6.ª Entrega (febrero de 2019)
Versión del 15/02/2019
Equipo Real Academia Española
Familia Ver familia de palabras
berta s. (1842-)
berta, bertha
También en esta página: berta2 (1920-1936)
Etim. Voz tomada del francés berthe, atestiguada en esta lengua al menos desde 1840 como 'adorno en forma de pequeña pelerina generalmente de encaje que se pone sobre un escote o un cuerpo', en el artículo titulado "Modas", publicado en Le Spectateur: Revue de moeurs, des arts et de la littérature (p. 389: "La passementerie et les velours sont les ornements qu'on emploie le plus pour les robes de jour; on s'en sert mème pour les robes de soirées. Une robe de satin qui portait une large bande de velours au bas de la jupe, et dont le corsage était en partie recouvert par une berthe de même étoffe, nous a paru d'un goût très-distingué"); y esta, a su vez, de Berthe, nombre de la madre de Carlomagno, célebre por la canción de gesta Berta de los grandes pies, de la segunda mitad del siglo XIII, modelo de sabiduría y modestia (véase TLF, s. v. berthe).

Se documenta por primera vez, con la acepción de 'pieza de tela que se superpone al cuerpo de una prenda de vestir y sirve para adornar la zona del pecho, los hombros y la espalda', en 1842, en un artículo publicado en El Corresponsal (Madrid). A partir de este momento, se registra con regularidad en artículos que versan sobre la indumentaria, que muestran que este adorno está vigente hasta las primeras décadas del siglo XX, en que esta moda es sustituida por otro tipo de adornos. En los repertorios lexicográficos se consigna por primera vez en el Diccionario enciclopédico de la lengua española de la editorial Gaspar y Roig y, en 1927, se recoge en el DMILE de la Real Academia Española. 

Cuello berta (véase cuello) se atestigua, con la acepción 'pieza de tela que se superpone al cuello de una prenda de vestir y lo rodea en forma de collar de distintas dimensiones', en 1896, en un artículo publicado en La Moda Elegante (Cádiz)

Vid. también berta (DH  1933-1936).

Notas filológicas

Sebastián de Lugo, en su Colección de voces y frases provinciales de Canarias (1846), consigna la voz berta con el significado de 'cagada de vaca o ganado mayor'. En realidad, es error de transcripción del término bosta, tal como se pone de manifiesto en en el artículo "Vocabulario de Fuerteventura", de F. Navarro Artiles y F. Calero Carreño (RDTrP, XXI, 1965, p. 253).  Cf. también DHECan (s. v. bosta).

