás, de costado y haciendo ariete con el hombro, descargó insistentes embestidas contra la puerta, hasta que saltó la cerradura.
    • 1927 RAE DMILE 1.ª ed. (NTLLE)
      ARIETE. m. Máquina que se empleaba antiguamente para batir murallas.
    • 1928 London, J. Historia pugilista 1286 Lecturas, noviembre de 1928 Es (CDH )
      En la pelea a distancia sus brazos giraban como la hélice de un aeroplano; en los clinches sus hombros semejaban arietes, y jamás dejaba de lanzar un golpe mientras tuviese una mano libre.
    • 1929 Díaz Fdz, J. Venus mecánica [1983] Es (CDH )
      Tranvías colgados de un hilo, autobuses como elefantes, "taxis" que destrozaban el castillo de la sombra con el doble ariete de sus faros.
    • 1932 Reyles, C. Gaucho Florido [1969] Ur (CDH )
      Abrojo revolió la muleta como un ariete y volteó a dos o tres.
    • 1942 García Velloso, E. Memorias hombre teatro [1994] Ar (CDH )
      El vibrante portalira que se llamó Núñez de Arce, lanza, como un ariete, "Los gritos del combate"; Galdós da a luz sus primeras novelas; la escuela positivista sucede al krausismo; aquel loco genial que se llamó Revilla, publica sus primeras críticas, que son todo un tratado de belleza; Menéndez y Pelayo asombra en el paraninfo de la Universidad.
    • 1946 Terradas, E. Neologismos [1946] Es (CDH )

      El primer "Tractado"es histórico; además de ideas generales sobre la Milicia, define y describe los viejos ingenios, la máquina catapulta, la balistra, la testúdine, el ariete y la heliópola, con prolijas consideraciones sobre la invención de la pólvora y defectos de las antiguas piezas de artillería.

    • 1946 Terradas, E. Neologismos [1946] 174 Es (CDH )

      Mucho se ha escrito y debatido sobre "engeños", máquinas para lanzar piedras a distancia y batir muros y baluartes por choque, o, con proyectiles huecos llenos de mixto inflamable, pegar fuego. Sobre quien construyera o inventara tales "ingenios"si castellanos, moriscos, judíos, genoveses, etc., se han aducido multitud de argumentos, fechas y datos; lo mismo ha ocurrido cuando en vez de medios puramente mecánicos se ha estudiado el origen de la proyección, con auxilio de la pólvora, de piedras (bolaños) o pellas de barro endurecido (bodoques). A los arietes y ballestas sucedieron búzanos, bombardas y pedreros.

    • 1947 Rojo, V. Elementos arte guerra [1988] 689 Es (CDH )
      Cuanto más profundamente penetren los tanques en la retaguardia del enemigo, más han de precisar el apoyo de la aviación. La colaboración entre los motores en tierra y los motores en el aire es una de las bases del combate moderno. Comparando las diferentes formas de empleo de los tanques en la guerra actual vemos que su fuerza de ariete se manifiesta en toda su plenitud precisamente en las fases móviles del combate
    • 1947 Rojo, V. Elementos arte guerra [1988] Es (CDH )
      Por ser medios de rápido desgaste debe concebirse su empleo en forma de ariete, en golpes muy fuertes decisivos y de duración limitada, previendo la inmediata explotación por otras tropas y asegurando siempre la recuperación de aquellas unidades para el golpe siguiente.
    • 1947 Rojo, V. Elementos arte guerra [1988] 686 Es (CDH )
      La columna acorazada es como un ariete que avanza abatiendo cuanto se le pone delante; pero sin poder diluirse ni amarrarse a su conquista para consolidar la ocupación de zonas extensas.
    • 1947 Rojo, V. Elementos arte guerra [1988] Es (CDH )
      Con todo lo cual la maniobra resulta mejor articulada , más vigorosamente dirigida , más potente , rápida y profunda , y el ataque, siendo el fuego en marcha , es también maniobra de la potencia , aplicada como ariete que golpea, rompe, penetra y actúa sin verse desarticulada dentro del sistema adversario, contrarrestando más eficazmente sus fuegos y destruyéndolo de manera más decisiva.
    • 1959 Arreola, J. J. Bestiario [1972] Mx (CDH )

      El gran rinoceronte se detiene. Alza la cabeza. Recula un poco. Gira en redondo y dispara su pieza de artillería. Embiste como ariete, con un solo cuerno de toro blindado, embravecido y cegato, en arranque total de filósofo positivista.

    • 1959 Arreola, J. J. Bestiario [1972] Mx (CDH )
      Antes de ponerse en fuga y dejarnos el campo, los animales embistieron por última vez, desplegando la manada de bisontes como un ariete horizontal.
    • 1960 Roa Bastos, A. Hijo hombre [1977] 216 Py (CDH )
      Algunas de las tablas ya comenzaban a ceder y a astillarse bajo los golpes de los rieles utilizados como arietes.
    • 1951-1961 Wash, R. Cuento tahúres [1997] Ar (CDH )
      Los periodistas habían entrado en una masa sólida, usando la técnica romana del ariete.
    • 1962 Carpentier, A. Siglo luces [1979] 95 Cu (CDH )
      Y aquello, que era intolerable, imposible de soportar durante una hora, se prolongaba día y noche, en un estruendo perpetuo, donde el derrumbe se confundía con el grito, el crepitar de las fogaradas con el trueno a ras del suelo de lo que rodaba, topaba, rebotaba, pegando como ariete.
    • 1963 Cortázar, J. Rayuela [1991] Ar (CDH )
      — Parecen dos jefes asirios con los arietes que derribaban las murallas —dijo Talita que no en vano era dueña de la enciclopedia—.
    • 1966 Lezama Lima, J. Paradiso [1988] Cu (CDH )

      Fibo era el alumno que empuñaba una pluma de hilos de colores, producto único y engendro satánico del barroco carcelario. Terminaba en un punto cruel, afanoso de hundirse en los arenales más blandos del cuerpo. Sus cambios de sitio estaban justificados por la ausencia del libro de lectura. Llegaba a un pupitre, fingiendo el alboroto de una apetencia de saber, subrayaba la necesidad de penetrar en el facistol del otro escriba, y hundía la pluma del tocoloro infernal por la rendija del pupitre anterior, electrizando la glútea por la penetración de aquel punto teñido de la energía del ángel color de uva. En el vecinito de enfrente se polarizaba una simultaneidad ante el ariete rizado con los colores de barbería.

    • 1968 Chueca Goitia, F. Breve HUrbanismo [1995] Es (CDH )

      Las torres deben ser redondas o de varios lados; porque si son cuadradas pronto son arruinadas por las máquinas de guerra, y los arietes rompen fácilmente los ángulos; mientras que en la forma redonda, las piedras, talladas como cuñas, resisten mejor a los golpes que no pueden empujarlas más que hacia el centro .

    • 1969 Anderson Imbert, E. Estafador se jubila [1985] 27 Ar (CDH )
      Algunos, componiendo con los brazos un ariete, se habían puesto a empujar la piedra.
    • 1970 Aguinis, M. Cruz invertida [1970] Ar (CDH )
      Las palabras del padre Torres penetraron con fuerza de arietes e iniciaron un movimiento de transmisión infinita.
    • 1970 Rivarola Matto, J. B. Yvypóra [2003] Py (CDH )
      Claro, cuando agarró del brazo a Anguyá-í, éste se columpió lanzando todo el impulso en el nudo del dedo mayor clavándoselo en la cara como la punta de un ariete.
    • 1972 García Hortelano, J. Mary Tribune [1999] Es (CDH )
      Me lancé a ellos, en ariete, y me dejaron paso hasta la barra, donde el dueño hacía caja, auxiliado por un ejemplar ovárico, reseco y greñoso, que me sirvió un cubalibre, atenta a sus albaranes más que a mi ron.
    • 1977 Vargas Llosa, M. Tía Julia [1996] Pe (CDH )
      ¿Frenadas? Sólo unos segundos, los suficientes para que las primeras filas de cada columna, convertidas en arietes por la presión de quienes venían atrás, las abollaran, hincharan, rajaran y arrancaran de cuajo.
    • 1981 Zaragoza, J. R. Concerto Grosso [1981] 34 Es (CDH )

      Lo primero que se podía observar era un automóvil, pero de un tipo muy especial. Las ruedas eran más grandes y más anchas que el prototipo en el que trabajaba Marcos. Su aspecto, pensó éste, no era en conjunto de automóvil de velocidad, sino de potencia. Porque todo el vehículo se encontraba recubierto de placas de hierro, como escudos yuxtapuestos, dejando sólo unas pequeñas rendijas para —era de suponer— que el conductor situado en el interior pudiera dirigirlo correctamente. La parte delantera presentaba dos formidables arietes. Y del centro emergía una pequeña torre, también recubierta de placas de hierro, de donde surgía un cilindro en posición horizontal, de utilidad desconocida pero de amenazador aspecto.

    • 1986 Cohen, M. Insomnio [1986] 182 Ar (CDH )
      ¿A qué venía ese nombre? Yo tenía que reencarnar al que el Espíritu había elegido para transmitirle un libro con endechas y gemir y plañir. Tenía que aleccionar a los descastados, los desobedientes, velar por ellos, alejarlos de la rebelión, evitar que se condujeran como escorpiones. Tenía que resistir los escarnios, pegar la lengua al paladar, asediar con arietes y tarteras la ciudad de las blasfemias, redimir a mis paisanos de la idolatría por muchos ultrajes que me infligieran. Mía sería la ayuda de los querubines y la victoria sobre Tiro y Asiria, sobre Gog y sus partidas, y al final se me concedería la visión de la Ciudad de los antaño dispersados: el lugar donde el mismo Jehová se plantaría.
    • 1986 Moix, T. No digas [1993] Es (CDH )
      Era el silbido feroz de las catapultas arrojando su carga mortal, el estampido repiqueteante de los arietes arrojados una y otra vez contra las enormes puertas de los templos y de las bibliotecas, el chirrido escalofriante de las gigantescas torres de madera que se iban acercando a las murallas con su cargamento de romanos dispuestos a asestar un último y definitivo golpe a lo que quedaba de Alejandría.
    • 1986 Moix, T. No digas [1993] 219 Es (CDH )
      Se preguntan a qué vienen tantas marchas, tanto cavar trincheras que no sirven para nada, tanto quitar el polvo a catapultas y arietes cuyos goznes casi se han oxidado...
    • 1986 Moix, T. No digas [1993] Es (CDH )
      Catapultas, torres de asalto y un ariete tan enorme que era capaz abrir boquetes en las murallas más sólidas.
    • 1987 Fdz Castro, J. Novia Capitán [1987] Es (CDH )
      Curiosamente, una vez que vino a buscarla la Remedios y se fue pasillo adelante con la bandeja a modo de ariete, Laureano y ella sólo se habían visto en presencia de familiares y amigos, por lo que, en lo que a ellos respectaba, nada irreparable había sido dicho aún al respecto.
    • 1987 Muñoz Molina, A. Invierno Lisboa [1995] Es (CDH )
      Él mismo regía el ariete del tiempo, como cuando tocaba el piano y los otros músicos y quienes lo escuchaban eran impelidos hacia el porvenir y el vacío por el coraje de su imaginación y la disciplina y el vértigo con que sus manos se movían al pulsar el teclado, no domando la música ni conteniendo su brío, entregándose a él, como un jinete que tensa las riendas al mismo tiempo que hinca los talones en los ijares de un caballo.
    • 1989 Aparicio, J. P. Retratos [1989] 84 Es (CDH )
      Trazaron los romanos un encañado sangrador que desplazaba las aguas, pasándolas por un completísimo sistema de mallas, hacia las tierras más bajas del llano; descendía el nivel de La Charca y descendía la resistencia de los concanos... pero, aun así, la lucha fue terrible: el agua se espesó con sangre concana y con sangre romana; a cientos cayeron los concanos, a miles los romanos; cieno, espuma y baba de las guerras, hierros y máquinas, tablones, cueros, armazones, arietes, catapultas, todo lo engulló la charca; el agua se hizo légamo y el légamo se desbordó; luego un monte surgió de su centro, una sola colina, una masa de légamo ocre desde la que se veía el contorno azul de la tierra; más tarde vinieron otros romanos, muchos más, y alzaron allí, sobre los barros de la muerte concana, una fortaleza: un monumento a la derrota.
    • 1991 Quintero, E. Danza jaguar [1991] Ve (CDH )
      Utilizando el hombro como ariete embiste contra la puerta y ésta cede con facilidad.
    • 1992 Roa Bastos, A. Vigilia Almirante [1992] Py (CDH )
      El arco de la mano proyectó su ariete contra la boca confianzuda.
    • 1992 Roa Bastos, A. Vigilia Almirante [1992] Py (CDH )
      Rápidos coletazos golpean como arietes la capa vegetal y hacen saltar rachas de agua negra.
    • 1994 Prensa La Vanguardia, 12/10/1994 [1994] Es (CDH )
      Los restos de árboles se convirtieron en arietes que, empujados por la fuerza del agua, rompieron muros de contención y llegaron incluso a derruir dos puentes entre el Bages y el Baix Llobregat.
    • 1994 Trabulse, E. Orígenes ciencia Mx [1994] Mx (CDH )
      Las cuestiones mecánicas —escribió en su Tractatus— son tratadas por Jordano Nemorarius y por otros autores. Las ciencias mecánicas han sido estudiadas con bases matemáticas, y con justicia se les puede calificar de formas de magia artificial por las admirables realizaciones que producen y por las cosas maravillosas que se espera que hagan. Entre éstas están todos los aparatos e instrumentos que con artificio sutil se construyen, tales como la balanza, la palanca, la cuña el eje, la cuchara, la estaca, el ariete, la catapulta, la ballesta, la bombarda, las ruedas, los órganos y todos aquellos aparatos destinados a mover fácilmente cosas pesadas, o a frenar a las veloces o a lanzarlas violentamente por el aire, por ejemplo las rocas, etc.
    • 1996 Prensa Los Tiempos, 11/12/1996 [1996] Bo (CDH )
      Ambos, a su modo, fueron el ariete que sirvió para abatir los viejos muros ideológicos.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 09/01/1997 [1997] Bo (CDH )
      "La reforma constitucional amplió de 2 a 5 años el mandato del Alcalde Municipal. Entre otras cosas, se consideró que 24 meses (2 años) era un tiempo muy breve para concebir y ejecutar una buena gestión municipal. Mientras estuvo vigente dicho término los alcaldes pasaban, dejando obras inconclusas. Muchas requerían hasta tres gestiones sucesivas para no quedar a medias. Tras imponerse el consenso por los 5 años, el altoperuanismo no se cruzó de brazos. Inmediatamente abrió un boquete en este muro. Lo hizo con arietes conceptuales engañosos (evaluación del año de gestión municipal) como si 12 meses fueran suficientes para juzgar de mala, regular o buena la labor de un Alcalde. / En realidad, solo buscaban la fórmula legal para despedir "legalmente" al burgomaestre tras sus primeros 360 días de ejercicio del cargo. Es que cinco años entrañan una larga espera.. que la impaciencia altoperuana no puede tolerar".
    • 1997 Prensa Diario de las Américas, 21/06/1997 [1997] EU (CDH )
      Si tiene éxito la demanda de Kurzban y Lovo, esto serviría como ariete para otras demandas judiciales con el que los inmigrantes tratarían de penetrar el hasta ahora inexpugnable castillo del sentido de la Justicia de Janet Reno.
    • 2001 RAE DRAE 22.ª ed. (NTLLE)
      ariete [...] m. Máquina militar que se empleaba antiguamente para batir murallas, consistente en una viga larga y muy pesada, uno de cuyos extremos estaba reforzado con una pieza de hierro o bronce, labrada, por lo común, en forma de cabeza de carnero.
    • 2004 Sáez Abad, R. Poliorcética [2004] p. 76 Es (BD)
      El ariete del que se proveían estas máquinas, en algunas ocasiones, era doble (Figura IV.4) pero siempre terminaba en una cabeza de lanza de grandes dimensiones. Esta punta se clavaba entre las hileras de ladrillos y poco a poco separaba las piezas. Con ello descarnaba la obra constructiva, llegando a abrir brechas en las filas de adobe y destruyendo totalmente el muro.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. m. Máquina militar que se empleaba antiguamente para batir puertas o murallas, consistente en una viga larga y muy pesada, uno de cuyos extremos estaba reforzado con una pieza de hierro o bronce, labrada, por lo común, en forma de cabeza de carnero.
  2. ac. etim.
    s. m. Mamífero rumiante ovino herbívoro, macho, de talla mediana, cabeza de forma cónica, con cuernos estriados, enrollados en espiral y curvados hacia atrás, el cuerpo cubierto de lana espesa y patas con pezuñas hendidas; se cría en domesticidad y se aprovechan su carne y su lana. Nombre científico: Ovis orientalis aries.
    docs. (1626-1915) 16 ejemplos:
    • 1626 Pellicer Ossau Salas Tovar, J. Trad Argenis continuada Mouchemberg [1627] fol. 95v Es (BD)
      Quereis que con vn exemplo os lo declare. Caminad no mas lexos que a Siria, o a Palestina, adonde hallareis no ser menos delito matar las palomas que entre nosotros degollar en los sacrificios corderos, y los arietes.
    • 1915 Güiraldes, R. Cencerro cristal [2003] Ar (CDH )

      El fauno bala de dolor, ridículamente, y Selenis se apercibe que es tan poco temible como un hombre.

      Están de pie, mirándose hostilmente.

      Ella, desde el orgullo de su belleza; él, con la frente rayada de repentina preocupación, bajo sus cuernos apuntados como un ariete listo.

    • 1626 Pellicer Ossau Salas Tovar, J. Trad Argenis continuada Mouchemberg [1627] fol. 95v Es (BD)
      Quereis que con vn exemplo os lo declare. Caminad no mas lexos que a Siria, o a Palestina, adonde hallareis no ser menos delito matar las palomas que entre nosotros degollar en los sacrificios corderos, y los arietes.
    • 1656 Quirós, F. B. Aventuras Fruela [1984] 314 Es (CDH )
      / El Cíclope enamorado / de Galatea, que pudo / en virtud ser Abadesa / de la guantería de Burgos, / arietes apacentaba, / no sé cierto si eran suyos, / por las márgenes frondosas / del más abundante fluvio.
    • a1688 Espinosa Medrano, J. Novena Maravilla [1695] Es (FG)
      […] y mandó su Magestad, que se hiziesse vn Dosel de pieles de Arietes, que dezimos Moruecos en Castellano; pero avian de estar coloridas de carmín: Facies operimentum de pellibus Arietum rubricatis. De badanas rojas ha de ser el pabellon? Pues no era de mas decoro un velo de espolin, un toldo de purpura? No. Pieles carmesíes han de cubrir el mana.
    • 1724 Palomino Castro Velasco, A. Parnaso español [1936] 379 Es (CDH )
      Que si bien han querido algunos historiadores que el motivo de esta empresa fuese el bellón misterioso de Gedeón, que significa Fee incorrupta , no es tan adecuado, porque éste era sólo un bellón de lana, y el otro toda la piel entera del ariete, cuyo bellón se decía ser de oro, como lo demuestra el que pende de dicho Toysón.
    • 1786-1787 Alvarado, Fray F. Cartas filosóficas, V [1826] Es (BD)
      Puede compararlos con una manada de carneros y decir de este modo. ¿Visteis alguna vez una comunidad de arietes vestidos de lana, paciendo el verde prado y alegrando la soledad con sus apacibles ecos? Pues no de otra manera los silvestres hombres, cuando por acaso se juntaban, hacian resonar los suyos.
    • c1790 Rdz Arellano, V. Celoso D. Lesmes [2003] Es (CDH )
      LESMES Verbum caro!tú pretendes que te rompa / con el tintero los cascos.MARCOSSi el carnero...LESMESTú lo eres: / ¿cuántas veces te he mandado / que nunca así me le nombres?MARCOS¿Pues cómo Señor?LESMES Borracho, / llámale arieteal carnero, / que así no horroriza tanto.
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      "Carnero", en lugar de "ariete" con referencia á Crisomalon. Esta sustitución revela poca lectura, falta de nociones retóricas, y completa carencia de gusto. Nadie ignora que Crisomalon es el mismo signo de Aries, por cuyo nombre latino se le conoce. Llamarlo carnero, es desbautizarlo por humorada; y desbautizar á tan egregia ficción mitológica, colocada de tiempo inmemorial en el cielo, para rebautizarla con un nombre profano y vulgarísimo, es pecado de los que no se perdonan por agua bendita ni por golpe de pecho.
    • 1883 Anónimo "Museo reproducciones" [20-03-1883] Revista de la Sociedad Central de Arquitectos (Madrid) Es (HD)
      Que si bien han querido algunos historiadores que el motivo de esta empresa fuese el Vellón misterioso de Gedeon, que significa Fée incorrupta, no es tan adecuado, porque éste era sólo un vellón de lana, y el otro toda la piel entera del ariete, cuyo vellón se decía ser de oro, como lo demuestra el que pende de dicho Toisón.
    • 1915 Güiraldes, R. Cencerro cristal [2003] Ar (CDH )

      El fauno bala de dolor, ridículamente, y Selenis se apercibe que es tan poco temible como un hombre.

      Están de pie, mirándose hostilmente.

      Ella, desde el orgullo de su belleza; él, con la frente rayada de repentina preocupación, bajo sus cuernos apuntados como un ariete listo.

    • 1626 Pellicer Ossau Salas Tovar, J. Trad Argenis continuada Mouchemberg [1627] fol. 95v Es (BD)
      Quereis que con vn exemplo os lo declare. Caminad no mas lexos que a Siria, o a Palestina, adonde hallareis no ser menos delito matar las palomas que entre nosotros degollar en los sacrificios corderos, y los arietes.
    • 1656 Quirós, F. B. Aventuras Fruela [1984] 314 Es (CDH )
      / El Cíclope enamorado / de Galatea, que pudo / en virtud ser Abadesa / de la guantería de Burgos, / arietes apacentaba, / no sé cierto si eran suyos, / por las márgenes frondosas / del más abundante fluvio.
    • a1688 Espinosa Medrano, J. Novena Maravilla [1695] Es (FG)
      […] y mandó su Magestad, que se hiziesse vn Dosel de pieles de Arietes, que dezimos Moruecos en Castellano; pero avian de estar coloridas de carmín: Facies operimentum de pellibus Arietum rubricatis. De badanas rojas ha de ser el pabellon? Pues no era de mas decoro un velo de espolin, un toldo de purpura? No. Pieles carmesíes han de cubrir el mana.
    • 1724 Palomino Castro Velasco, A. Parnaso español [1936] 379 Es (CDH )
      En cuya consecuencia se determinó executar la idea y origen de la sagrada Orden del Toysón, la cual hizo con singularísimo acierto, poniendo en el medio de la bóveda, en el sitio más directo, a la vista, a el gran Felipe el Bueno, Duque de Brabante y Borgoña, a quien Hércules, como primero de los argonautas compañeros de Jasón, le entrega el bellocino de oro (que fué uno de sus triunfos) para que le sirviese de remate a el enigmático Toysón, que le fabrica y entrega la Borgoña (y le ilustró y amplió el Invictíssimo Señor Emperador Carlos Quinto), la cual, con los demás dominios y reinos de la gran Monarquía de España, está incorporada en la parte superior, debaxo de la gran corona que los circunda, y más arriba el globo celeste, con todas sus constelaciones y signos, y entre ellos el de Aries, a donde (según los mitológicos y astrólogos) fué transladado aquel misterioso ariete del bellocino.
    • 1724 Palomino Castro Velasco, A. Parnaso español [1936] 379 Es (CDH )
      Que si bien han querido algunos historiadores que el motivo de esta empresa fuese el bellón misterioso de Gedeón, que significa Fee incorrupta , no es tan adecuado, porque éste era sólo un bellón de lana, y el otro toda la piel entera del ariete, cuyo bellón se decía ser de oro, como lo demuestra el que pende de dicho Toysón.
    • 1786-1787 Alvarado, Fray F. Cartas filosóficas, V [1826] Es (BD)
      Puede compararlos con una manada de carneros y decir de este modo. ¿Visteis alguna vez una comunidad de arietes vestidos de lana, paciendo el verde prado y alegrando la soledad con sus apacibles ecos? Pues no de otra manera los silvestres hombres, cuando por acaso se juntaban, hacian resonar los suyos.
    • c1790 Rdz Arellano, V. Celoso D. Lesmes [2003] Es (CDH )
      LESMES Verbum caro!tú pretendes que te rompa / con el tintero los cascos.MARCOSSi el carnero...LESMESTú lo eres: / ¿cuántas veces te he mandado / que nunca así me le nombres?MARCOS¿Pues cómo Señor?LESMES Borracho, / llámale arieteal carnero, / que así no horroriza tanto.
    • 1846 Salvá, V. NDiccLengCast (NTLLE)
      ARIETE [...]. [‖ Poét. El carnero.]
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      Tengo por muy propia del caso la versión de la palabra francesa bélier por la latina castellanizada ariete, para designar en estilo noble y elevado á Crisomalon, que salió de una nube, volaba por los aires, hablaba como el hombre, tenia el vellón de oro, y que por último fué sacrificado á Júpiter y colocado nada menos que en el cielo como el primero de los signos del Zodiaco.
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      Si á esto se objeta que el uso no ha sancionado el ablativo latino ariete para Crisomalon, no solamente niego á pié juntillas tal aserto, sino que sostengo de la manera más terminante, que muy contados serán los que se atrevan á decir que hablan con propiedad llamando al signo de aries «carnero» con preferencia á ariete.
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      No necesito citar, en apoyo de todo esto, al poeta latino Ovidio, ni al arquitecto Vitruvio; ni tampoco los diccionarios castellanos de Salva y de Domínguez; ni mencionar la repugnancia de muy recomendables hablistas á llamar "carnero" á Crisomalon, desbautizándolo de mano militari; ni la circunstancia de que otros escritores esquivan darle a este nombre; ni por último recordar que uno de notorio mérito prefirió, á ciencia cierta, escribir con evidente impropiedad "cordero" á valerse con vulgaridad del vocablo "carnero". Sabido es que Salva, y Domínguez recomiendan en poesía el uso de la palabra castellanizada ariete, aun para nombrar con nobleza al carnero hecho y derecho.
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      "Carnero", en lugar de "ariete" con referencia á Crisomalon. Esta sustitución revela poca lectura, falta de nociones retóricas, y completa carencia de gusto. Nadie ignora que Crisomalon es el mismo signo de Aries, por cuyo nombre latino se le conoce. Llamarlo carnero, es desbautizarlo por humorada; y desbautizar á tan egregia ficción mitológica, colocada de tiempo inmemorial en el cielo, para rebautizarla con un nombre profano y vulgarísimo, es pecado de los que no se perdonan por agua bendita ni por golpe de pecho.
    • 1867 Limardo, R. O. "Cuestiones gramaticales" [10-11-1867] La Enseñanza (Madrid) Es (HD)
      [...] los poetas se han atrevido á llamar al "carnero" con su pelo y su lana por el nombre de ariete, (véase esta palabra en los diccionarios de Salva y de Domínguez), ¿les dá esto, por ventura, derecho para negar á Crisomalon el que tiene de llamarse por su nombre de pila, y para hacerle aceptar contra su voluntad presunta tan desventajoso trueque?
    • 1869 Domínguez, R. J. DiccNacional (Nuevo S) (NTLLE)
      ARIETE, s. m. Poét. El carnero.
    • 1883 Anónimo "Museo reproducciones" [20-03-1883] Revista de la Sociedad Central de Arquitectos (Madrid) Es (HD)
      Que si bien han querido algunos historiadores que el motivo de esta empresa fuese el Vellón misterioso de Gedeon, que significa Fée incorrupta, no es tan adecuado, porque éste era sólo un vellón de lana, y el otro toda la piel entera del ariete, cuyo vellón se decía ser de oro, como lo demuestra el que pende de dicho Toisón.
    • 1915 Güiraldes, R. Cencerro cristal [2003] Ar (CDH )

      El fauno bala de dolor, ridículamente, y Selenis se apercibe que es tan poco temible como un hombre.

      Están de pie, mirándose hostilmente.

      Ella, desde el orgullo de su belleza; él, con la frente rayada de repentina preocupación, bajo sus cuernos apuntados como un ariete listo.

  3. Acepción en desuso
  4. s. m. V. Perú Pez (?)
    docs. (1688) Ejemplo:
    • a1688 Espinosa Medrano, J. Novena Maravilla [1695] (FG)
      Y esta la ventura del Pescador en coger esta, porque es seguro el lance de prenderlas todas; pero si escapa el adalid, y a perdida la radada. Ay también Peje, que pesca hombre, llamase Ariete, que en Castellano suena Morueco, y vulgarmente llamais Carnero, porque os ministra la carne.
  5. s. m. Fís. Máquina hidráulica sin motor que aprovecha la energía potencial de una cantidad de fluido para elevar una parte de ese fluido a una altura superior a la inicial, gracias a la sobrepresión producida por el golpe de ariete.
    Sinónimo: carnero
    docs. (1824-2002) 16 ejemplos:
    • 1935-1936 Carrasquilla, T. Hace tiempos [1951] Co (CDH )
      Se me figura, ahora que los escribo, que era yo como una fuentecilla que han trepado a mucha altura por bombas de zurrón, por ariete o por cualquier cosa y que luego ha de correr tranquila por unas vegas con declive suficiente.
    • 1946 Terradas, E. Neologismos [1946] Es (CDH )
      La mezcla, para lograr fenómenos de absorción que entrarían la catálisis, exige presiones elevadas y un conocimiento del paso de flúidos a través de sólidos pulverizados que ha de ser regular y acompasado, lo que obliga a estudiar sistemas de bombas de movimiento, continuo o discontinuo, como en los arietes.
    • 2002 Anónimo "Molinos de viento" Cubasolar (La Habana) Cu (CORPES)
      Paralelamente, se introducirán técnicas alternativas, a partir de fuentes renovables de energía, tales como aerogeneradores para bombeos eléctricos de mayor envergadura, bombeo solar fotovoltaico, arietes, sifones, turbinas-bombas y otras soluciones novedosas.
    • 1824 Anónimo "Trad Progresos industria francesa, Dupin" [01-07-1824] Mercurio de España (Madrid) Es (HD)
      Citemos ahora una multitud de máquinas de agricultura traídas del extrangero, sobre todo de Inglaterra, imitadas en nuestros talleres y puestas en uso en nuestros campos. Varias máquinas hidráulicas (el ariete por ejemplo) inventadas por franceses.
    • 1833 Vallejo, J. M. Trat Movimiento Aguas p. 74 Es (BD)
      El 12 de febrero de 1829 reconocí el ariete hidráulico construido por Mr. Montgolfier, que Mr. de Canson tiene en su fábrica de papel de Annonay. El tubo que conduce el agua, desde la caida, es de 6 pulgadas de diámetro; su longitud es de 80 pies, y convendria que fuese mayor; la altura de caida es de 20 pies; eleva el agua á 180 pies de altura perpendicular, siendo la longitud del tubo como unos 700 ú 800 pies, pues el parage que se ha de regar es la parte superior de una colina que está al otro lado del rio. […] El diámetro del tubo de ascension era de dos pulgadas. El tubo del cuerpo del ariete ó conducto es de fierro fundido; el de ascension del agua es de cobre. Pueden regarse con este ariete 5 á 6 arpents bien regados. Las tierras que se riegan con él están destinadas á prados.
    • 1839 Anónimo "Máquina filtrar Fonvielle" [15-06-1839] El Corresponsal (Madrid) Es (HD)
      El mecanismo es sumamente sencillo. Elévase el agua á una altura, la mayor que sea posible, por medio de una bomba ú otro medio hidráulico, que podrá sustituirse según las circunstancias con un ariete en las aguas corrientes, ó suprimirse del todo en los saltos y caídas, bastaudo solo establecer una columna de líquido suficiente á producir una presión proporcionada.
    • 1852 Castro Rossi, A. GDiccLengEsp (NTLLE)
      ARIETE. s. m. Máquina ó aparato hidráulico para elevar las aguas. Algunos le llaman ariete hidráulico, y otros ariete montgolfier, tomado de su inventor este nombre.
    • 1853 [Gaspar y Roig] DiccEnciclLengCast (NTLLE)
      ARIETE; s. m. Mecán.; máquina o aparato hidráulico para elevar las aguas.
    • 1929 Anónimo "Máquina probar anclas" [15-12-1929] Vida Marítima (Madrid) Es (HD)
      La máquina es del tipo de carro deslizante, con cilindro que actúa y válvulas de mando. El carro está formado por cuatro traveses de hierro fundido, pesando 14 toneladas cada uno, formando una espaciosa cuna donde poder admitir los tipos usuales de anclas y de los materiales que tiene en servicio la Marina inglesa; el carro está conectado con el extremo de 1 ariete hidráulico principal, estando montado sobre relates, que le permiten el fácil movimiento horizontal, según las longitudes que exijan las especificaciones del material que se pruebe. El movimiento de retroceso del ariete y del carro desde su extensión máxima se produce por cilindros de baja presión y arietes fijos a las partes laterales inferiores de la cuna.
    • 1935-1936 Carrasquilla, T. Hace tiempos [1951] Co (CDH )
      Se me figura, ahora que los escribo, que era yo como una fuentecilla que han trepado a mucha altura por bombas de zurrón, por ariete o por cualquier cosa y que luego ha de correr tranquila por unas vegas con declive suficiente.
    • 1941 Mallea, E. Todo verdor perecerá [1969] Ar (CDH )
      Cuando el ariete dé más agua las cosas se compondrán.
    • 1941 Mallea, E. Todo verdor perecerá [1969] Ar (CDH )
      Ágata lo veía bajar todos los días a la siesta hasta el valle, hasta el punto de la hondonada donde estaba preparando, solo, el nuevo ariete.
    • 1941 Mallea, E. Todo verdor perecerá [1969] Ar (CDH )
      Había anunciado que el ariete funcionaría pronto y tendría agua nueva para la huerta.
    • 1941 Mallea, E. Todo verdor perecerá [1969] Ar (CDH )
      Aquella mañana él había vuelto a decir, monosilábico, que el ariete estaría pronto listo.
    • 1941 Mallea, E. Todo verdor perecerá [1969] Ar (CDH )
      Y Nicanor cree, gracias a ese ariete, haber resuelto el problema del riego.
    • 1946 Terradas, E. Neologismos [1946] Es (CDH )
      La mezcla, para lograr fenómenos de absorción que entrarían la catálisis, exige presiones elevadas y un conocimiento del paso de flúidos a través de sólidos pulverizados que ha de ser regular y acompasado, lo que obliga a estudiar sistemas de bombas de movimiento, continuo o discontinuo, como en los arietes.
    • 1956 Schz Mazas, R. Vida Pedrito Andía [1995] Es (CDH )
      Entonces, el Padre se puso a hablar, como en la carta, cuando crecí los seis centímetros, de lo que es el subir y dijo que San Ignacio, con los Ejercicios, había inventado también un ariete para las almas y que hacía fuerza para subir.
    • 1961 Tobar Donoso, J. Lenguaje rural [1961] Ec (FG)
      ARIETE. Como hay diversas clases de arietes, para distinguir a la máquina elevadora de agua hay que añadir la palabra hidráulico.
    • 2002 Anónimo "Molinos de viento" Cubasolar (La Habana) Cu (CORPES)
      Paralelamente, se introducirán técnicas alternativas, a partir de fuentes renovables de energía, tales como aerogeneradores para bombeos eléctricos de mayor envergadura, bombeo solar fotovoltaico, arietes, sifones, turbinas-bombas y otras soluciones novedosas.
  6. 1⟶metáfora
    s. m. Persona o cosa que sirve para derribar obstáculos, para atacar a otra considerada contraria o para imponer cambios profundos en ideas o instituciones.
    docs. (1836-2014) 72 ejemplos:
    • 1836 Larra, M. J. Margarita Borgoña [2000] 582 Fígaro Es (CDH )
      En Enrique III y su corte, del mismo autor, predomina un objeto histórico; en Antony, una intención política casi, y por lo menos se revela allí un sistema social nuevo; es un ariete dirigido contra la actual organización de la sociedad, contra las ideas viejas; es una invasión en el porvenir, más o menos verdadera y exagerada como analizándolo tuvimos ocasión de decir; pero en fin tiene una importancia muy trascendental.
    • 2014 Anónimo "Entre Logse y ETA" [26-06-2014] El País (Madrid) Es (HD)
      Profesor universitario, químico, pero sobre todo, político. Alfredo Pérez Rubalcaba (Solares, Cantabria, 1951), a punto de cumplir 63 años, hace 21 que entró en el Congreso de los Diputados y lleva cuatro décadas en el PSOE. Exministro de Educación, Presidencia e Interior, vicepresidente del Gobierno, ha sido el escudo de los Ejecutivos de Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, pero también el ariete de la izquierda contra el Partido Popular. Estas son algunas pinceladas de su carrera.
    • 1836 Larra, M. J. Margarita Borgoña [2000] 582 Fígaro Es (CDH )
      En Enrique III y su corte, del mismo autor, predomina un objeto histórico; en Antony, una intención política casi, y por lo menos se revela allí un sistema social nuevo; es un ariete dirigido contra la actual organización de la sociedad, contra las ideas viejas; es una invasión en el porvenir, más o menos verdadera y exagerada como analizándolo tuvimos ocasión de decir; pero en fin tiene una importancia muy trascendental.
    • a1870 Bécquer, G. A. Artículos [1923] Es (CDH )
      Por espacio de algunos años los radicales hicieron de la reforma un ariete poderoso para batir en brecha a los Gobiernos conservadores: en la Cámara, en la Prensa, en las reuniones públicas, se presentaba este paso como una necesidad para todos los intereses: pero he aquí que el jefe de la parcialidad que más alto proclamaba la conveniencia de la ampliación de ciertos derechos, sube al Poder y cuando intenta poner en práctica su idea, se encuentra con una oposición compuesta de partidarios tan decididos y numerosos como los que un día logré reunir en torno a su estandarte.
    • 1880-1881 Menéndez Pelayo, M. HHeterodoxos [1946-1948] V, 22 Es (CDH )
      En las naciones latinas fué, además, muy desde sus comienzos, poderoso auxiliar de la revolución impía, y ariete formidable contra la propiedad de la Iglesia.
    • 1882 Pardo Bazán, E. Francisco Asís [1903] Es (CDH )
      Hoy, que el ariete de la crítica arruina los frágiles monumentos de los sistemas alemanes, el espíritu escolástico se alza otra vez, y sacudiendo el rancio polvo del aula y adoptando formas más compatibles con la edad moderna, se impone y afirma el imperecedero papel que a la filosofía metódica corresponde en la historia del entendimiento humano: porque el nombre de escolástica no significa, en su acepción genérica, las teorías de este o de aquel maestro, sino un método riguroso y lógico, una manera especial y ajustada de raciocinar.
    • 1888 Acevedo Díaz, E. Ismael [1991] Ur (CDH )
      De este punto de vista, la masa campesina tenía que ser el agente más eficaz de demolición, a la par que el ariete incontrastable que había de abatir el «imperio de la costumbre», enemigo el más fuerte del espíritu de nacionalidad que nacía débil y vacilante en medio de conflictos dolorosos.
    • 1898 Valera, J. Periodismo literatura 1180 Discursos académicos Es (CDH )
      Y esto es más innegable cuando el periódico es independiente, o sea, cuando no se escribe y se publica para defender y aupar a determinado personaje político o a una bandería organizada y regimentada que se vale del periódico como de ariete para derribar al Gobierno que existe, y como de escala o andamio para encaramarse hasta aquella codiciada altura.
    • a1912 Blanco, E. Tradiciones épicas [1912] 7 Ve (CDH )
      Sólo á Bolívar, en quien admira y reconoce la suprema superioridad de los elegidos para realizar altísimos destinos, inclina la cerviz, y formidable ariete, su pujanza la emplea el Libertador para abatir las más tenaces y vigorosas resistencias.
    • 1911-1925 Suárez, M. F. Sueños Luciano Pulgar, I [1941] Co (CDH )
      El recuento de muchas de aquellas mejoras permite calcular que el valor de ellas respalda de sobra el déficit de 1921, que fue el ariete que las oposiciones conservadora y liberal aplicaron al gobierno que concluyó el 11 de noviembre de ese año.
    • 1939 Azaña, M. Velada Benicarló [1980] Es (CDH )
      ¡Qué papel habría hecho usted en las Cortes oponiéndose a los tradicionalistas de la derecha! ¡Por las barbas de Carlos Marx! ¡Qué tremendo ariete! No habrían podido llamarle a usted bárbaro ni ungulado, como a mí.
    • 1943-1974 Augier, Á. Prosa [1982] 479 Cu (CDH )
      Fue el ariete periodístico de la histórica huelga general de marzo de aquel año, ahogada en sangre por la dictadura de Batista, como se recuerda en la evocación que comentamos.
    • 1984 Prensa Revista Hoy, 25-31/07/1984 [1984] Ch (CDH )
      A pesar de que tenían un tema pesado —la reforma educacional, usada como ariete por la oposición— no se sabe de qué hablaron ese día.
    • 1996 Prensa Proceso, 15/12/1996 [1996] Mx (CDH )
      Pero insiste en que "no se debe utilizar a la Universidad como ariete, plataforma o instrumento político. Guardar ese equilibrio es la responsabilidad de los partidos políticos, de las autoridades universitarias y de las autoridades gubernamentales. Lo ideal es encontrar una forma de trabajo que permita una discusión más amplia, más democrática, más abierta de las ideas que presentan los candidatos a la sociedad, y al mismo tiempo respetar la vida universitaria, lo que en el pasado no siempre ha sucedido".
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 12/11/1997 [1997] Es (CDH )
      Tras su llegada a Managua, Aznar mantuvo una entrevista con el presidente nicaragüense, Arnoldo Alemán, que hace unos días se convirtió en la cumbre iberoamericana de Isla Margarita, en un auténtico ariete contra el dictador cubano, Fidel Castro.
    • 2002 Bautista Urbaneja, D. "Renuncie señor Fiscal" El Universal (Caracas) Ve (CORPES)
      Esto nos lleva a una consideración central. Si el actual Fiscal, por renuncia u otro medio, va a ser reemplazado, no puede tratarse de substituir lo que hoy aparece como un muro de defensa del Poder Ejecutivo por un ariete de ataque contra él. De ser así se había reemplazado un desequilibrio por otro , una ilegitimidad por su contraria. Los que hoy perciben al Fiscal como un defensor de sus intereses pasarían a verlo como un enemigo, y viceversa.
    • 2014 Anónimo "Entre Logse y ETA" [26-06-2014] El País (Madrid) Es (HD)
      Profesor universitario, químico, pero sobre todo, político. Alfredo Pérez Rubalcaba (Solares, Cantabria, 1951), a punto de cumplir 63 años, hace 21 que entró en el Congreso de los Diputados y lleva cuatro décadas en el PSOE. Exministro de Educación, Presidencia e Interior, vicepresidente del Gobierno, ha sido el escudo de los Ejecutivos de Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, pero también el ariete de la izquierda contra el Partido Popular. Estas son algunas pinceladas de su carrera.
    • 1836 Larra, M. J. Margarita Borgoña [2000] 582 Fígaro Es (CDH )
      En Enrique III y su corte, del mismo autor, predomina un objeto histórico; en Antony, una intención política casi, y por lo menos se revela allí un sistema social nuevo; es un ariete dirigido contra la actual organización de la sociedad, contra las ideas viejas; es una invasión en el porvenir, más o menos verdadera y exagerada como analizándolo tuvimos ocasión de decir; pero en fin tiene una importancia muy trascendental.
    • 1839 Díaz, N. P. Cuestión electoral [1996] 20 Es (CDH )
      Vieron entonces que su sistema era una negación absoluta, una teoría de destrucción; que sus asertos nada afirmaban, que sus declamaciones nada proponían, y que el ariete revolucionario, bueno para destruir, cuando destruir es bueno, no es instrumento de edificar, cuando de edificar se trata.
    • 1841 Anónimo "Parte no oficial" [05-03-1841] Diario del Gobierno de la República Mexicana (Ciudad de México) Mx (HD)
      Se avanza ya el tiempo en que oido el parecer de las juntas departamentales, debe el congreso nacional reconstruir el edificio que levantado en 1836 sobre la movediza arena del descontento casi universal, y del temor que infundia entonces el prestigio de un general; arruinado despues por los multiplicados ataques que el obstinado ariete de la revolución le ha dirigido sin cesar, y prócsimo, en fin, á desplomarse por los bruscos sacudimientos que le han ocasionado sus mismos autores y creaturas, pide una pronta reparacion.
    • 1841-1843 Díaz, N. P. Artículos [1996] Es (CDH )
      Mas cuando comparamos con esta perentoria e imprescindible exigencia la lentitud de los medios que la actual organización legislativa ofrece, es muy aflictiva y desconsoladora la mirada que tendemos sobre el porvenir, y sólo sacamos de ella la horrible pesadumbre de ver cuan inconsideradamente procedieron los que nos arrebataron todo lo antiguo, dejándonos a la inclemencia, sin pensar en la infinidad de tiempo que se necesitaba para reedificar con instrumentos parlamentarios lo que se derribaba en un día con el ariete de la revolución.
    • 1845 Pacheco, J. F. Lecciones Derecho Político [1984] 42 Es (CDH )
      Así se creyó encontrar la legitimidad de las revoluciones y la justificación de los nuevos gobiernos: así se enarboló una bandera, que hacían necesarias las condiciones del siglo, según las cuales se había menester un principio teórico que sirviese de ariete contra la obra de tantas generaciones como lo era el sistema político del mundo.
    • 1861 Gmz de Avellaneda, G. Artista barquero [1990] Cu (CDH )

      — ¡Ah! —murmuró entre dientes Malesherbes, como si sólo se dirigiese la palabra a sí mismo—, la apostasía de Helvecio no hará perder mucho al Parnaso, ni acaso dé a la filosofía sino un soplo más de egoísmo con que disecar el alma; pero Rousseau puede ser para ella un ariete terrible contra el edificio social.

    • a1870 Bécquer, G. A. Artículos [1923] Es (CDH )
      Por espacio de algunos años los radicales hicieron de la reforma un ariete poderoso para batir en brecha a los Gobiernos conservadores: en la Cámara, en la Prensa, en las reuniones públicas, se presentaba este paso como una necesidad para todos los intereses: pero he aquí que el jefe de la parcialidad que más alto proclamaba la conveniencia de la ampliación de ciertos derechos, sube al Poder y cuando intenta poner en práctica su idea, se encuentra con una oposición compuesta de partidarios tan decididos y numerosos como los que un día logré reunir en torno a su estandarte.
    • 1872 Vilanova Piera, J. Compendio Geología [1872] Es (CDH )
      En esta lucha de gigantescas proporciones, y en la cual la Geología mal comprendida por unos y otros, sirvió alternativamente de apoyo firmísimo y de formidable ariete contra las creencias religiosas, vióse confirmada así la importancia de una ciencia, que tan estrechamente enlazada aparece con lo que en último resultado interesa más al hombre, como el extravío en que cae todo el que, preocupado por una idea, hace servir en su apoyo los conocimientos superficiales de que se cree adornado.
    • 1880 Arenal, C. Cuestión social [1895] II, 420 Es (CDH )

      La prensa política no tiene la libertad que debiera tener, y la ley que la rige, y las arbitrariedades de que es objeto, y el procedimiento del poder constituído respecto á ella, es uno de los más graves cargos que se dirigen á éste: la ley es injusta, el modo de cumplirla ó de suspenderla es peor que la misma ley, y los que la han hecho y los que la aplican, merecen la más severa censura; pero si todo eso es verdad, lo es también que la fuerza de las cosas es más poderosa que los hombres; que no hay ninguno capaz de amordazar la prensa, aunque se proponga y pueda perseguirla y la persiga, y que si usara bien de la libertad que le queda, de la que nadie pueda quitarle, sería un ariete á que no resistiría ninguna autoridad arbitraria, ningún poder injusto.

    • 1880 Barreras, A. Espadachín [2002] Es (CDH )

      Las puertas, ventanas y balcones aparecieron cerrados y aun atrancados; pero para esos demoledores arietes que se llaman tumultos populares nada hay irresistible.

    • 1881 Echegaray, J. Gran Galeoto [1989] 169 Es (CDH )
      / ¡Porque atmósfera tan densa / a los míseros circunda, / tal torrente los inunda, / y es la presión tan intensa, / que se acercan sin sentir, / y se ligan sin querer, / se confunden al caer, / y se adoran al morir! * / El mundo ha sido el ariete / que virtudes arruinó; / él la infamia preparó; / fue Galeoto y... (Aparte.
    • 1880-1881 Menéndez Pelayo, M. HHeterodoxos [1946-1948] V, 22 Es (CDH )
      En las naciones latinas fué, además, muy desde sus comienzos, poderoso auxiliar de la revolución impía, y ariete formidable contra la propiedad de la Iglesia.
    • 1880-1881 Menéndez Pelayo, M. HHeterodoxos [1946-1948] V, 37 Es (CDH )
      Amigos y enemigos reconocen ahora que el regalismo del siglo pasado no fué sino guerra hipócrita, solapada y mañera contra los derechos, inmunidades y propiedades de la Iglesia, ariete contra Roma, disfraz que adoptaron los jansenistas primero y luego los enciclopedistas y volterianos para el más fácil logro de sus intentos, ensalzando el poder Real para abatir el del Sumo Pontífice, y, finalmente, capa de verdaderas tentativas cismáticas.
    • 1880-1881 Menéndez Pelayo, M. HHeterodoxos [1946-1948] Es (CDH )
      Pero el mayor crimen literario de aquella bandería y de aquella edad, el Alcorán de los afrancesados, el libro más fríamente inmoral y corrosivo, subvertidor de toda noción de justicia, ariete contra el derecho natural y escarnio sacrílego del sentimiento de patria; obra en suma, que, para encontrarla parangón o similar, sería forzoso buscarle en los discursos de los sofistas griegos en pro de lo injusto, fué el Examen de los delitos de infidelidad a la patria, compuesto por el Canónigo sevillano D. Félix José Reinoso, uno de los luminares mayores de su escuela literaria.
    • 1882 Pardo Bazán, E. Francisco Asís [1903] Es (CDH )
      Hoy, que el ariete de la crítica arruina los frágiles monumentos de los sistemas alemanes, el espíritu escolástico se alza otra vez, y sacudiendo el rancio polvo del aula y adoptando formas más compatibles con la edad moderna, se impone y afirma el imperecedero papel que a la filosofía metódica corresponde en la historia del entendimiento humano: porque el nombre de escolástica no significa, en su acepción genérica, las teorías de este o de aquel maestro, sino un método riguroso y lógico, una manera especial y ajustada de raciocinar.
    • 1888 Acevedo Díaz, E. Ismael [1991] Ur (CDH )
      De este punto de vista, la masa campesina tenía que ser el agente más eficaz de demolición, a la par que el ariete incontrastable que había de abatir el «imperio de la costumbre», enemigo el más fuerte del espíritu de nacionalidad que nacía débil y vacilante en medio de conflictos dolorosos.
    • c1887-1889 Rubén Darío Canto épico Chile [1927] Ni (CDH )
      Es el ariete liberal, que empuja / al pueblo por la senda de su bien; / que proclama principios progresistas / confiändo su causa en el poder.
    • 1892 Menéndez Pelayo, M. Crítica filosófica [1892] 99 Es (CDH )
      La difusión del conocimiento de las lenguas antiguas; el estudio directo de las obras de los filósofos griegos en sus fuentes; los grandes trabajos de investigación y de filología que entonces comenzaban y que hoy gloriosamente vemos cumplidos; la mayor pureza de gusto que traía por consecuencia forzosa una nueva forma de exposición y una aversión cada día mayor á las sutilezas y argucias, deleite de la escuela degenerada; la importancia que ya se iba concediendo a los métodos de observación, no reducidos aún á nuevo órgano, pero próximos á serlo; los descubrimientos que cambiaban la faz del mundo, completándolo, por decirlo así, con nuevas tierras y nuevos mares, y difundiendo por medio de la imprenta la verdad y el error en innumerables libros; la vida artística cada vez más avasalladora y más luminosa; la heroica infancia de las ciencias naturales, que fueron desde su principio el más formidable ariete contra el formalismo vacío y contra el despótico dominio de las combinaciones lógicas, que por tanto tiempo habían sustituído á la realidad activa y fecunda; todo, en suma, concurría á acelerar el advenimiento de la libertad filosófica, por la cual en diversos sentidos, pero con igual ahinco, trabajaban los platónicos, los peripatéticos helenistas adversarios suyos, los renovadores de la Dialéctica como Lorenzo Valla, Rodolfo Agricola, el salmantino Herrera y Pedro Ramus; los teósofos como Agripa y Paracelso; los cabalistas como Reuchlin, y levantándose sobre todos ellos el poderoso espíritu crítico de Juan Luis Vives.
    • 1895 Zerolo, E. DiccEnciclLengCastellana (NTLLE)
      ARIETE. [...] fig. Medio que sirve para combatir una cosas.
    • 1896 Valera, J. Jesuitas Estudios Hist y Política Es (CDH )
      Y es probable que, contemplando la prosperidad y crédito de los jesuitas como cuerpo docente, los canónigos del Sacro Monte se hayan animado y resuelto a ampliar los estudios de su colegio, convirtiéndolo en Universidad católica, donde ya se enseña la jurisprudencia y donde se aspira y se quiere enseñar (como complemento y corona de las asignaturas de teología) griego, hebreo y árabe y otras lenguas orientales, así como muchas ciencias profanas y muchas teorías y descubrimientos novísimos, a fin de ponerlos en armonía con la religión revelada y de que valgan para su sostén y concurran a su triunfo, en vez de parecer, como parecen, un ariete en manos de los incrédulos.
    • 1896-1897 Pando y Valle, Jesús Regeneración económica [1990] Es (CDH )
      Absolutistas y constitucionales, carlistas y cristinos, liberales y conservadores, republicanos y monárquicos, individualistas y socialistas, librepensadores y católicos, no hubieran podido arraigar su programa ni llevarlo a las esferas del Gobierno sin aquellas mayorías incondicionales y a veces inconscientes que, conquistando palmo a palmo el poder, hicieron de él ariete para destruir a sus contrarios, hasta que la experiencia y la opinión hecha con motivo del resultado de las reformas, vinieron a desacreditar las que no tenían fundamentos sólidos.
    • 1898 Valera, J. Periodismo literatura 1180 Discursos académicos Es (CDH )
      Y esto es más innegable cuando el periódico es independiente, o sea, cuando no se escribe y se publica para defender y aupar a determinado personaje político o a una bandería organizada y regimentada que se vale del periódico como de ariete para derribar al Gobierno que existe, y como de escala o andamio para encaramarse hasta aquella codiciada altura.
    • 1909 Giménez Valdivieso, T. Atraso España [1989] Es (CDH )

      A morir Cánovas, casi todos los conservadores aceptaron la jefatura del señor Silvela, orador temible, crítico implacable, que se había separado del señor Cánovas por repugnarle los procedimientos poco correctos del señor Romero Robledo, pero es el caso que no supo ó no pudo variar esos procedimientos cuando se encontró al frente del gobierno. El señor Silvela, que era un ariete formidable para destruir, no supo edificar.

    • a1912 Blanco, E. Tradiciones épicas [1912] 7 Ve (CDH )
      Sólo á Bolívar, en quien admira y reconoce la suprema superioridad de los elegidos para realizar altísimos destinos, inclina la cerviz, y formidable ariete, su pujanza la emplea el Libertador para abatir las más tenaces y vigorosas resistencias.
    • 1913 Ballesteros, A. Cuestiones históricas [1913] Es (CDH )
      Por último, el P. Masdeu con su ariete fiscalizador, es un verdadero hipercrítico, exagerado en sus continuas suspicacias, pero de bienhechora influencia en los estudios históricos, donde es cien mil veces preferible una desconfianza sistemática, que siempre puede reducirse a prudentes límites, que una credulidad inocente, madre de un sin fin de peligrosos extravíos.
    • 1917 Alemany Bolufer, J. DiccLengEsp (NTLLE)
      ARIETE. [...]. fig. Medio que sirve para combatir una cosa.
    • 1911-1925 Suárez, M. F. Sueños Luciano Pulgar, I [1941] Co (CDH )
      El recuento de muchas de aquellas mejoras permite calcular que el valor de ellas respalda de sobra el déficit de 1921, que fue el ariete que las oposiciones conservadora y liberal aplicaron al gobierno que concluyó el 11 de noviembre de ese año.
    • 1929 García Villada, Z. HEclesiástica España I [1929] II, 12 Es (CDH )
      Los Obispos, reunidos en el Concilio de Sárdica, le proclaman: varón de feliz ancianidad, digno de toda reverencia por su edad, su confesión de la fe y por tantos trabajos como había sufrido y hasta sus mismos enemigos, los arrianos, se servían de la real o supuesta caída de Osio en la herejía como de formidable ariete, según frase de San Febadio de Agen, contra la ortodoxia.
    • 1931 Jardiel Poncela, E. Once mil vírgenes [1996] Es (CDH )
      Ante el ariete de la testarudez los obstáculos se quebrantan y ceden.
    • 1933 RAE DH 1.ª ed. (NTLLE)
      ARIETE [...] fig. Energía demoledora.
    • 1939 Azaña, M. Velada Benicarló [1980] Es (CDH )
      ¡Qué papel habría hecho usted en las Cortes oponiéndose a los tradicionalistas de la derecha! ¡Por las barbas de Carlos Marx! ¡Qué tremendo ariete! No habrían podido llamarle a usted bárbaro ni ungulado, como a mí.
    • c1932-1945 Alonso, D. Hijos ira [1986] 132 Es (CDH )
      / Pero ya estás ahí, de nuevo, / sordo picón, ariete de la pena, / agrio berbiquí mío, carcoma de mi raíz de hombre.
    • 1968 Martín Vigil, J. L. Curas comunistas [1968] Es (CDH )
      Fuera cual fuera la jerarquía de ambos, estaba claro que lo empleaba hábilmente, a modo de ariete, de patrulla de descubierta, de fuerza de choque, mientras él se replegaba a observar.
    • 1943-1974 Augier, Á. Prosa [1982] 479 Cu (CDH )
      Fue el ariete periodístico de la histórica huelga general de marzo de aquel año, ahogada en sangre por la dictadura de Batista, como se recuerda en la evocación que comentamos.
    • 1979 Longares, M. Novela corsé [1988] 202 Es (CDH )
      Su pluma, por ello, no escarba aguda en la fortaleza de aquél leguleyo ambicioso de eternidades, no es ariete sino enroscado áspid que se contonea portando su veneno por los alrededores de la bien trabada muralla amedrentando a sus moradores sin fulminarlos.
    • 1979 Longares, M. Novela corsé [1988] 220 Es (CDH )
      El buril naturalista de Trigo que cincela la novela erótica en los diez primeros años del siglo actual, funciona también como denodado ariete de una estructura ideológica culpable del malestar social.
    • 1980 Prensa El País, 11/07/1980 [1980] Es (CDH )
      Aunque el informe cierra sus páginas sin pronunciarse de modo explícito sobre la orientación de la estrategia económica aconsejable, no es difícil entrever tres recomendaciones: una política liberalizadora, firme y consecuente, a fin de evitar que las intervenciones aumenten aún los costes de funcionamiento; unas miras estabilizadoras encaminadas a mantener tensas las riendas monetarias e impedir que se desborde la inflación, y, finalmente, un llamamiento a una reducción drástica de los gastos corrientes del, sector público y su inmediato y vigoroso relevo por una inversión pública que pueda servir de ariete para romper la atonía de la inversión privada.
    • 1981 Morales Pettorino, F. / Quiroz Mejías, Ó. / Peña Álvz, J. J. DiccChilenismos [1981] Ch (FG)
      ariete. [C] m. fig. Persona o fuerza que en lucha o contienda ataca con eficacia.
    • 1983 Otero, L. Temporada ángeles [1986] 248 Cu (CDH )
      La caballería parlamentaria seguía siendo el ariete que martillaba implacable una vez y otra.
    • 1983 Ribeyro, J. R. Geniecillos [1983] Pe (CDH )
      Pero ya Pedro, cogiendo del brazo a Segismundo, se lo llevó por el patio, le enfrentó a solitarios que pasaban, le incrustó en grupos de discutidores, le exhibió ante profesores, se atrevió a irrumpir con él en las clases que comenzaban, y cada una de estas confrontaciones originaban de inmediato un escándalo, seguido de las carcajadas de Pedro, de la dispersión de un aglomerado y de la iniciación de un nuevo episodio donde Segismundo, obeso, indestructible, era el ariete, el protagonista, la traza y la leyenda.
    • 1984 Prensa Revista Hoy, 25-31/07/1984 [1984] Ch (CDH )
      A pesar de que tenían un tema pesado —la reforma educacional, usada como ariete por la oposición— no se sabe de qué hablaron ese día.
    • 1985 Ferla, S. Drama Argentina [1985] Ar (CDH )
      En una carta a Cooke fechada en Caracas el 14 de setiembre de 1956, le dice: "La invención de los partidos políticos, utilizada como ariete para sacar a las organizaciones sindicales del movimiento político (alude a las corporaciones) y reducirlas a la intrascendente lucha gremial, va llegando a su fin. La Revolución Rusa, Mussolini e Hitler demostraron al mundo que la política del futuro es del pueblo, y en especial de las masas organizadas con las que ellos (fascistas y comunistas) enterraron a los partidos políticos. Nosotros en la Argentina hemos demostrado lo mismo".
    • 1985 Ramírez, S. Alba Oro [1985] Ni (CDH )
      También, y sin que el Frente Sandinista haya usado nunca el término socialismo como valor retórico, la clase desplazada se apresura a acuñar su socialismo en libertad, para castrar la carga de contenido histórico que una concepción semejante tiene y a la vez para organizar, como ariete frontal de estos embates, la consabida, resabida y conocida cruzada anticomunista por la salvación de los valores sacrosantos de la patria y de la religión, ese comunismo que arranca a los niños de los brazos de sus madres, que quema los santos y cierra las iglesias y que despoja a los pequeños propietarios agrícolas de sus cuatro vacas y que crea, en términos del diario La Prensa, una nueva fe inquisidora e infalible.
    • 1985 Ramírez, S. Alba Oro [1985] Ni (CDH )
      Para ganar esta lucha ideológica, que es el ariete frontal de toda una lucha política entre la revolución y la contrarrevolución, deberemos estar armados de lo mejor de nuestra tradición cultural, del más ambicioso y creativo de nuestros lenguajes, no cejar en ser originales, en multiplicar las formas de invención en la expresión para defender nuestras ideas, saber llegar con nuestras ideas a quienes la derecha, usando tantos siglos de prejuicios y confusiones, trata de alarmar o adormecer.
    • 1986 Prensa El País, 01/06/1986 [1986] Es (CDH )
      La televisión pública y las escuchas telefónicas también constituyeron, como no podía ser menos, otros tantos arietes contra la fortaleza socialista: el Gobierno disolvió anticipadamente el Parlamento, según la interpretación de Fraga "para que siguiéramos con la televisión del señor Calviño".
    • 1987 Prensa El País, 02/02/1987 [1987] Es (CDH )
      Los que —llegando desde el campo ultra— vieron en Fraga un ariete para quebrar la fortaleza democrática tardaron cuatro años en desengañarse.
    • 1988 Cacho Cortés, J. Asalto poder [1993] 186 Es (CDH )
      Dicky es el ariete del que se sirve un consejo mayoritariamente decidido a dar con los huesos de Letona en tierra, pero en el que ninguno está dispuesto a desempeñar esa tarea ingrata.
    • 1988 Mota Oreja, I. H. DiccComunicación (FG)
      Ariete: Respecto de un Medio, que es combativo, de estilo penetrante, y que goza de fuerza en la opinión pública.
    • 1990 Fajardo, J. M. Epopeya locos [1990] Es (CDH )
      En la práctica, el comité era el ariete de la lucha de los girondinos contra la Montaña.
    • 1992 Prensa Diario La Prensa, 19/04/1992 [1992] Ar (CDH )
      "En mí hay duda porque no tengo una certeza biológica de lo que pasa después de la muerte. Esa búsqueda está en toda mi obra. Trato de irrumpir en ese misterio usando grandes arietes como Savonarola, Quiroga, Lavalle, Poncio Pilatos, Herodes, Cristo. El único camino es la fe, la fe que duele, la que se cuestiona a sí misma".
    • 1992 Tamames, R. Curso Economía [1992] Es (CDH )
      Generalmente, la curva de Phillips se utiliza como base argumental para las políticas de moderación salarial, y es el gran ariete contra el pleno empleo al atribuirle efectos inflacionistas.
    • 1994 García Cortázar, F. / Glz Vesga, J. M. Breve HEspaña [1994] Es (CDH )
      Las clases más cultas y activas confiaban en que el monarca liberase al reino de la ignorancia, haciendo de ariete contra los obstáculos levantados a la modernidad.
    • 1994 Prensa La Vanguardia (Barcelona), 27/02/1994 [1994] Es (CDH )
      Por una parte, Fernández entró en la dirección de la federación del metal, como si se tratara de un ariete de Nicolás Redondo, para echar a Antonio Puerto prácticamente a cajas destempladas.
    • 1995 Jiménez Losantos, F. España [1995] Es (CDH )
      La pretensión desorbitada del aragonés o aragonesa del desorbitado Gracián, clama al cielo bermejo de los soviets: ¡Darle puerta a la historia! ¡Habráse visto! Con razón salen despavoridos y a tizonazos, repartiendo hisopazos benditos y dando palos a diestro y siempre a diestro, nuestros tres arietes históricos de aquel anti-histórico siglo xvii! ¡Qué gran descanso se les nota al cambiar de tomo y de siglo! ¡Al fin, las luces!: «el siglo xviii español es pensamiento hacia el futuro» (p. 56, II), y hasta los frailes se mejoran muchísimo: «En primerísimo lugar se ha de situar la magnífica figura del fraile benedictino fray Benito Jerónimo de Feijoo» (p. 24, II).
    • 1996 Prensa Excélsior, 01/11/1996 [1996] Mx (CDH )
      "La educación es —sentenciaba el rector— el ariete más formidable para derribar, hasta hacerlas astillas, las de las puertas del futuro".
    • 1996 Prensa Proceso, 15/12/1996 [1996] Mx (CDH )
      Pero insiste en que "no se debe utilizar a la Universidad como ariete, plataforma o instrumento político. Guardar ese equilibrio es la responsabilidad de los partidos políticos, de las autoridades universitarias y de las autoridades gubernamentales. Lo ideal es encontrar una forma de trabajo que permita una discusión más amplia, más democrática, más abierta de las ideas que presentan los candidatos a la sociedad, y al mismo tiempo respetar la vida universitaria, lo que en el pasado no siempre ha sucedido".
    • 1996 Prensa El País, 12/09/1996 [1996] Es (CDH )
      Hernani no es un laboratorio político recién descubierto sino que lo es desde hace al menos 20 años: justo el lapso necesario para programar y sacar adelante la generación alienada y moralmente idiotizada convertida en ariete del asedio interior (y que mañana, acaso, servirá de chivo expiatorio).
    • 1996 Prensa Excélsior, 08/06/1996 [1996] Mx (CDH )
      Señores, dijo, mientras la imprenta se considere sólo bajo el espíritu de partido, mientras el partido triunfante no vea en ella más que un instrumento de oposición, mientras el legislador no contemple a la prensa, sino como un ariete contra los gobiernos, no saldremos de nuestra antigua rutina y no afianzaremos la libertad de pensamiento.
    • 1996 Prensa El Mundo, 20/02/1996 [1996] Es (CDH )
      El Partido Popular (PP), coaligado en esta ocasión con el Partido Aragonés Regionalista (PAR) y con la alcaldesa zaragozana Luisa Fernanda Rudi como ariete, vive momentos de entusiasmo.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 29/06/1997 [1997] Es (CDH )
      No conviene perder de vista esta reflexión a la hora de enjuiciar la tenaz ofensiva desatada por nacionalistas y comunistas, tomando como ariete la llamada Comisión de Derechos Humanos del Parlamento vasco, en favor de la aproximación masiva de los internos de ETA a las cárceles vascas.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 08/01/1997 [1997] Bo (CDH )
      "La reforma constitucional amplió de 2 a 5 años el mandato del Alcalde Municipal. Entre otras cosas, se consideró que 24 meses (2 años) era un tiempo muy breve para concebir y ejecutar una buena gestión municipal. Mientras estuvo vigente dicho término los alcaldes pasaban, dejando obras inconclusas. Muchas requerían hasta tres gestiones sucesivas para no quedar a medias. Tras imponerse el consenso por los 5 años, el altoperuanismo no se cruzó de brazos. Inmediatamente abrió un boquete en este muro. Lo hizo con arietes conceptuales engañosos (evaluación del año de gestión municipal) como si 12 meses fueran suficientes para juzgar de mala, regular o buena la labor de un Alcalde. / En realidad, solo buscaban la fórmula legal para despedir "legalmente" al burgomaestre tras sus primeros 360 días de ejercicio del cargo. Es que cinco años entrañan una larga espera.. que la impaciencia altoperuana no puede tolerar".
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 09/06/1997 [1997] Es (CDH )
      En primer lugar, Giddens ha afirmado, con razón, que el thatcherismo no era conservador sino, por lo contrario, revolucionario y radical: su ariete no era la tradición sino el poder terriblemente dinamizador de la economía capitalista.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 12/11/1997 [1997] Es (CDH )
      Tras su llegada a Managua, Aznar mantuvo una entrevista con el presidente nicaragüense, Arnoldo Alemán, que hace unos días se convirtió en la cumbre iberoamericana de Isla Margarita, en un auténtico ariete contra el dictador cubano, Fidel Castro.
    • 1997 Prensa El País, 29/07/1997 [1997] Co (CDH )
      Elegido precisamente para servir de ariete definitivo capaz de dar cumplimiento al delenda est Polanco.
    • 1997 Prensa El País, 26/07/1997 [1997] Es (CDH )
      hoy ya no es necesaria una participación en el capital para controlar y manipular una compañía y utilizar sus recursos como ariete para atacar las posiciones del adversario.
    • 1997 Prensa Excélsior, 02/01/1997 [1997] Mx (CDH )
      Ese "todos" se refiere a los legisladores mismos, ya que el Congreso, en vez de fungir como freno y contrapeso del Ejecutivo le ha servido como ariete contra la soberanía del pueblo.
    • 1997 Prensa Excélsior, 06/01/1997 [1997] Mx (CDH )
      La universidad vista como ariete para cambiar el sistema, tal y como se hace expreso en los movimientos universitarios de Estados Unidos y Europa.
    • 1997 Prensa Excélsior, 06/01/1997 [1997] Mx (CDH )
      Haga lo que haga la Universidad, será inútil; no se trata de resolver los problemas de los mismos, sino hacer de ellos instrumento de concertación dentro del gobierno, ariete para cambios internacionales.
    • 1997 Prensa Dedom, 14/01/1997 [1997] RD (CDH )
      Recuerda al Congreso que debe entender que no se puede convertir ni en un ariete contra el Poder Ejecutivo, ni en una voz sumisa a su voluntad.
    • 1997 Prensa Clarín, 19/05/1997 [1997] Ar (CDH )
      Tampoco a Menem le había gustado que con el ariete de los peronistas porteños, la ciudad de Buenos Aires recibiera el 6 por ciento que le corresponde al Tesoro nacional por la venta del banco.
    • 2002 Bautista Urbaneja, D. "Renuncie señor Fiscal" El Universal (Caracas) Ve (CORPES)
      Esto nos lleva a una consideración central. Si el actual Fiscal, por renuncia u otro medio, va a ser reemplazado, no puede tratarse de substituir lo que hoy aparece como un muro de defensa del Poder Ejecutivo por un ariete de ataque contra él. De ser así se había reemplazado un desequilibrio por otro , una ilegitimidad por su contraria. Los que hoy perciben al Fiscal como un defensor de sus intereses pasarían a verlo como un enemigo, y viceversa.
    • 2014 Anónimo "Entre Logse y ETA" [26-06-2014] El País (Madrid) Es (HD)
      Profesor universitario, químico, pero sobre todo, político. Alfredo Pérez Rubalcaba (Solares, Cantabria, 1951), a punto de cumplir 63 años, hace 21 que entró en el Congreso de los Diputados y lleva cuatro décadas en el PSOE. Exministro de Educación, Presidencia e Interior, vicepresidente del Gobierno, ha sido el escudo de los Ejecutivos de Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, pero también el ariete de la izquierda contra el Partido Popular. Estas son algunas pinceladas de su carrera.
  7. 1⟶metáfora
    s. m. Buque de guerra de vapor, blindado y dotado de un espolón con el que embestir a otras embarcaciones para que se hundan en el mar.
    docs. (1858-2014) 16 ejemplos:
    • 1858 Anónimo "Noticias generales" [01-09-1858] La Época (Madrid) Es (HD)
      —En Cherburgo va á construirte un buque llamado Ariete, que será como una máquina de guerra, cuya invencion se debe al emperador, y que está destinado á maniobras especiales acomodadas á su resistencia y á su ligereza. La introducción de este nuevo elemento en las escuadras, cambiará por completo el carácter de la guerra marítima.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. Buque de vapor, blindado y provisto de un espolón que se usaba para embestir a otras naves y echarlas a pique.
    • 1858 Anónimo "Noticias generales" [01-09-1858] La Época (Madrid) Es (HD)
      —En Cherburgo va á construirte un buque llamado Ariete, que será como una máquina de guerra, cuya invencion se debe al emperador, y que está destinado á maniobras especiales acomodadas á su resistencia y á su ligereza. La introducción de este nuevo elemento en las escuadras, cambiará por completo el carácter de la guerra marítima.
    • 1862 Romero, M. "Legación mexicana" [21-03-1862] p. 100 Correspondencia Delegación Mexicana Washington Mx (BD)
      El mismo senador presentó otro proyecto, del que igualmente acompaño un ejemplar, en que se autoriza al Gobierno para que mande construir un ariete blindado y vapores blindados tambien y para que procure que se concluya la batería blindada de Stevens. Para el ariete se destinan $ 1.000,00 [...]
    • 1869 Posadillo, I. "Ataque y defensa" [01-01-1869] p 119 Revista de España (Madrid) Es (HD)
      [...] todos le siguen y se encuentra frenteá la escuadra confederada, que se componia de un ariete acorazado, el Tenessee y cuatro cañoneras blindadas, la mando del Almirante Buchanam. Abren el fuego estos buques sobre los federales, pero las cañoneras al poco rato se ven obligadas á ampararse bajo los fuertes, y una de ellas arria bandera. Mientras aanto, el ariete hace frente á todos los buques de Farragut, defendiéndose con vigor [...].
    • 1891 Anónimo "Buque ariete" [13-03-1891] El Correo Militar (Madrid) Es (HD)
      Entre los muchos inventos modernos destinados á la ofensiva y defensiva, figura un nuevo buque que será formidable y formará parte de la marina de los Estados Unidos. El expresado, nombrado el Ammen, pertenece á un tipo casi enteramente nuevo: será un ariete que se empleará en la defensa de los puertos. Los arietes se usaron con efectos destructores durante la guerra separatista, pero éste es el primero que carecerá en absoluto de armamento y se construirá con el objeto exclusivo de dar embestidas.
    • 1925 Barras Prado, A. La Habana siglo XIX [1925] Es (CDH )
      La aparición del Merrimac sirvió de estímulo para la invención de los Monitores de Ericson, de los arietes y de otros sistemas de buques, que aunque imperfectos hoy, llegarán con el tiempo a sustituir ventajosamente a los barcos de madera.
    • 1956 Pando Villarroya, J. L. DiccMarítimo (FG)
      ARIETE. Buque de vapor, blindado y con un espolón muy reforzado y saliente, para embestir con empuje a otras naves y echarlas a pique.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. Buque de vapor, blindado y provisto de un espolón que se usaba para embestir a otras naves y echarlas a pique.
    • 1858 Anónimo "Noticias generales" [01-09-1858] La Época (Madrid) Es (HD)
      —En Cherburgo va á construirte un buque llamado Ariete, que será como una máquina de guerra, cuya invencion se debe al emperador, y que está destinado á maniobras especiales acomodadas á su resistencia y á su ligereza. La introducción de este nuevo elemento en las escuadras, cambiará por completo el carácter de la guerra marítima.
    • 1860 Anónimo "Noticias varias" [17-02-1860] La Discusión (Madrid) Es (HD)
      Se cree que su andar sea de 15 á 10 nudos por hora, de modo que, en caso de necesidad, podrá ser empleado como ariete de vapor, y pasar por entre una flota de navios de tres puentes sin esperimentar daño alguno.
    • 1862 Romero, M. "Legación mexicana" [21-03-1862] p. 100 Correspondencia Delegación Mexicana Washington Mx (BD)
      El mismo senador presentó otro proyecto, del que igualmente acompaño un ejemplar, en que se autoriza al Gobierno para que mande construir un ariete blindado y vapores blindados tambien y para que procure que se concluya la batería blindada de Stevens. Para el ariete se destinan $ 1.000,00 [...]
    • 1862 Romero, M. "Legacion Mexicana" [27-08-1862] p. 360 Correspondencia Legacion Mexicana Mx (BD)
      Las escuadrillas del alto y bajo Mississippi, que lo han atacado, han sufrido considerablemente á causa de los encuentros que han tenido con el ariete de vapor confederado “Arkansas”, que ha sido construido recientemente en el rio Yazoo, y que hasta ahora no solo ha resistido con buen éxito á los ataques de los vapores federales, sino que ha averiado considerablemente á varios de ellos.
    • 1864 Lorenzo, J. / Murga, G. / Ferreiro, M. DiccMarítimo [1864] Es (BD)
      ARIETE de vapor, s. m. A. N. Buque de hierro, con poderosa máquina, pequeño y blindado, recogido de proa, pero con el arranque de la roda muy saliente y reforzado; cuyo objeto es embestir á los buques enemigos y echarlos á pique de una trompada. Fr. Béliér. Ing. Ram, Ram skip.
    • 1868 Anónimo "Lanzamiento ariete Buffel" [12-04-1868] La Marina Española (Madrid) Es (HD)
      El 10 de Marzo se botó al agua, en el astillero de los señores Napier, en Glasgow, el buque corazado de torre y ariete De Buffel que se construía por cuenta del gobierno holandés.
    • 1869 Posadillo, I. "Ataque y defensa" [01-01-1869] p 119 Revista de España (Madrid) Es (HD)
      [...] todos le siguen y se encuentra frenteá la escuadra confederada, que se componia de un ariete acorazado, el Tenessee y cuatro cañoneras blindadas, la mando del Almirante Buchanam. Abren el fuego estos buques sobre los federales, pero las cañoneras al poco rato se ven obligadas á ampararse bajo los fuertes, y una de ellas arria bandera. Mientras aanto, el ariete hace frente á todos los buques de Farragut, defendiéndose con vigor [...].
    • 1869 RAE DRAE 11.ª ed. (NTLLE)
      ARIETE. m. [...] Mar. Buque de vapor blindado y con un espolon muy reforzado y saliente, para embestir con empuje á otros buques y echarlos á pique.
    • 1891 Anónimo "Buque ariete" [13-03-1891] El Correo Militar (Madrid) Es (HD)
      Entre los muchos inventos modernos destinados á la ofensiva y defensiva, figura un nuevo buque que será formidable y formará parte de la marina de los Estados Unidos. El expresado, nombrado el Ammen, pertenece á un tipo casi enteramente nuevo: será un ariete que se empleará en la defensa de los puertos. Los arietes se usaron con efectos destructores durante la guerra separatista, pero éste es el primero que carecerá en absoluto de armamento y se construirá con el objeto exclusivo de dar embestidas.
    • 1895 Zerolo, E. DiccEnciclLengCastellana (NTLLE)
      ARIETE. [...] de vapor. Mar. Buque de vapor blindado y con un espolón muy reforzado y saliente, para embestir con empuje á otras naves y echarlas á pique.
    • 1925 Barras Prado, A. La Habana siglo XIX [1925] Es (CDH )
      La aparición del Merrimac sirvió de estímulo para la invención de los Monitores de Ericson, de los arietes y de otros sistemas de buques, que aunque imperfectos hoy, llegarán con el tiempo a sustituir ventajosamente a los barcos de madera.
    • 1925 Barras Prado, A. La Habana siglo XIX [1925] 268 Es (CDH )
      Esta plaza se hallaba en poder de los federales, los cuales tenían en el puerto una escuadra de cañoneras, y cuando menos los esperaban, una noche, bajó silenciosamente por el río, el ariete confederado «Albermale» y atacó a la escuadra echando a pique tres buques, poniendo a los demás en dispersión y, cerrando por el agua las comunicaciones de la plaza, para impedir que recibiera recursos de fuera, lo cual contribuyó a que Plymouth se rindiese al ejército del Sur, mandado por el general Ruket.
    • 1925 Barras Prado, A. La Habana siglo XIX [1925] Es (CDH )
      Por este tiempo, la escuadra del Almirante Ferragut, compuesta de diez y siete buques (tres de ellos blindados), atacó la bahía de Mobila, defendida por buenos fuertes y por una escuadra de siete barcos, blindados unos con planchas de hierro y otros con pacas de algodón, y después de un recio combate, logró penetrar en ella y derrotar a la escuadrilla confederada, apresando al formidable ariete «Tennesee», juntamente con el Almirante Buckanam, que perdió una pierna en la refriega.
    • 1956 Pando Villarroya, J. L. DiccMarítimo (FG)
      ARIETE. Buque de vapor, blindado y con un espolón muy reforzado y saliente, para embestir con empuje a otras naves y echarlas a pique.
    • 2001 RAE DRAE 22.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. Mar. Buque de vapor, blindado y con un espolón muy reforzado y saliente, que se usaba para embestir con empuje a otras naves y echarlas a pique.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. Buque de vapor, blindado y provisto de un espolón que se usaba para embestir a otras naves y echarlas a pique.
  8. 6⟶sinécdoque
    s. m. Punta aguda y saliente, generalmente de hierro, que remata la proa de algunas embarcaciones, empleada para embestir y hundir en el mar naves enemigas.
    docs. (1862-1914) 7 ejemplos:
    • 1862 Anónimo "Correo extranjero" [03-08-1862] La Corona (Barcelona) Es (HD)
      El almirante Persano ha firmado recientemente una contrata con una casa de Inglaterra para la construccion de un buque con espolon ó ariete, de 8 cañones, capaz de partir un navío de madera.
    • 1914 Anónimo "Submarinos con espolón" [17-11-1914] El Día de Madrid (Madrid) Es (HD)
      En cartas fechadas en Copenhague y recibidas en Londres se confirma el rumor de que se están construyendo en los astilleros alemanes barcos submarinos con ariete ó espolón, para cazar y echar a pique los sumergibles enemigos.
    • 1862 Anónimo "Correo extranjero" [03-08-1862] La Corona (Barcelona) Es (HD)
      El almirante Persano ha firmado recientemente una contrata con una casa de Inglaterra para la construccion de un buque con espolon ó ariete, de 8 cañones, capaz de partir un navío de madera.
    • 1873 Anónimo "Noticias generales" [27-11-1873] El Pensamiento Español (Madrid) Es (HD)
      Se está construyendo en el arsenal ruso de Cronstadt un buque submarino de enormes dimensiones, en cuya fabricacion se han empleado 2,000 toneladas de hierro y acero. Lo mueven dos poderosas máquinas de aire, y esta armado con un enorme ariete, llevando además dos cilindros llenos de pólvora, para acercarlos á los buques enemigos y entonces prenderles fuego por medio de la electricidad.
    • 1882 Anónimo "El Polyphemus" [08-02-1882] La Ilustración Española y Americana (Madrid) Es (HD)
      El Polyphemus […] ha sido proyectado por el eminente ingeniero y mecánico sir Georges Sartorius, […]; su cubierta es convexa, en forma de lomo de ballena, en la que hay otra segunda cubierta plana, de hierro y madera, corrida de popa á proa, que soporta ademas otra cubierta, igualmente de hierro y madera, de 11 pulgadas de grueso; al exterior, sobre la línea de flotacion, lleva una armadura de acero, sistema Bessemer, de cuatro pulgadas de espesor y seis piés de altura; sus extremidades terminan en punta, y el espolon o ariete de proa, que tiene figura de un enorme pico de pato, de 14 piés de lanzamiento, sirve de porta-torpedos, sistema Whitehead, de un efecto terrible.
    • 1885 Olleros, T. "Reformas Fuerzas navales" [01-09-1885] Revista de España (Madrid) Es (HD)
      El ariete ó espolón, como la coraza, es arma que ha tenido su época de moda y aún conserva muchos apasionados, aunque las experiencias y la reflexión la quiten hoy gran parte de su importancia. No es fácil, en efecto, en un combate, encontrar á un barco parado y en posición tal que se le pueda echar á pique impunemente, y con seguridad que el agresor padecerá casi siempre poco menos que el agredido.
    • 1898 Anónimo "La guerra y la marina" [15-07-1898] El Mundo Naval Ilustrado (Madrid) Es (HD)
      No es dudoso que para abrirse paso debió pensar Cervera en hacer uso de los espolones ó arietes, y pruéalo que se lanzó a toda fuerza de máquina sobre la Escuadra enemiga; pero este recurso, de gran efecto en otra época, hoy resulta de mucha dificultad. En otra época, un buque de guerra podía atacar con el ariete á otro de superior tonelaje, porque entonces el buque débil llegaba con más ó menos avería hasta el casco del adversario […].
    • 1914 Anónimo "Submarinos con espolón" [17-11-1914] El Día de Madrid (Madrid) Es (HD)
      En cartas fechadas en Copenhague y recibidas en Londres se confirma el rumor de que se están construyendo en los astilleros alemanes barcos submarinos con ariete ó espolón, para cazar y echar a pique los sumergibles enemigos.
    • 1862 Anónimo "Correo extranjero" [03-08-1862] La Corona (Barcelona) Es (HD)
      El almirante Persano ha firmado recientemente una contrata con una casa de Inglaterra para la construccion de un buque con espolon ó ariete, de 8 cañones, capaz de partir un navío de madera.
    • 1868 Anónimo "Construcción Buques" [24-06-1868] La Marina Española (Madrid) Es (HD)
      Hace diez y ocho meses que el gobierno holandes se decidió á construir una escuadra de buques corazados [...]. Mr. Laird se ha encargado de construir algunos de estos buques. Uno de ellos, el De Steir, se botó al agua el 9 de abril último Es un buque corazado de ariete con chelices jemelas [...]. El ariete ó espolon es de hierro, y avanza bajo el agua [...], de modo, que podrá herir á un buque enemigo por bajo de la coraza esta formidable máquina de ataque hace cuerpo con los armazones del buque
    • 1873 Anónimo "Noticias generales" [27-11-1873] El Pensamiento Español (Madrid) Es (HD)
      Se está construyendo en el arsenal ruso de Cronstadt un buque submarino de enormes dimensiones, en cuya fabricacion se han empleado 2,000 toneladas de hierro y acero. Lo mueven dos poderosas máquinas de aire, y esta armado con un enorme ariete, llevando además dos cilindros llenos de pólvora, para acercarlos á los buques enemigos y entonces prenderles fuego por medio de la electricidad.
    • 1882 Anónimo "El Polyphemus" [08-02-1882] La Ilustración Española y Americana (Madrid) Es (HD)
      El Polyphemus […] ha sido proyectado por el eminente ingeniero y mecánico sir Georges Sartorius, […]; su cubierta es convexa, en forma de lomo de ballena, en la que hay otra segunda cubierta plana, de hierro y madera, corrida de popa á proa, que soporta ademas otra cubierta, igualmente de hierro y madera, de 11 pulgadas de grueso; al exterior, sobre la línea de flotacion, lleva una armadura de acero, sistema Bessemer, de cuatro pulgadas de espesor y seis piés de altura; sus extremidades terminan en punta, y el espolon o ariete de proa, que tiene figura de un enorme pico de pato, de 14 piés de lanzamiento, sirve de porta-torpedos, sistema Whitehead, de un efecto terrible.
    • 1885 Olleros, T. "Reformas Fuerzas navales" [01-09-1885] Revista de España (Madrid) Es (HD)
      El ariete ó espolón, como la coraza, es arma que ha tenido su época de moda y aún conserva muchos apasionados, aunque las experiencias y la reflexión la quiten hoy gran parte de su importancia. No es fácil, en efecto, en un combate, encontrar á un barco parado y en posición tal que se le pueda echar á pique impunemente, y con seguridad que el agresor padecerá casi siempre poco menos que el agredido.
    • 1898 Anónimo "La guerra y la marina" [15-07-1898] El Mundo Naval Ilustrado (Madrid) Es (HD)
      No es dudoso que para abrirse paso debió pensar Cervera en hacer uso de los espolones ó arietes, y pruéalo que se lanzó a toda fuerza de máquina sobre la Escuadra enemiga; pero este recurso, de gran efecto en otra época, hoy resulta de mucha dificultad. En otra época, un buque de guerra podía atacar con el ariete á otro de superior tonelaje, porque entonces el buque débil llegaba con más ó menos avería hasta el casco del adversario […].
    • 1914 Anónimo "Submarinos con espolón" [17-11-1914] El Día de Madrid (Madrid) Es (HD)
      En cartas fechadas en Copenhague y recibidas en Londres se confirma el rumor de que se están construyendo en los astilleros alemanes barcos submarinos con ariete ó espolón, para cazar y echar a pique los sumergibles enemigos.
  9. 1⟶metáfora
    s. m. Órgano copulador y miccionador del hombre y de algunos animales de sexo masculino.
    Sinónimos: birimbao; flauta; picana; sable
    docs. (1916-1995) 17 ejemplos:
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      Y Badreddin pudo entusiasmarse al comprobar que la perla no estaba perforada y no había penetrado en ella más ariete que el suyo, ni la habían toca siquiera con la punta de la nariz.
    • 1981 Moreno-Durán, R. H. Toque Diana [1988] 104 Co (CDH )
      Y así, furiosamente trenzado en el abrazo, mecido por un nítido y acompasado acuerdo de gestos, lamentos contenidos y esfuerzos, animado por aquellos endemoniados resortes al tenor de los olvidados violines de Bohemia, Augusto Jota advirtió no ya el abrirse anhelante y cálido de esas apretadas orillas por las que, sabio y seguro, enfiló su ariete, sino un balcón pletórico de sol, de hortensias y geranios y de alianzas de amor que, ahí, frente a él, debajo casi de su propia impaciencia, se abría con un ruido de puertas y persianas para dejar sitio a la mujer que, frente al doble juego de las cuerdas de alambre, lo cubría de saludos, de urgencias y solicitudes a la vez que le hacía señales para que la siguiera, sí, para que entrara con ella al vedado aposento, para que la visitara, y él iba, cómo no, él la seguía por fín y se agotaba en ese esfuerzo por alcanzarla pronto.
    • 1991 Rossetti, A. Alevosías [1991] Es (CDH )
      Ella le había dicho que le gustaría poner a su disposición aquello que jamás había consentido al ariete de ningún otro hombre, y aunque ello conllevara el sobreentendido de que de él no tenía nada que temer, aunque se hubieran acabado las pomadas en el mundo, le era más fuerte la imagen suscitada que su maligna significación.
    • 1991 Satué, F. J. Carne [1991] Es (CDH )
      Bebió un sorbo de whisky mientras continuaba abriendo y cerrando la mano que envolvía aquel ariete suave.
    • 1995 Villena, L. A. Burdel Byron [1995] Es (CDH )
      ¿Qué importaba que Byron juguetease todas las noches con el amor de avena loca, de la mano del regordete Kinnaird (odiado por Bella) si al fin la dulzura desharía el ariete? Quizá se sintió contenta cuando oyó decir a Walter Scott: Byron, usted concluirá haciéndose católico... ¿Qué más podía aguardar una esposa atenta? Es verdad que vestía con disfraces a Sigfrido y le hacía salir con él, como joven caballero, en todas sus escapadas.
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )

      El-Hosn, los atrajo hacia él y los separó. En seguida apuntó contra la ciudadela su ariete, que estaba ya dispuesto.

    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      Empujó este ariete pderoso, hundiéndolo en la brecha, y la brecha cedió.
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      Y Badreddin pudo entusiasmarse al comprobar que la perla no estaba perforada y no había penetrado en ella más ariete que el suyo, ni la habían toca siquiera con la punta de la nariz.
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      Y ataque tras ataque, el ariete funcionó quince veces seguidas, entrando y saliendo sin interrumpirse.
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      El efrit, por su parte, se apresuró a ir en busca de su compañera la efrita, y uno y otra admiraron a los dos jóvenes dormidos, asistiendo antes a sus juegos y contando los ataques del ariete.
    • c1916 Blasco Ibáñez, V. Trad Mil noches [2003] Es (CDH )
      Hablo de esta noche que acabas de pasar en mis brazos, ¡la noche del poderoso ariete! Saliste un instante y has tardado cerca de una hora.
    • 1976 Cela Trulock, C. J. Dicc erotismo I p. 104 Es (BD)
      ariete. Es metáfora forma en óptimo señalamiento (el pene semeja un ariete). Pene.
    • 1981 Moreno-Durán, R. H. Toque Diana [1988] 104 Co (CDH )
      Y así, furiosamente trenzado en el abrazo, mecido por un nítido y acompasado acuerdo de gestos, lamentos contenidos y esfuerzos, animado por aquellos endemoniados resortes al tenor de los olvidados violines de Bohemia, Augusto Jota advirtió no ya el abrirse anhelante y cálido de esas apretadas orillas por las que, sabio y seguro, enfiló su ariete, sino un balcón pletórico de sol, de hortensias y geranios y de alianzas de amor que, ahí, frente a él, debajo casi de su propia impaciencia, se abría con un ruido de puertas y persianas para dejar sitio a la mujer que, frente al doble juego de las cuerdas de alambre, lo cubría de saludos, de urgencias y solicitudes a la vez que le hacía señales para que la siguiera, sí, para que entrara con ella al vedado aposento, para que la visitara, y él iba, cómo no, él la seguía por fín y se agotaba en ese esfuerzo por alcanzarla pronto.
    • 1982 Amestoy Egiguren, I. Ederra [1982] Es (CDH )

      (Intenta desesperadamente componer el "puzzle")¡Te arrancaré tu secreto! Espejo, buscaré tu azogue. Cristal roto, a pesar de tus costurones, me descubrirás como soy. / ¿Verdad, Carlota? ¡Sabré como es esta Ederra sola! Rompecabezas blanco, amigo: nos parecemos en nuestra carencia. Ha sido un agónico despellejarse. Ha sido un voluptuoso renacerse. Me intriga saber cómo soy sin tanto pingajo. ¡Lejos de mí los disfraces, lejos de mí las máscaras! (Comienza a despejarse de sus ropas hasta quedar desnuda)¡Carlota, tu mosquetero ha desaparecido! ¡La condesa se fue con una lesbiana! ¡Ederra ha muerto! Nada queda del pasado. (Pausa)¿Guiomar, estás ahí? (Pausa)Lo primero que hago cada mañana es defecar. Después, vacía del estiércol del pasado, dejo caer el agua templada sobre mi cuerpo dormido. ¡Guiomar! ¡El nuevo día! ¡Mira como corren las maravillosas nubes de Baudelaire por el cielo anaranjado! Siente tiritar los manzanos de tu pasión. Abraza el roble viejo de su seña y de tu santo. Y sube a lo alto de la montaña verde desde donde se ve, allá lejos, el mar azul. Y queda, quieta, sobre la roca nevada, inmóvil, como una novia. Que ya se oye el relincho del esposo. Que ya se ve su cabeza roja y su cuerpo blanco. Que ya te siento junto a mí, amante mío. ¡Déjame besar tu frente! Déjame besar tu cuerno de vida! ¡Déjame besar nuestro ariete de sangre! Con él derribarás la puerta de mi ciudad. Con él escribiremos la palabra nueva. ¡Ahora, esposo! Ahora que el sol comienza a crecer. ¡Entra, ahora, en tu ciudad! ¡Penétrala! ¡Saquéala! ¡Quémala! Esposo..., Amor..., Ederra... ¡Jericó ha caído!

    • 1982 Amestoy Egiguren, I. Ederra [1982] Es (CDH )
      Y el unicornio afila su ariete.
    • 1986 Chávez Jr., G. Batallador [1986] Mx (CDH )
      Sí, Eloísa y yo, fuimos los dragadores de nuestros cuerpos y también hicimos de ellos cosas extravagantes: delfines, arcones en el fondo del mar que abríamos con los dientes, pulpos, pianos, arpas, flautas, arietes, un interminable pirulí de todos los sabores, un motivo de autopsia, un instrumento de tortura y, consecuentemente, nos dañamos y, quizás, hasta hayamos estado a punto de morir.
    • 1986 Chávez Jr., G. Batallador [1986] Mx (CDH )
      Ella no respondía, pues ya sus deditos y su boca de hada comenzaban a transformar el pandeado ariete en la más armoniosa de las flautas.
    • 1991 Rossetti, A. Alevosías [1991] Es (CDH )
      Ella le había dicho que le gustaría poner a su disposición aquello que jamás había consentido al ariete de ningún otro hombre, y aunque ello conllevara el sobreentendido de que de él no tenía nada que temer, aunque se hubieran acabado las pomadas en el mundo, le era más fuerte la imagen suscitada que su maligna significación.
    • 1991 Satué, F. J. Carne [1991] Es (CDH )
      Bebió un sorbo de whisky mientras continuaba abriendo y cerrando la mano que envolvía aquel ariete suave.
    • 1991 Satué, F. J. Carne [1991] 161 Es (CDH )
      Pero en seguida es abofeteado nuevamente; izquierda, derecha: las ubres se han endurecido; las unas, los dedos de las manos... La boca de Amelia atrapa los testículos y trepa después con hambre hacia la cabeza irritada y firme del ariete.
    • 1991 Satué, F. J. Carne [1991] Es (CDH )
      Se incorporó reptando, desnudo y anonadado al tomar asiento sobre la silla, como si sólo pudiera figurarse a sí mismo arrastrado por su sexo —mástil, ariete, pica, arpón...—, ungido por la saliva, la orina y el flujo de una mujer.
    • 1995 Villena, L. A. Burdel Byron [1995] Es (CDH )
      ¿Qué importaba que Byron juguetease todas las noches con el amor de avena loca, de la mano del regordete Kinnaird (odiado por Bella) si al fin la dulzura desharía el ariete? Quizá se sintió contenta cuando oyó decir a Walter Scott: Byron, usted concluirá haciéndose católico... ¿Qué más podía aguardar una esposa atenta? Es verdad que vestía con disfraces a Sigfrido y le hacía salir con él, como joven caballero, en todas sus escapadas.
  10. 1⟶metáfora
    s. m. y f. Fútb. Jugador que ocupa el centro de la línea delantera y suele ser el principal responsable de marcar goles.
    docs. (1921-2017) 117 ejemplos:
    • 1921 Anónimo "Partido selecciones ibéricas" [19-12-1921] La Voz (Madrid) Es (HD)
      Balbino y Fajardo, muy bien, aquél mejor que éste, pero sin necesidad de extremar sus intervenciones, porque el ataque lusitano no necesitaba precisamente para ser quebrado del ariete de una soberbia línea media.
    • 2017 Anónimo "Torres, Atlético" [05-07-2017] El Mundo (Madrid) Es (HD)
      "Nuestro club ha alcanzado un acuerdo con Fernando Torres por el que el futbolista seguirá como rojiblanco la temporada 2017-18. El ariete nacido en Fuenlabrada amplía su contrato hasta el 30 de junio de 2018 y formará parte de la plantilla que estrenará el Wanda Metropolitano", anunció el club atlético en un comunicado en su página web.
    • 1921 Anónimo "Partido selecciones ibéricas" [19-12-1921] La Voz (Madrid) Es (HD)
      Balbino y Fajardo, muy bien, aquél mejor que éste, pero sin necesidad de extremar sus intervenciones, porque el ataque lusitano no necesitaba precisamente para ser quebrado del ariete de una soberbia línea media.
    • 1944 Stik Equipo Unión Naval Levante 17 Torneo. Semanario deportivo, 4 de junio de 1944 Es (CDH )
      Nos había dicho el entrenador del equipo que éste se hallaba falto de un ariete que completase el conjuntado cuadro de que disponía, pero a medida que fuimos viéndole jugar, y sobre todo después de haber marcado el primer gol de los dos que fué autor, hubimos de hacerle ver el error en que se encontraba.
    • 1950 Carrasco, J. "Triunfo Madrid" Marca, 16 de enero de 1950 Es (CDH )
      No tiene cara de disgusto César, el capitán del Barcelona, y por eso fué fácil abordarle y pronta su respuesta: / — Ha tenido mucha suerte el Madrid. / — Y os ha marcado tres tantos... / — Exacto. En media docena de veces de tiros a puerta. ¿Contraste las veces que nosotros disparamos al marco madrileño? / — Desde luego, mucha más. Pero eso no es un instificante. se encontró muchas veces con la pelota en las manos. Tuvo una actuación afortunada. Y no hablemos de los rebotes providenciales. / — ¿Crees que merecisteis ganar? / — Por lo que hemos dominado, al menos, debíamos repartirnos los puntos. / — Dicen que cuando marcaste el segundo gol... / — Sí; ya sé lo que dicen. Pero no es cierto que hubiera mano. / — ¿Qué te gustó del Madrid? / — La delantera. / Y el ariete internacional se eclipsó.
    • 1993 Prensa Expreso, 23/08/1993 [1993] Pe (CDH )
      Me basta, por tanto, haber observado detenidamente el accionar de "Balán" (por quien guardo, incluso, consideración personal) para concluir que el ariete nunca se recuperó cabalmente de esos ligamentos de la rodilla maltratados en la Libertadores.
    • 1995 Benedetti, M. Césped 76 Cuentos fútbol Ur (CDH )
      Ahora Sobredo hace un pase largo de cuarenta metros destinado a Robles que no alcanza el esférico, el alero Pena ejecuta el óbol en dirección a Seoane pero el joven centrocampista es duramente marcado por Ortega, el árbitro dice aquí no ha pasado nada, y entonces Ortega elude diestramente a Menéndez y a Duarte, la acción es realmente espectacular y ahora toca la pelota muy suave en dirección al goleador Ferrés, el Benja Ferrés que cada vez juega mejor y que ahora entra como una saeta, mueve la pelota con la izquierda, cambia de pierna, se viene, se viene, el aguerrido defensa Murias intenta evitar el inminente disparo, pero el Benja lo engaña con un extraordinario vaivén, esto señores es un ballet, se viene, gooooooooool, el impresionante tiro del número ocho penetra en el ángulo izquierdo de la valla haciendo infructuosa la meritoria paloma del veterano Sarubbi, quien para algunos escépticos ya no está para estos trotes, gran jugada la del pibe Ortega y notable la definición del artillero Ferrés, este Benia que está reclamando a gritos su tan esperada inclusión en la selección nacional, pero ya no como numero ocho sino como número nueve, pues es innegable su vocación de ariete.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 17/03/1997 [1997] Bo (CDH )
      En Independiente fue expulsado su ariete Oscar Gonzáles, en el minuto 25, situación que mermó el rendimiento colectivo de la plantilla chuquisaqueña, mientras que los atigrados aprovecharon esa ventaja.
    • 2002 Valdano, J. Miedo escénico Ar (CORPES)
      El gol nos regresa instantáneamente a la infancia de modo que no extraña ver a un hombre hecho y derecho subir al alambrado, hacer el avioncito o bailar con el banderín del córner al compás de una música alegre, que les sale del ama y sólo escuchan ellos. A niños colombianos de doce años les preguntaron qué sentían cuando marcaban un gol, y la inocencia de sus respuestas la firmaría cualquier duro ariete en mitad de su festejo.
    • 2017 Anónimo "Torres, Atlético" [05-07-2017] El Mundo (Madrid) Es (HD)
      "Nuestro club ha alcanzado un acuerdo con Fernando Torres por el que el futbolista seguirá como rojiblanco la temporada 2017-18. El ariete nacido en Fuenlabrada amplía su contrato hasta el 30 de junio de 2018 y formará parte de la plantilla que estrenará el Wanda Metropolitano", anunció el club atlético en un comunicado en su página web.
    • 1921 Anónimo "Partido selecciones ibéricas" [19-12-1921] La Voz (Madrid) Es (HD)
      Balbino y Fajardo, muy bien, aquél mejor que éste, pero sin necesidad de extremar sus intervenciones, porque el ataque lusitano no necesitaba precisamente para ser quebrado del ariete de una soberbia línea media.
    • 1924 Anónimo "Barcelona inaugura temporada" [01-09-1924] La Jornada Deportiva (Barcelona) Es (HD)
      En la línea de ataque, el ala izquierda, Sagi-Alcántara, mostró su ya conocida gama de combinaciones, y en el centro o interior derecha, Marti, demostró ser un buen ariete para el equipo y muy oportuno en los remates.
    • 1930 Anónimo "Notas deportivas" [04-06-1930] La Voz (Madrid) Es (HD)
      Se jugó rápidamente en todas las lineas y en todos los terrenos, y con pleno optimismo en todos los momentos. Ambos "onces" se preocuparon más del ataque que de la defensa, y si no hubiese faltado, tanto en el Madrid como en el Athlétic, el ariete en el centro del ataque, es lo probable que los "goals" se hubiesen amontonado en el marcador, pese a la enorme actuación de los cuatro "baks" que sobre el terreno actuaron.
    • 1936 Rienzi (Manuel Gómez Domingo) "Partidos primera división" [16-03-1936] La Voz (Madrid) Es (HD)
      Compare usted lo que marcaba el año pasado a lo que marca este año. Paquirri ha venido a destrozar con su inclusión lo que era toda la personalidad bética: la furia, aquella furia de su delantera, frente a la que no estaba segura ninguna portería española. Paquirri es un virtuoso, un jugador fino, no un ariete, que es lo que era Unamuno, al que ahora colocan de interior para terminar de estropear el ataque.
    • 1941 Anónimo "Portugal España empatan" [14-01-1941] ABC (Madrid) Es (HD)
      La pretensión todavía de empujar la pelota hacia adelante, llevándola fuertemente y por cualquier procedimiento, para buscar el camino del marco y ante él resolver la jugada por superioridad física, tuvo en Peiroteo un excelente adalid; pero chocó contra el muero inexpugnable de Mieza y Oceja que tuvieron a raya al ariete lusitano.
    • 1944 Stik Equipo Unión Naval Levante 17 Torneo. Semanario deportivo, 4 de junio de 1944 Es (CDH )
      Nos había dicho el entrenador del equipo que éste se hallaba falto de un ariete que completase el conjuntado cuadro de que disponía, pero a medida que fuimos viéndole jugar, y sobre todo después de haber marcado el primer gol de los dos que fué autor, hubimos de hacerle ver el error en que se encontraba.
    • 1948 Juan Deportista (A. Martín Fernández) "Real Madrid, 1; Barcelona, 2" [21-09-1948] ABC (Madrid) Es (HD)
      Muñoz fué el ariete entusiasta, y Pahiño con el ala derecha -y Barinaga hasta el agotamiento- forjaron los plazos de más relieve.
    • 1950 Carrasco, J. "Triunfo Madrid" Marca, 16 de enero de 1950 Es (CDH )
      No tiene cara de disgusto César, el capitán del Barcelona, y por eso fué fácil abordarle y pronta su respuesta: / — Ha tenido mucha suerte el Madrid. / — Y os ha marcado tres tantos... / — Exacto. En media docena de veces de tiros a puerta. ¿Contraste las veces que nosotros disparamos al marco madrileño? / — Desde luego, mucha más. Pero eso no es un instificante. se encontró muchas veces con la pelota en las manos. Tuvo una actuación afortunada. Y no hablemos de los rebotes providenciales. / — ¿Crees que merecisteis ganar? / — Por lo que hemos dominado, al menos, debíamos repartirnos los puntos. / — Dicen que cuando marcaste el segundo gol... / — Sí; ya sé lo que dicen. Pero no es cierto que hubiera mano. / — ¿Qué te gustó del Madrid? / — La delantera. / Y el ariete internacional se eclipsó.
    • 1955 Mercé Varela, A. Trad Fútbol [1955] Es (CDH )
      Recién iniciada la segunda mitad, Zarra —un típico ejemplar de ariete español, hecho de pundonor, furia y juego corajudo— aprovechó intuitivamente un centro de Gainza, para batir sin remisión al meta británico.
    • 1959 Agencia Mencheta "Plus Ultra desempate" [17-05-1959] ABC (Madrid) Es (HD)
      Parece también resulta la eliminatoria Valencia-Zaragoza, tras el 2-0 favorable a los levantinos en La Romareda. La presentación del nuevo ariete Aveiro es plato atractivo de un encuentro que en Valencia consideran ya de trámite, aunque a última hora el Zaragoza puede complicarlo.
    • 1964 Gilera (Enrique Gil de la Vega) "Atlético venció Pontevedra" [07-01-1964] ABC (Madrid) Es (HD)
      Recalde estuvo anulado por Calleja, y así quedaron solamente dos hombre eficientes: Marcaida y José Jorge, libre aquél y en constante duelo con Griffa el fuerte ariete.
    • 1970 Figueroa Lorza, J. "Léxico de fútbol" Español Actual Co (FG)
      Ariete. m. Jugador que siempre está colocado entre los defensores contrarios, a fin de aprovechar cualquier falle de éstos. 2. Jugador que define las jugadas anotando un gol.
    • 1977 Prensa El País, 24/08/1977 [1977] Es (CDH )
      El ariete se ha quedado en su club de origen, y en la final del torneo españolista, frente al Rapid de Viena, consiguió un gol de bandera que le ha convertido, automáticamente, en un jugador de moda entre la afición.
    • 1977 Prensa El País, 11/09/1977 [1977] Es (CDH )
      El Rácing, queda dicho, se hizo con los servicios del ariete Víctor.
    • 1977 Prensa El País, 18/09/1977 [1977] Es (CDH )
      El ariete Rico, autor de uno de los goles en ese encuentro, debuta en compromiso liguero, mientras se mantiene aun la duda de la total recuperación del lateral Amunárriz, con molestias en una rodilla.
    • 1977 Prensa El País, 31/08/1977 [1977] Es (CDH )
      Michels pidió un ariete para redondear una plantilla numerosa y millonaria, pero esta será la única laguna del fuerte y potente conjunto barcelonista.
    • 1978 Prensa ABC, 05/02/1978 [1978] Es (CDH )
      Pero lo más seguro es que al poder reaparecer el central Ferrer quede formado el quinteto defensivo blanquiazul con Urruti en la puerta; el ex madridista Verdugo en el lateral izquierdo para jugar sobre Juanito; el central Ferrer como policía del ariete blanco; Huertas vigilando a Stielike; y como líbero en la línea defensiva el centrocampista Molinos.
    • 1978 Prensa ABC, 05/02/1978 [1978] Es (CDH )
      Para ello se ha dispuesto la reaparición del ariete chileno Carlos Humberto Caszely, un oportunista nato, rápido en el «sprint» corto, hombre típicamente de área y que puede complementar en el ala derecha con otros dos jugadores acreditados, como son el ex madridista Marañón y el joven rematador Flores, componiendo una línea delantera que resuelva los partidos.
    • 1978 Prensa ABC, 05/02/1978 [1978] Es (CDH )
      Ha procurado cubrir sus flancos y los puntos más débiles del equipo y a pesar de haber conseguido la incorporación de jugadores tan valiosos, como el meta donostiarra Urruticoechea, el ariete Flores, el medio Huertas y el lateral Lanchas, no ha llegado todavía al conjunto que le permita esperar tranquilo el final de la temporada.
    • 1980 León, V. DiccArgotEsp Es (FG)
      ariete m. (fút.) Jugador que ocupa la posición más adelantada.
    • 1982 Prensa ABC, 27/09/1982 [1982] Es (CDH )
      Sin su ariete nacional Santillana y con Juanito, nacional también, a media luz o sin ninguna, el Madrid hace tres goles, más que en cualquier partido anterior.
    • 1982 Prensa ABC, 11/10/1982 [1982] Es (CDH )
      Lo curioso de ello es que el árbitro invalidó, por la posición del ariete blanco, cuando antes Ito y otro jugador estuvieron igualmente en fuera de juego.
    • 1982 Prensa ABC, 30/04/1982 [1982] Es (CDH )
      Pero, además, ocurre que tenemos un corto ariete preferido, que es Satrústegui.
    • 1982 Prensa ABC, 30/04/1982 [1982] Es (CDH )
      Santamaría tiene tres arietes en lista: Satrústegui, Santillana y Quini.
    • 1982 Prensa ABC, 04/10/1982 [1982] Es (CDH )
      Frente a los procesos de buenas importaciones hay que poner los modestos y arriesgados ascensos, de los jugadores jóvenes que destacaron en los filiares y de los que hemos visto algunos en el Atlético-Barcelona, tales como los rojiblancos Julio Prieto, Manolo, Marian, Mariña, Mínguez, Pedraza, utilizados por el Atlético, y el azulgrana Clos, un ariete muy fuerte que salió ya avanzado el segundo tiempo y va a aparcar en ese puesto muy pronto, a pesar de tener en el Barcelona tanta competencia de ases pero ningún delantero centro.
    • 1982 Prensa ABC, 04/10/1982 [1982] Es (CDH )
      En el Real Madrid ha jugado bien en Sarriá el ariete Pineda, sustituto del lesionado Santillana.
    • 1982 Prensa ABC, 17/04/1982 [1982] Es (CDH )
      En la puerta se confirma la actuación del internacional Urruti, que se verá protegido por una defensa formada por Gerardo, Olmo, Alesanco y el joven Manolo, aunque es posible que Olmo Sea sustituido por Migueli, con la misión de neutralizar al ariete blanco Santillana, preocupación mayor de Udo Lattek.
    • 1982 Prensa ABC, 17/04/1982 [1982] Es (CDH )
      Y en la delantera se confirma la alineación de «Lobo» Carrasco como extremo izquierda después de la magnífica actuación de éste frente al Tottenham y al Athlétic de Bilbao, con el danés Simonsen en el otro extremo, y la reaparición de Quini como ariete después de la lesión que le ha mantenido un mes en la enfermería.
    • 1984 Prensa El País, 02/06/1984 [1984] Es (CDH )
      Se incorpora Butragueño, Carrasco pasa a titular y Santillana será el ariete rompedor
    • 1985 Prensa ABC, 03/06/1985 [1985] Es (CDH )
      Ablanedo pudo hacer algo más en los dos tiros de Santillana, pero los goles del ariete tuvieron mucho mérito, en cualquier caso.
    • 1985 Prensa ABC, 25/01/1985 [1985] Es (CDH )
      Arconada midió mal la distancia en la jugada de churro finlandés que fue la «chilena» fallada por el ariete contrario, yendo la pelota hacia el extremo derecha.
    • 1986 Prensa ABC, 01/11/1986 [1986] Es (CDH )
      El equipo tenía y tiene otro paraguayo que es Orlando Giménez, pero éste va detrás de su compañero y compatriota, este Hicks que juega en vanguardia, unas veces con Nacho y Ferreira, otras con Ferreira y a ratos muy sólo como ariete porque los demás se defienden ante equipos superiores.
    • 1986 Prensa El País, 01/10/1986 [1986] Es (CDH )
      El ariete sólo pudo jugar 13 partidos en los que, eso sí, confirmó su capacidad realizadora con nueve goles.
    • 1986 Prensa ABC, 28/04/1986 [1986] Es (CDH )
      Lo cierto es que el Zaragoza con el entrenador Luis Costa ha compuesto un equipo muy compensado y equilibrado en sus líneas y que ha sabido manifestarse en plena forma con todos sus jugadores en la final de la Copa, desde el meta Carmelo Cedrún hasta los citados extremos madridistas, con acierto especial en su ariete uruguayo Rubén Sosa, del que no se han acordado en Uruguay para la selección, dicho sea para bien del Zaragoza, en comparación con la llamada hecha a Jorge da Silva para mal del Atlético de Madrid.
    • 1986 Prensa El País, 01/06/1986 [1986] Es (CDH )
      Walter Casagrande sorprende en el campo por una elasticidad poco habitual en los arietes clásicos.
    • 1987 Prensa ABC, 17/02/1987 [1987] Es (CDH )
      Al final del partido Mallorca-Real Madrid, el buen guardameta marroquí Ezaki —triunfador en el Mundial de México y uno de los acertados fichajes del club balear— salió de su meta hasta más allá de los cinco metros y medio del área para despejar un centro lanzado por un jugador blanco desde el lateral derecho, a fin de evitar el remate del ariete del Madrid que era entonces Santillana.
    • 1988 Prensa ABC, 26/04/1988 [1988] Es (CDH )
      Un Madrid sin Hugo Sánchez golea menos, lo que equivale a decir que la selección nacional-madridista es normalmente menos eficaz que el equipo nutricio, pero la FIFA y la UEFA no creen que Hugo Sánchez sea español descendiente de Hernán Cortés, nacionalizado con el nombre de «Pichichi» Sánchez, y así nos quedamos sin el mejor ariete para el «putt» de que antes hablábamos o escribíamos.
    • 1988 Prensa El País, 01/06/1988 [1988] Es (CDH )
      El ariete madridista será, a la vez, despedido por una afición ante la que sólo actuó durante la temporada 1970-1971.
    • 1989 Prensa ABC, 04/07/1989 [1989] Es (CDH )
      El Rayo de Vallecas, con una cifra así, está en Primera División, y el Castellón, también con sólo un ejercicio de gastos de 200 millones, es igualmente inquilino de la categoría donde el que más y el que menos está al borde de la quiebra económica, salvo tres o cuatro, y el Tenerife, con el ya famoso ariete Rommel (al que al parecer se le da la asignatura de hacer goles, como a aquel general alemán «zorro, del desierto» se le daba el «arte» de esconderse entre las dunas), y el Mallorca, clubes asimismo con presupuestos exiguos, se han aposentado también en la lujosa y costosa Torre Picasso de la Primera División.
    • 1989 Prensa El País, 01/10/1989 [1989] Es (CDH )
      El ariete, sin embargo, concedió un remate flojito y fácil para Abel cuando la hinchada se disponía ya a celebrar la fiesta.
    • 1989 Prensa ABC, 15/04/1989 [1989] Es (CDH )
      Lineker era un buen puntillero, ariete y goleador en la selección inglesa.
    • 1989 Prensa El País, 01/02/1989 [1989] Es (CDH )
      Suárez tiene previsto utilizar en Belfast un sistema defensivo con dos centrales —Górriz y Serna—, respaldados por Andrinúa, Chendo y Jiménez, para contrarrestar así el esquema habitual de los irlandeses, que suelen utilizar a dos arietes.
    • 1989 Prensa El Universal, 02/01/1989 [1989] Ve (CDH )
      Paz, de la larga campaña en el fútbol brasileño y con un breve pasaje por el balonpié francés, recogió 57 votos, seguido del zaguero Hugo de León (Uruguay) con 43, el lateral José Pintó Saldanha (Uruguay) con 30, el ariete Rubén Da Silva (Uruguay) con 26 y el brasileño Geovani con 23.
    • 1990 Prensa El Mundo, 03/10/1994 [1995] Es (CDH )
      El juego vertical de su rival descolocó a un Barcelona cambiado, con Koeman pegado a Guardiola, Ferrer y Sergi casi como centrales junto a Abelardo, Iván y Eusebio perdidos en las bandas y Bakero muy adelantado, como ariete flanqueado por Stoichkov y Hagi.
    • 1992 RAE DRAE 21.ª ed. (NTLLE)
      ariete [...]. En el fútbol, delantero centro.
    • 1993 Prensa Expreso, 23/08/1993 [1993] Pe (CDH )
      Me basta, por tanto, haber observado detenidamente el accionar de "Balán" (por quien guardo, incluso, consideración personal) para concluir que el ariete nunca se recuperó cabalmente de esos ligamentos de la rodilla maltratados en la Libertadores.
    • 1994 Prensa La Vanguardia, 23/06/1994 [1994] Es (CDH )
      Y, complementándolo, dispone de un realizador de excepción en el ariete Batistuta.
    • 1994 Prensa El Mundo, 10/01/1994 [1995] Es (CDH )
      El sábado estaban frente a frente el mejor portero y el mejor ariete de la Liga española.
    • 1994 Prensa La Vanguardia (Barcelona), 06/07/1994 [1994] Es (CDH )
      Si a un zaguero se le condena a muerte —y se le ejecuta a tiros— porque en vez de despejar un balón lo introduce en su propia portería, debemos pensar que el Comité Esotérico dispone igual pena para el ariete que, solo ante los tres palos, remata por encima del larguero.
    • 1995 Benedetti, M. Césped 76 Cuentos fútbol Ur (CDH )
      Ahora Sobredo hace un pase largo de cuarenta metros destinado a Robles que no alcanza el esférico, el alero Pena ejecuta el óbol en dirección a Seoane pero el joven centrocampista es duramente marcado por Ortega, el árbitro dice aquí no ha pasado nada, y entonces Ortega elude diestramente a Menéndez y a Duarte, la acción es realmente espectacular y ahora toca la pelota muy suave en dirección al goleador Ferrés, el Benja Ferrés que cada vez juega mejor y que ahora entra como una saeta, mueve la pelota con la izquierda, cambia de pierna, se viene, se viene, el aguerrido defensa Murias intenta evitar el inminente disparo, pero el Benja lo engaña con un extraordinario vaivén, esto señores es un ballet, se viene, gooooooooool, el impresionante tiro del número ocho penetra en el ángulo izquierdo de la valla haciendo infructuosa la meritoria paloma del veterano Sarubbi, quien para algunos escépticos ya no está para estos trotes, gran jugada la del pibe Ortega y notable la definición del artillero Ferrés, este Benia que está reclamando a gritos su tan esperada inclusión en la selección nacional, pero ya no como numero ocho sino como número nueve, pues es innegable su vocación de ariete.
    • 1995 Galeano, E. Fútbol [1995] Ur (CDH )

      Mediante una hábil variante táctica de la estrategia prevista, nuestra escuadra se lanzó a la carga sorprendiendo al rival desprevenido. Fue un ataque demoledor. Cuando las huestes locales invadieron el territorio enemigo, nuestro ariete abrió una brecha en el flanco más vulnerable de la muralla defensiva y se infiltró hacia la zona de peligro. El artillero recibió el proyectil, con una diestra maniobra se colocó en posición de tiro, preparó el remate y culminó la ofensiva disparando el cañonazo que aniquiló al cancerbero.

    • 1995 Prensa La Vanguardia, 02/03/1995 [1995] Es (CDH )
      Fallece César, el ariete azulgrana de los años 50. Página 36.
    • 1995 Prensa El Mundo, 23/08/1995 [1996] Es (CDH )
      El ariete vizcaíno tiene claro que «al salir del Deportivo voy a ir a un equipo de inferior potencial, porque en ese nivel sólo están el Barcelona y el Madrid».
    • 1995 Prensa El Mundo, 03/03/1995 [1995] Es (CDH )
      Por medio, el ariete argentino del Zaragoza tuvo la mejor oportunidad del encuentro en un contragolpe que sorprendió a la defensa holandesa, pero su disparo dio en el poste cuando ya había salvado a De Goey (min. 53).
    • 1995 Prensa La Vanguardia, 03/04/1995 [1995] Es (CDH )
      Nuevos intentos del tándem de arietes del equipo local (Pablo y Zamarripa) precedieron al único tanto del encuentro.
    • 1995 Prensa La Vanguardia, 30/01/1995 [1995] Es (CDH )
      Tras el descanso el Lleida tuvo 15 minutos para recordar, pero todo se acabó aquí, con un Mérida cada vez más seguro en defensa y un Mané ordenando al central Gonzalo que jugase de ariete para rematar alguno de los miles de balones altos que intentó el Lleida en este periodo.
    • 1995 Prensa La Vanguardia, 02/10/1995 [1995] Es (CDH )
      El Racing amenazaba de vez en cuando con un ariete, Alberto, muy metido en carnes, y ese oscuro presagio que constituye el nigeriano Mutiu, corresponsable junto a Michel Pineda de que la categoría del Espanyol bajara un peldaño hace poco tiempo.
    • 1995 Villorio, J. Extremo Cuentos fútbol Mx (CDH )
      A Irigoyen le repugnaba verlo salir del campo como si ignorara sus proezas, pero sabía que ésa era su ventaja: el ariete frío, inconmovible.
    • 1996 Prensa El Mundo, 15/01/1996 [1996] Es (CDH )
      Barrenechea obvió otro con anterioridad al ariete Alberto.
    • 1996 Prensa ABC, 21/06/1986 [1996] Es (CDH )
      Algunos dicen que el gol de Calviño ha sido de suerte o por fallo humano, pero la afición cree que eso no cabe en un consumado ariete como el director del Ente.
    • 1996 Prensa ABC Color, 09/09/1996 [1996] Py (CDH )
      Sin embargo, la obsesión por la marcación de Félix Torres continuó en la zaga cerrista sin variaciones, con dos o tres jugadores prendidos al robusto ariete olimpista.
    • 1996 Prensa ABC Color, 27/10/1996 [1996] Py (CDH )
      Por su parte, el ariete gumarelo Desiderio Díaz se expresó diciendo: "De ahora en más tenemos una importante misión para seguir en carrera. Ojalá que la suerte nos ayude, porque trabajo y material humano existe en Libertad".
    • 1996 Prensa Diario de Yucatán, 12/09/1996 [1996] Mx (CDH )
      El ariete no había sido tomado en cuenta por el técnico debido a que éste carecía de los informes sobre la recuperación del jugador de una operación en una rodilla.
    • 1996 Prensa El Mundo, 15/01/1996 [1996] Es (CDH )
      El misil disparado por el ariete rumano significó el primer gol de éste en Anoeta y también, la primera victoria de Irureta al abrigo de la afición donostiarra.
    • 1996 Prensa El Universal, 03/11/1996 [1996] Ve (CDH )
      La vena anotadora del principal ariete de los actuales campeones continúa encendida y representa uno de los mejores argumentos para colocarse en plan estelar en el encuentro de hoy ante Mineros de Guayana en el Clásico del Hierro en Cachamay, Puerto Ordaz.
    • 1996 Prensa El Mundo, 15/06/1996 [1996] Es (CDH )
      Al ariete se le presentó el gol con el reloj a cero.
    • 1996 Prensa El Mundo, 12/09/1996 [1997] Es (CDH )
      Y aún estaba el público paladeando la jugada de Simeone, los adornos de Kiko y el constante bregar de Esnáider en el ejercicio de su oficio de ariete, cuando llegó el segundo tanto.
    • 1997 Prensa El País, 10/11/1997 [1997] Es (CDH )
      El caso del brasileño es un ejemplo de la economía del esfuerzo llevado a sus máximas consecuencias: por mucho que el público se enoje cuando vea pasar una pelota a escasos metros del ariete carioca mientras éste permanece tan impasible como una piedra.
    • 1997 Prensa El Nuevo Herald, 03/06/1997 [1997] EU (CDH )
      "Hemos venido para ganar este torneo. También queremos ganar la Copa América, que jamás hemos conseguido", declaró el ariete brasileño Romario.
    • 1997 Prensa El Nuevo Herald, 11/02/1997 [1997] EU (CDH )
      Por su parte, el ariete Faustino Asprilla se mostró optimista para el enfrentamiento frente Argentina y aseguró que anotará un gol.
    • 1997 Prensa El Nuevo Herald, 12/05/1997 [1997] EU (CDH )
      Parma derrotó al Vicenza 3-0 con tres goles del ariete argentino Hernán Crespo y se mantuvo a cuatro puntos del líder Juventus en la contienda por el título del torneo italiano.
    • 1997 Prensa El Nacional, 01/09/1997 [1997] Ve (CDH )
      En Udine, el ariete argentino Gabriel Batistuta anotó tres goles en la segunda mitad, dos en ocho minutos, y con eso el Fiorentina derrotó inesperadamente al Udinese 3-2.
    • 1997 Prensa El País, 12/11/1997 [1997] Co (CDH )
      El ariete antioqueño tiene por qué mostrarse contento y confiado en lo que puede hacer el próximo domingo en La Bombonera, escenario de épicas jornadas de fútbol y en el que Colombia enfrentará a los gauchos en el cierre del calendario eliminatorio a Francia 98.
    • 1997 Prensa El País, 16/04/1997 [1997] Es (CDH )
      La cláusula de rescisión podría aumentar de 4.000 a 15.000 millones de pesetas y el ariete cobraría unos 500 millones netos, de acuerdo con la información publicada ayer por el diario Sport.
    • 1997 Prensa El País, 08/06/1997 [1997] Es (CDH )
      «Bueno, Panucci la pidió antes. Si llevo dos, se la daré a Pagliuca», ironizó el ariete brasileño.
    • 1997 Prensa El País, 09/10/1997 [1997] Es (CDH )
      Puesto a rebufo del ariete, por ejemplo, y aprovechando un mal rechace de Alexis, el asturiano consiguió el pasado domingo en el Camp Nou tres objetivos en una sola jugada: marcó por quinto partido consecutivo, el gol —el tercero de su equipo— fue decisivo para derrotar al Tenerife y significó su tanto número 50 en Primera División.
    • 1997 Prensa El Universal, 08/01/1997 [1997] Ve (CDH )
      El ariete guayanés no logró acoplarse al fútbol neogranadino y la directiva del elenco del vecino país le adeuda elevada cantidad de dinero.
    • 1997 Prensa El País, 04/09/1997 [1997] Es (CDH )
      El club de Mestalla rechazó la propuesta, que tampoco era del agrado del ariete.
    • 1997 Prensa El País, 04/09/1997 [1997] Es (CDH )
      El técnico y el jugador mantuvieron un rifi-rafe en un entrenamiento después de que el entrenador recibiera un balonazo en una acción del ariete.
    • 1997 Prensa La Nación, 17/03/1997 [1997] CR (CDH )

      Y en eso estábamos cuando... ¡caramba!, de súbito, Galindo lanzó un trazo largo y habilitó a Zague (36'). El ariete aceleró. Surcó la media luna. Alerta roja, gol inminente. Mas, frío como un témpano, Luis Marín lo desbalanceó en el instante crucial. ¡Ufff!

    • 1997 Prensa El País, 10/11/1997 [1997] Es (CDH )
      0-2. M. 50. Peternac remata de cabeza en el segundo palo un centro desde la derecha de Víctor que Sergi no puede interceptar, pese a que la pelota da en su pie antes de llegar a la testa del ariete. /
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 09/01/1997 [1997] Bo (CDH )
      El seleccionador insistió en jugar sin un "defensa escoba", pero con una línea defensiva de cinco hombres, mientras que en el ataque está ratificado como único delantero el ariete Jaime Moreno.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 15/01/1997 [1997] Bo (CDH )
      El técnico bolivarista desmintió que su club tenga interés en fichar el ariete argentino Alfaro Moreno y afirmó que "el Bolívar tiene delanteros de notable potencia y no necesita más refuerzos en su ataque".
    • 1997 Prensa El País, 30/05/1997 [1997] Es (CDH )
      Hay, en este sentido, algún interrogante sobre los clubes que pueden hacerse cargo de la operación, pese a que el Inter ha dado muestras de disponer de los avales para fichar al ariete.
    • 1997 Prensa El Siglo, 31/01/1997 [1997] Pa (CDH )
      El ariete panameño Víctor René Mendieta, declaró ayer al programa "Los Campeones del Aire" de RPC Radio, que estará viajando el próximo sábado a Honduras, para formar parte del club Real España.
    • 1997 Prensa El Nuevo Herald, 21/04/1997 [1997] EU (CDH )
      El balón fue cabeceado por el ariete azteca y se fue al fondo de las redes.
    • 1997 Prensa El País, 26/07/1997 [1997] Es (CDH )
      Un ejemplo: pese a que el ariete ha sido convocado por primera vez por Mario Lobo Zagallo para la gira que Brasil realizará del 10 al 13 de agosto por Asia, Anderson no irá a la cita por cuanto el Barça disputa el día 13 el partido de ida de la ronda preliminar de la Liga de Campeones.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 24/10/1997 [1997] Es (CDH )
      Contra el Tenerife, en Liga, Celades pasó de líbero a medio izquierdo; Sergi, de medio izquierdo a medio centro; Luis Enrique, de interior derecho a segundo ariete; Óscar, de delantero centro a extremo derecho... En Mallorca ya jugó a merced del rival.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 06/10/1997 [1997] Es (CDH )
      En un grupo como éste se nota demasiado la falta de un cañonero mortal como es el ahora verdiblanco Oli y ayer la defensa rojiblanca vivió con excesiva comodidad la falta de un ariete nato en el conjunto de enfrente.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 31/10/1997 [1997] Es (CDH )
      Pocos días después de renunciar a sus derechos sobre el ariete argentino, por los que había litigado en los despachos con los blancos, el Barça salió goleado del estadio madridista: 5-0.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 09/02/1997 [1997] Bo (CDH )
      El ariete chileno calificó a Zamorano, del Inter de Italia, como un jugador extraordinario, que "puede definir un partido en cualquier momento, con alguna de sus genialidades".
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 08/01/1997 [1997] Bo (CDH )
      El seleccionador insistió en jugar sin un "defensa escoba", pero con una línea defensiva de cinco hombres, mientras que en el ataque está ratificado como único delantero el ariete Jaime Moreno.
    • 1997 Prensa El País, 26/07/1997 [1997] Es (CDH )
      El Barça presentó ayer al ariete brasileño Sonny Anderson, de 26 años, como el sustituto de Ronaldo y el penúltimo de los fichajes para el próximo curso. La directiva accidental del club azulgrana ha recibido el encargo del técnico Louis Van Gaal de fichar a un volante zurdo para completar la plantilla. Dos brasileños, Leonardo y Denilson, pujan por la plaza. La alternativa de Jao Pinto, apuntada desde el Benfica, ha sido descartada por la entidad barcelonista.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 17/03/1997 [1997] Bo (CDH )
      En el minuto 6 convirtió el primer gol para el Blooming el ariete Antelo en una buena combinación con el argentino Gustavo Merlo.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 17/10/1997 [1997] Es (CDH )
      Po si fuera poco, la estrella del equipo es Olaf Marschall, un ariete tipo tanque nacido en la Alemania comunista que a sus 31 años sale a gol por partido.
    • 1997 Prensa Siglo Veintiuno, 18/05/1997 [1997] Gu (CDH )
      Aunque el equipo escarlata también buscó llegar al área rival por el lado izquierdo, vía los desbordes del Pando Guillermo Ramírez, por ninguno de los frentes de ataque logró romper el esquema defensivo planteado por el cuadro visitante, y los venados lograron contragolpear por medio de su ariete de ataque Luis Morales y por la velocidad de Juan de León.
    • 1997 Prensa Los Tiempos, 17/03/1997 [1997] Bo (CDH )
      En Independiente fue expulsado su ariete Oscar Gonzáles, en el minuto 25, situación que mermó el rendimiento colectivo de la plantilla chuquisaqueña, mientras que los atigrados aprovecharon esa ventaja.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 25/09/1997 [1997] Es (CDH )
      Esa táctica fue adoptada por varios equipos españoles, sobre todo por el Athletic de Bilbao, y favoreció la aparición de virtuosísimos medios-centro, que daban el pase largo, y de famosos arietes especializados en el remate de cabeza, en el que Zarra alcanzó grados sublimes.
    • 1997 Prensa ABC Electrónico, 20/11/1997 [1997] Es (CDH )
      Tres centrales: Alkorta-Nadal-Abelardo; dos laterales adelantados, Aguilera y Sergi; un medio centro, Hierro; dos extremos, Echeberría y Lardín, un media punta, Kiko, y un ariete, Alfonso.
    • 1997 Prensa El País, 30/05/1997 [1997] Es (CDH )
      «Ronaldo marca la diferencia en los goles, pero yo no temo nada porque tanto Óscar como Stoichkov y Cuéllar pueden ocupar el puesto de ariete».
    • 1997 Prensa El País, 30/05/1997 [1997] Es (CDH )
      El ariete, concentrado con su selección en Noruega, a la espera del amistoso que jugará hoy, se siente «tranquilo» y descansado: «He dormido bien y he olvidado lo pasado».
    • 1997 Prensa El País, 30/05/1997 [1997] Es (CDH )
      El adiós del brasileño deja vacante la plaza de delantero y ya se aventura desde Italia, que su puesto podría ocuparlo el argentino Batistuta, el ariete del Fiorentina, aunque desde Inglaterra se apunta el nombre de Shearer.
    • 1997 Prensa El País, 21/04/1997 [1997] Es (CDH )
      Y así ha vivido todo el campeonato: a expensas de la frente de sus centrales y de las piernas de su ariete.
    • 1997 Prensa El País, 20/10/1997 [1997] Es (CDH )
      De cierta manera, Roig ascendió a la presidencia a través del brasileño, que le sirvió de ariete contra el anterior presidente, Arturo Tuzón, que se negaba a fichar al delantero.
    • 1997 Prensa Diario de Yucatán, 21/01/1997 [1997] Mx (CDH )
      El ariete chileno Richard Zambrano calificó al fútbol mexicano de "positivo y agradable", aunque anotó que a nivel de clubes le falta participar en torneos de alta competencia y exigencia.
    • 1997 Prensa El País, 27/08/1997 [1997] Es (CDH )
      El percutor del ariete espanyolista perforó la coraza de Capello hasta que aguantó en la cancha y bajó el telón.
    • 1998 Prensa El Nuevo Herald, 15/01/1998 [1998] EU (CDH )
      La selección chilena de fútbol comenzó el miércoles su etapa de concentración antes de una gira internacional preparatoria, con la expectativa de contar con el ariete Marcelo Salas en los próximos días.
    • 1998 La Época, 19/01/1998 Ch (CDH )
      Entrando en materia que tanto gusta, como son las noticias de transferencias y contrataciones, me entero de que está de paso por Chile el presidente del Español de Cataluña, Daniel Sánchez, un hombre de negocios y de fútbol y tengo entendido que no sólo ha sondeado el terreno por Pedro Reyes, sino que también anda en busca de un ariete.
    • 1999 Prensa Diario de Navarra, 29/04/1999 [1999] Es (CDH )
      Fue precisamente en esa franja del campo donde el Valladolid intentó hacerse fuerte para situar a Víctor y Alberto como arietes.
    • 1999 Prensa Diario de Navarra, 20/05/1999 [1999] Es (CDH )
      La apatía de los béticos en esta segunda parte sólo quedó rota por la salida al campo del ariete internacional Alfonso Pérez Muñoz, que poco pudo hacer ante la inoperancia de su equipo.
    • 1999 Prensa Faro de Vigo, 26/04/1999 [1999] Es (CDH )
      Fue precisamente en esa franja del campo donde el Valladolid intentó hacerse fuerte para situar a Víctor y Alberto como arietes.
    • 1999 Prensa Faro de Vigo, 03/05/1999 [1999] Es (CDH )
      Una balón en largo sin aparente peligro lo cede Saavedra a su portero, pero el ariete granate adivina las intenciones del central y llega antes al esférico tocando lo justo para que se colara entre las piernas del cancerbero del Oviedo B.
    • 1999 Prensa El Norte de Castilla, 24/05/1999 [1999] Es (CDH )
      El gol no aumentó el ritmo ni la calidad del partido, porque las opciones ofensivas del Zaragoza se limitaban a tiros desde fuera del área mientras que en el Deportivo era Djalminha quien, dada la pasividad de Pauleta, asumía el papel de ariete.
    • 2001 RAE DRAE 22.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. En el fútbol, delantero centro.
    • 2002 Valdano, J. Miedo escénico Ar (CORPES)
      El gol nos regresa instantáneamente a la infancia de modo que no extraña ver a un hombre hecho y derecho subir al alambrado, hacer el avioncito o bailar con el banderín del córner al compás de una música alegre, que les sale del ama y sólo escuchan ellos. A niños colombianos de doce años les preguntaron qué sentían cuando marcaban un gol, y la inocencia de sus respuestas la firmaría cualquier duro ariete en mitad de su festejo.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      ariete. [...] m. y f. Dep. En el fútbol, delantero centro.
    • 2017 Anónimo "Torres, Atlético" [05-07-2017] El Mundo (Madrid) Es (HD)
      "Nuestro club ha alcanzado un acuerdo con Fernando Torres por el que el futbolista seguirá como rojiblanco la temporada 2017-18. El ariete nacido en Fuenlabrada amplía su contrato hasta el 30 de junio de 2018 y formará parte de la plantilla que estrenará el Wanda Metropolitano", anunció el club atlético en un comunicado en su página web.
  11. s. m. Instrumento consistente en un cilindro largo y pesado empleado, generalmente por la policía, para derribar puertas cerradas.
    docs. (1998-2017) 9 ejemplos:
    • 1998 Anónimo "Espectacular captura" [06-06-1998] ABC (Madrid) Es (HD)
      La policía tuvo que emplear un ariete para derribar las puertas blindadas de dos viviendas de una misma familia de traficantes en el cerro de La Mica, a quienes confiscó dos pistolas y 32 gramos de heroína que intentaban arrojar por el inodoro.
    • 2000 Anónimo (D. M. / J. P.) "Golpe Terrorismo" [10-11-2000] ABC (Madrid) Es (HD)
      El primero en ser detenido ―a las dos y media de la tarde― fue Silva Sande, ya que se le consideraba el más peligroso, para lo cual los agentes derribaron con un ariete la puerta de su casa.
    • 2003 Anónimo "Delincuente atrincheró La Florida" [01-02-2003] La Nación (Santiago de Chile) Ch (HD)
      Parapetados tras sus escudos, con trajes especiales, y empuñando sus armas el piquete avanzó rápido hasta el block que otros policías les indicaba. Tras ello otros dos miembros del Gope llevaban un ariete (herramienta de fierro para derribar puertas) y una caimán (alicate rompe candados).
    • 2007 Guillén, E. Trad Casi muerto, James s. n. Es (BD)
      ¡Policía! ¡Abran la puerta! Luego se volvió hacia Nicholl y le dijo que pidiera al equipo de Apoyo Local que trajera el ariete. Al cabo de unos momentos, aparecieron dos agentes corpulentos, uno de ellos con un ariete cilíndrico, largo y amarillo, que utilizaban para echar puertas abajo.
    • 2017 Almagro, M. "Policía tráfico drogas" [20-01-2017] La Voz de Cádiz (Cádiz) Es (HD)
      Mientras, dentro del número 4, y tras el derribo de la puerta con el ariete para la entrada en el domicilio, los agentes acompañados por la secretaria judicial, realizaban el registro para encontrar todas las pruebas que puedan ayudar a aclarar ante el juez sus sospechas. En torno a las ocho llegaba el perro que está adiestrado para marcar dinero y drogas en este tipo de operaciones.
    • 1998 Anónimo "Espectacular captura" [06-06-1998] ABC (Madrid) Es (HD)
      La policía tuvo que emplear un ariete para derribar las puertas blindadas de dos viviendas de una misma familia de traficantes en el cerro de La Mica, a quienes confiscó dos pistolas y 32 gramos de heroína que intentaban arrojar por el inodoro.
    • 2000 Anónimo (D. M. / J. P.) "Golpe Terrorismo" [10-11-2000] ABC (Madrid) Es (HD)
      El primero en ser detenido ―a las dos y media de la tarde― fue Silva Sande, ya que se le consideraba el más peligroso, para lo cual los agentes derribaron con un ariete la puerta de su casa.
    • 2003 Anónimo "Delincuente atrincheró La Florida" [01-02-2003] La Nación (Santiago de Chile) Ch (HD)
      Parapetados tras sus escudos, con trajes especiales, y empuñando sus armas el piquete avanzó rápido hasta el block que otros policías les indicaba. Tras ello otros dos miembros del Gope llevaban un ariete (herramienta de fierro para derribar puertas) y una caimán (alicate rompe candados).
    • 2007 Guillén, E. Trad Casi muerto, James s. n. Es (BD)
      ¡Policía! ¡Abran la puerta! Luego se volvió hacia Nicholl y le dijo que pidiera al equipo de Apoyo Local que trajera el ariete. Al cabo de unos momentos, aparecieron dos agentes corpulentos, uno de ellos con un ariete cilíndrico, largo y amarillo, que utilizaban para echar puertas abajo.
    • 2008 Pz Ávila, F. "Hombre secuestrados mujer e hijo" [04-04-2008] Diario de Sevilla (Sevilla) Es (HD)
      Hasta el bloque llegaron las unidades especializadas en rescate, los llamados Grupos de Operaciones Especiales (Goes), cargados con un ariete para derribar la puerta y con aparatos técnicos para reducir al individuo e impedir que prendiera fuego a la bombona. Antes de intervenir, sobre las nueve y media de la noche, un negociador de la Policía logró hablar con el hombre que mantenía retenida a su familia y éste accedió a abrir la puerta.
    • 2012 Anónimo "Policía detiene 19 personas" [18-04-2012] Libertad Digital (Madrid) Es (HD)
      La casa tenía un eficaz sistema de seguridad, con puertas reforzadas y ventanas tapiadas, por lo que los agentes que culminaron la operación la semana pasada tuvieron que utilizar un ariete de grandes dimensiones para romper una pared y poder entrar en la vivienda.
    • 2016 Mozó, Q. "Emociones casas rurales" [04-10-2016] La Vanguardia (Barcelona) Es (HD)
      Las cosas cambian la mañana del día siguiente. A las siete y media, desayunan todos en la terraza. El cónyuge de la señora Guillonnet oye un pequeño ruido. Levanta la cabeza y ve a un hombre con pasamontañas que le apunta con un fusil de asalto. Le acompañan una decena de hombres armados hasta los dientes. Buscan al propietario y registran por todas partes. Incluso llevan un ariete. Son mossos d’esquadra. Revientan cuatro puertas de habitaciones que están cerradas.
    • 2017 Almagro, M. "Policía tráfico drogas" [20-01-2017] La Voz de Cádiz (Cádiz) Es (HD)
      Mientras, dentro del número 4, y tras el derribo de la puerta con el ariete para la entrada en el domicilio, los agentes acompañados por la secretaria judicial, realizaban el registro para encontrar todas las pruebas que puedan ayudar a aclarar ante el juez sus sospechas. En torno a las ocho llegaba el perro que está adiestrado para marcar dinero y drogas en este tipo de operaciones.
    • 2017 Agencia Efe "Desarticulan banda" [24-02-2017] El Mundo (Madrid) Es (HD)
      Durante los registros se intervinieron armas de fuego reales y simuladas, munición, un ariete, defensas eléctricas, chalecos antibalas, acreditaciones policiales, esposas, aerosoles de defensa, defensas extensibles, intercomunicadores, prioritarios para vehículos policiales, un vehículo sustraído con placas de matrícula dobladas, inhibidores de frecuencia, dispositivos electrónicos de seguimiento y sustancias estupefacientes.
  12. Acepción lexicográfica
  13. s. m. Constr. "Maza pesada, colgada de cables, que es lanzada con intermitencias contra la construcción que se va a demoler." (Bassegoda, DiccEdificación Barbier-1969).
    docs. (1969) Ejemplo:
    • 1969 Bassegoda, B. Trad DiccEdificación Barbier Es (FG)
      ariete: maza pesada, colgada de cables, que es lanzada con intermitencias contra la construcción que se va a demoler.
golpe de ariete
  • s. m. Fís. Oscilación de presión en una tubería causada por un cambio repentino de velocidad o dirección del líquido, producido generalmente por el cierre de una válvula.
    docs. (1867-2013) 21 ejemplos:
    • 1867 Marco Mtz, A. "Máquina M. Coque" [01-01-1867] p. 258 La Gaceta Industrial (Madrid) Es (HD)
      La principal ventaja de esta disposicion consiste en que el agua no entra en el cilindro más que cuando el aire exterior ha ocupado la capacidad libre, evitando de esta manera los golpes de ariete que son en realidad mucho menores que si no se hubiese empleado esta disposicion, siendo posible que pueda reemplazar ventajosamente los depósitos de aire comprimido de cierta máquina de columna de agua.
    • 2013 Alvarado, M. D. "Agua de Melonares" [02-09-2013] ABC (Sevilla) Es (HD)
      El proceso de expropiación no siempre fue fácil, como tampoco lo fue el diseño de un proyecto complejo porque incluye dos estaciones de bombeo y una chimenea de equilibrio que permite reducir los riesgos del llamado "golpe de ariete", es decir que un cambio fuerte de presión dañe las tuberías.
    • 1867 Marco Mtz, A. "Máquina M. Coque" [01-01-1867] p. 258 La Gaceta Industrial (Madrid) Es (HD)
      La principal ventaja de esta disposicion consiste en que el agua no entra en el cilindro más que cuando el aire exterior ha ocupado la capacidad libre, evitando de esta manera los golpes de ariete que son en realidad mucho menores que si no se hubiese empleado esta disposicion, siendo posible que pueda reemplazar ventajosamente los depósitos de aire comprimido de cierta máquina de columna de agua.
    • 1874 Anónimo "Motor Schmid" [08-03-1874] Gaceta de los Caminos de Hierro (Madrid) Es (HD)
      Como complemento de esta descripcion, diremos que en el tubo de llegada del agua hay colocado un depósito de aire para amortiguar los golpes de ariete y regularizar la marcha de la máquina.
    • 1899 Anónimo "Mecánica. Ariete hidráulico" [20-12-1899] El Mundo Científico (Barcelona) Es (HD)
      Desde el momento que el agua ha penetrado en el deposito referido, cesa toda presión en la abertura A y cae la válvula c en virtud de su propio peso, permitiendo la salida del agua, hasta tanto que ésta adquiere velocidad suficiente para cerrarla de nuevo, y otra cantidad de liquido penetra en D. Asi es, que cada vez que se cierra la válvula, lo que se llama golpe de ariete, el aire del depósito D se va comprimiendo más y más, obligando por fin al agua á elevarse. por el tubo t.
    • 1901 Anónimo "Industrias eléctricas" [30-03-1901] Electrón (Madrid) Es (HD)
      La turbina está montada con 4 metros de aspiración y provista de un regulador automático y un regulador de presión para evitar los golpes de ariete en la tubería producidos por una descarga instantánea de la generatriz.
    • 1910 Sanjurjo, D. R. Física general [1910] Es (CDH )
      La presión del agua bruscamente detenida en su salida se manifiesta por el llamado golpe de ariete, que es un choque contra los codos en ángulo recto, ó estrechamientos de la tubería, y cuyo ruido se percibe con claridad.
    • 1951 Agencia Cifra "65 millones kilovatios" [07-06-1951] ABC (Madrid) Es (HD)
      Esta galería termina en la cámara de equilibrio formada en dos partes: la inferior, con suficiente capacidad para proporcionar el volumen que requiere la puesta en marcha repentina de las turbinas y la superior establecida para amortiguar el golpe de ariete que por cierre brusco de las turbinas se puede producir.
    • 1940-1956 Arias Paz, M. Manual automóviles [1956] Es (CDH )
      Aunque por la relación de estas cifras parece que el voltaje del secundario no sería sino unas cien veces superior al de la batería que alimenta el primario, en la realidad el corte de la corriente por el ruptor produce otros fenómenos (como el golpe de ariete en las tuberías de agua cuando se corta bruscamente la salida) que elevan el voltaje muchos más.
    • 1984 Vallarino, E. Estructuras hidráulicas HObras públicas Es (CDH )
      El empleo creciente de bombas en varios usos de importancia varia y el desarrollo hidroeléctrico plantearon en toda su intensidad el problema del golpe de ariete y su cálculo adecuado.
    • 2013 Alvarado, M. D. "Agua de Melonares" [02-09-2013] ABC (Sevilla) Es (HD)
      El proceso de expropiación no siempre fue fácil, como tampoco lo fue el diseño de un proyecto complejo porque incluye dos estaciones de bombeo y una chimenea de equilibrio que permite reducir los riesgos del llamado "golpe de ariete", es decir que un cambio fuerte de presión dañe las tuberías.
    • 1867 Marco Mtz, A. "Máquina M. Coque" [01-01-1867] p. 258 La Gaceta Industrial (Madrid) Es (HD)
      La principal ventaja de esta disposicion consiste en que el agua no entra en el cilindro más que cuando el aire exterior ha ocupado la capacidad libre, evitando de esta manera los golpes de ariete que son en realidad mucho menores que si no se hubiese empleado esta disposicion, siendo posible que pueda reemplazar ventajosamente los depósitos de aire comprimido de cierta máquina de columna de agua.
    • 1874 Anónimo "Motor Schmid" [08-03-1874] Gaceta de los Caminos de Hierro (Madrid) Es (HD)
      Como complemento de esta descripcion, diremos que en el tubo de llegada del agua hay colocado un depósito de aire para amortiguar los golpes de ariete y regularizar la marcha de la máquina.
    • 1874 Anónimo "Ventajas vapor recalentado" [02-04-1874] La Gaceta Industrial (Madrid) Es (HD)
      Suponiendo abierta esta columna de agua no produzca un golpe de ariete demasiado seco; de suerte, que el aire encerrado desempeña las veces de un resorte, amortiguando el choque sin disminuir por ello el efecto por lo que respecta á la elevación del agua que, por el contrario, es favorecido.
    • 1879 Echegaray, J. "Electricidad magnetismo" [08-09-1879] La América (Madrid) Es (HD)
      Si en un conducto de agua se cierra repentinamente una llave, la masa de la columna líquida en movimiento tiende á continuar su marcha y determina contra la extremidad cerrada de la cañería, un violento choque muy superior á la presión ordinaria. Este choque es el que se denomina golpe de ariete
    • 1880 Montenegro Van Halen, J. "Distribución aguas domicilio" [25-07-1880] Gaceta de los Caminos de Hierro (Madrid) Es (HD)
      Disposición del aparato.—Varios sistemas se han planteado para llenar el indicado objeto, á saber: suministrar á los vecinos la cantidad de agua que necesiten, sin desperdicio de liquido, y sin que pueda ocurrir un accidente desagradable por descuidos en dejar las llaves abiertas, toda vez que está prevenido que los orificios de desagüe sean de menor diámetro que los de entrada. Las lleves inglesas, la botella del sistema empleado en el canal de Lozoya y otros, se han intentado y planteado con dudoso éxito; unas, por la delicadeza de sus ajustes y mecanismos, se inutilizan con la menor partícula terrosa que se encuentra en el agua; otras se descomponen fácilmente, ya por el golpe de ariete del agua, ya por las desiguales presiones que esta puede alcanzar en los distintos puntos de una población, y aunque algunos de estos inconvenientes puedan evitarse con aparatos especiales, como por ejemplo, el freno hidráulico del mismo Sr. Montenegro, otros quedan en pié y hacen inservible el sistema.
    • 1893 Ascárate Fdz, C. Insectos y criptógamas [1893] Es (CDH )
      Retirado ya el dedo por el obrero, la presión del líquido vuelve á colocar la válvula en su sitio, produciendo una especie de golpe de ariete que completa la limpieza del orificio del tapón.
    • 1899 Anónimo "Mecánica. Ariete hidráulico" [20-12-1899] El Mundo Científico (Barcelona) Es (HD)
      Desde el momento que el agua ha penetrado en el deposito referido, cesa toda presión en la abertura A y cae la válvula c en virtud de su propio peso, permitiendo la salida del agua, hasta tanto que ésta adquiere velocidad suficiente para cerrarla de nuevo, y otra cantidad de liquido penetra en D. Asi es, que cada vez que se cierra la válvula, lo que se llama golpe de ariete, el aire del depósito D se va comprimiendo más y más, obligando por fin al agua á elevarse. por el tubo t.
    • 1901 Anónimo "Industrias eléctricas" [30-03-1901] Electrón (Madrid) Es (HD)
      La turbina está montada con 4 metros de aspiración y provista de un regulador automático y un regulador de presión para evitar los golpes de ariete en la tubería producidos por una descarga instantánea de la generatriz.
    • 1910 Sanjurjo, D. R. Física general [1910] Es (CDH )
      La presión del agua bruscamente detenida en su salida se manifiesta por el llamado golpe de ariete, que es un choque contra los codos en ángulo recto, ó estrechamientos de la tubería, y cuyo ruido se percibe con claridad.
    • 1919 V. Moreno, L. "Aparatos protección sobretensiones" [15-12-1919] Producción (Madrid) Es (HD)
      Los fenómenos de sobretensión que acabamos de analizar tienen mucha semejanza con los que se producen en una canalización hidráulica por efecto de perturbaciones bruscas en el régimen de gasto; así por ejemplo, la sobretensión producida por la ruptura de un circuito con un interruptor o por fusión de un corta-circuito puede compararse con la elevación de la presión hidráulica (golpe de ariete) en una tubería cuando se cierra bruscamente con una válvula.
    • 1929 Anónimo "Bomba diluviana" (Anuncio) [01-12-1929] La Ilustración Ibero-Americana (Barcelona) Es (HD)
      BOMBAS VERTICALES, utilísimas para pozos profundos; elevan el agua sin el golpe de ariete (cosa considerada hasta hoy como imposible de suprimir) con la novedad importantísima de que los motores van colocados fuera de los pozos.
    • 1936 Mut, A. "Ritmo progreso cardiología" [01-05-1936] Revista Ibero-Americana de Ciencias Médicas (Madrid) Es (HD)
      Pues se verificará un verdadero golpe de ariete; el agua acumulada, provista de una gran fuerza de presión, chocará violentamente contra las paredes del vaso fláccido y lo distenderá, comunicándole su energía en potencia, y la aguja del aparato vibrará mucho antes y con más fuerza que en estado normal.
    • 1951 Agencia Cifra "65 millones kilovatios" [07-06-1951] ABC (Madrid) Es (HD)
      Esta galería termina en la cámara de equilibrio formada en dos partes: la inferior, con suficiente capacidad para proporcionar el volumen que requiere la puesta en marcha repentina de las turbinas y la superior establecida para amortiguar el golpe de ariete que por cierre brusco de las turbinas se puede producir.
    • 1940-1956 Arias Paz, M. Manual automóviles [1956] Es (CDH )
      Aunque por la relación de estas cifras parece que el voltaje del secundario no sería sino unas cien veces superior al de la batería que alimenta el primario, en la realidad el corte de la corriente por el ruptor produce otros fenómenos (como el golpe de ariete en las tuberías de agua cuando se corta bruscamente la salida) que elevan el voltaje muchos más.
    • 1963 Anónimo "Conferencia E. Mendiluce" [20-04-1963] ABC (Madrid) Es (HD)
      Estas conclusiones pueden representar un conocimiento más concreto del golpe de ariete, y supondrán, a no dudarlo, una economía de extraordinaria importancia en las tuberías que se empelan en este tipo de instalaciones tan prodigadas actualmente al escasear el agua a altura suficientes para asegurar su conducción rodada.
    • 1980 Benet Goitia, J. Saúl [1994] 467 Es (CDH )
      Y toda la casa gemía bajo el golpe de ariete —una sutil corriente de aire que apenas agita los visillos pero pone en movimiento una pesada puerta que se cierra con estrépito, los cristales se estremecen y las escocias derraman obleas de yeso, los muebles hacen sonar sus huesos, medran los techos y las ropas se agitan en los armarios— cuando dejaba caer la zamarra de cuero sobre el arcón de la entrada.
    • 1984 Vallarino, E. Estructuras hidráulicas HObras públicas Es (CDH )
      El empleo creciente de bombas en varios usos de importancia varia y el desarrollo hidroeléctrico plantearon en toda su intensidad el problema del golpe de ariete y su cálculo adecuado.
    • 1984 Vallarino, E. Estructuras hidráulicas HObras públicas Es (CDH )
      El empleo creciente de bombas en varios usos de importancia varia y el desarrollo hidroeléctrico plantearon en toda su intensidad el problema del golpe de ariete y su cálculo adecuado.
    • 1986 Glz Posada, F. Energía hidráulica 67 HEnergía Es (CDH )
      Las / tres / elevaciones / eran / precisas / en / aquella / época / para / evitar / las / demasiado / fuertes / presiones / que / entrañarían / problemas / , / sin / solución / , / de / estanqueidad / de / juntas / y / golpes / de / ariete / en / las / conducciones / .
    • 1989 Fdz Rdz, J. "Puente Generalísimo" [09-05-1989] ABC (Madrid) Es (HD)
      Desde hace más de dos meses se viene observando la avería y desaparición de las juntas de dilatación de la calzada de rodaje de dicho puente, son cuatro las importantes y ello produce un golpe de ariete constante producido por el rodar del tránsito [...].
    • 2013 Alvarado, M. D. "Agua de Melonares" [02-09-2013] ABC (Sevilla) Es (HD)
      El proceso de expropiación no siempre fue fácil, como tampoco lo fue el diseño de un proyecto complejo porque incluye dos estaciones de bombeo y una chimenea de equilibrio que permite reducir los riesgos del llamado "golpe de ariete", es decir que un cambio fuerte de presión dañe las tuberías.

Diccionario histórico de la lengua española
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

cerrar

Buscador general de la RAE