  1. ac. etim.
    s. f. Pieza de tela que se superpone al cuerpo de una prenda de vestir y sirve para adornar la zona del pecho, los hombros y la espalda.
    Sinónimo: berthe
    docs. (1842-2016) 36 ejemplos:
    • 1842 Anónimo "Modas de París. Negligé de casa" [14-08-1842] El Corresponsal (Madrid) Esp (HD)
      Trage de sociedad. Vestido de muselina de la india forrado de azul, tres pliegues en la falda y en el intérvalo de cada pliegue un bordado azul y plata: berta ancha y bordada: tocado de capricho con miosotís: aderezo de perlas y camafeos, pañuelo rico, abanico y ramo.
    • 2016 Fdz Alarcón, B. Vida cotidiana de la mujer en la burguesía en tiempos de Isabel II y finales del XIX p. 69 Esp (BD)
      Eran muy característicos durante la época isabelina (1833-1868) los escotes en berta o con volante y de forma curvilínea, con frecuencia descubriendo los hombros. A medida que se evoluciona en el tiempo los escotes son cada vez más cuadrados (sobre todo con la aparición del polisón). [...] Durante la primera etapa romántica, era frecuente cubrir los escotes con chales o echarpes. Si nos fijamos en los retratos de damas del siglo XIX de la época Isabelina, como el famoso cuadro titulado La Condesa de Vilches de Federizo de Madrazo, podemos observar como la condesa lleva un escote en berta y además un echarpe de terciopelo forrado en raso blanco.
    • 1842 Anónimo "Modas de París. Negligé de casa" [14-08-1842] El Corresponsal (Madrid) Esp (HD)
      Trage de sociedad. Vestido de muselina de la india forrado de azul, tres pliegues en la falda y en el intérvalo de cada pliegue un bordado azul y plata: berta ancha y bordada: tocado de capricho con miosotís: aderezo de perlas y camafeos, pañuelo rico, abanico y ramo.
    • 1852 Anónimo "Esplicacion del figurin. Trages de baile" [01-02-1852] El Correo de la Moda (Madrid) Esp (HD)
      Figura 2.ª Peinado en bandós á ondas anchas. Una trenza forma corona alrededor de la cabeza, sirve de orla al tocado y sostiene á los lados y detras dos ramitos de flores. Vestido de seda. Cuerpo abierto con lazos de cinta blanca en el centro, y guarnecido con dos bertas de tul blanco bordadas á feston, la de encima con dos filas de escamas y la otra con tres. La falda lleva un volante igualmente festoneado, y de la cintura salen dos falditas abiertas: la inferior cae sobre el volante, y lleva tres filas de feston; la superior dos.
    • 1894 Anónimo (Vizcondesa de Castelfido) "Revista parisiense" [06-05-1894] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Otra corbata (croquis núm. 2), hecha de cinta de moaré negra, servía de cabeza á una berta de tul negro bordado de lentejuelas. Jamás se ha visto tanto tul cubierto de lentejuelas ni tanto moaré. No ya el moaré que conocíamos, sino, como he explicado en una de mis anteriores, un moaré raro, cuyos dibujos varían hasta lo infinito. Se advierte que es un tejido nuevo, distinto del moaré ordinario.
    • 1899 Anónimo "Revista parisiense. Los caballos son los héroes del momento [...]" [30-04-1899] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Núm. 5. —Es de piqué azul con gruesos cordoncillos. Una hilera de pespuntes calados adornan el borde inferior de la falda, lo alto del cuerpo y las mangas cortas. Una berta de nansuc con pespuntes calados completa la guarnición del cuerpo. Cinturón de nansuc con lazo y caídas. Encaje estrecho en el cuello y en las mangas.
    • 1900 Pardo Bazán, E. El traje p. 236 Cuarenta días en la Exposición Esp (BD)
      Sólo me gusta el peinado, largo y deshecho en abundantes rizos ó prolongado en zorongo. Pero los volantes en pabellón y escalera, el miriñaque, el polisón, las bertas, las sosas mangas, incómodas y fuera de su sitio, las colas infinitas, no tienen pizca de garbo. Faltaba á este segundo Imperio un ideal, siquiera fuese el secatón ideal greco-romano del primero; faltábale un estilo: nuestra compatriota Eugenia de Guzmán no supo imprimírselo, á pesar de la natural distinción de su figura de cisne.
    • 1913 Cambronero, C. "Crónicas del tiempo de Isabel II" [01-11-1913] La España Moderna (Madrid) Esp (HD)
      Los cuerpos escotados se adornaban con una bertha o tira ancha de encaje, que, cosida en la parte superior, caía, cubriendo parte de los brazos, hasta cerca del codo, a manera de esclavina, quitando gracia y esbeltez a la figura.
    • 1928 Carrasquilla, T. Marquesa Yolombó [1984] Co (CDH )
      Hale vestido una saya, de medio paso, a la garganta del pie, de granadina gruesa y obscura, a ramazones azules; camisa suelta de batista; pañoleta ligera, a guisa de berta, pendida con borche de corales, sobre la cual cuelga el rosario de oro, con cruz labrada y óvalo, de Santa Bárbara por un lado y de Santo Domingo por el otro, fuera de las dos pajuelas para uñas y oídos.
    • 1930 Donato, M. "Páginas de la mujer" [18-02-1930] Estampa (Madrid) Esp (HD)
      Para las niñas menores de diez años, el vuelo del vestido va recogido en canesú liso, que se hace ahora mucho de cintas estrechas unidas por presillas; de diez años en adelante, es casi imprescindible el cinturón. Ningún escote más adecuado para las niñas que el redondo, con o sin cuellecito. La "berta", que renace en nuestros vestidos, aparece con más éxito todavía en los de las niñas; se hace en forma también —con una cintita al bies, o con un tenue galón al ganchillo.
    • 1959 Castro, C. "Murió la línea. Viva el estilo" [22-02-1959] ABC (Madrid) Esp (HD)
      De día no hay mangas. De noche crecen las mangas: era obvio. La falda, a cuarenta centímetros del suelo. Es largo corto, pero más largo que el pasado. Rodillas tapadas siempre. Los descotes grandes. Bertas, chorreras, especies de pañoletas.
    • 1963 Ras, M. "Deseo cumplido" [03-03-1963] ABC (Madrid) Esp (HD)
      Desde allí, aunque distante, con los potentes focos de sus ojitos, veía valsar, por el cuadro luminoso del balcón abierto; distinguía en los volantes y en las bertas de los escotes la fina trama de los encajes; mil detalles precisos, las miniaturas de los medallones, las aristas chispeantes de las joyas; en los cuadros, el tejido del lienzo entre las pinceladas; en una tarjeta olvidada sobre una consola, podía leer los nombres bajo una corona ducal..
    • 2003 Pasalodos Salgado, M. "La moda a principios del siglo XX: inspiración y modernidad" Textil e Indumentaria: materias, técnicas y evolución Esp (CORPES)
      Pero la nueva interpretación de las formas dieciochescas a principios del siglo XX no fue la única, tuvo que compartir espacio con otras recreaciones que nos trasladan en diferentes periodos de la historia. La evidencia de esta realidad queda recogida en la siguiente crónica: "La variedad del traje femenino es verdaderamente curiosa en este final del verano, que prepara las modas de invierno. Al lado del traje Directorio, con su frac de faldones y anchas solapas, vemos los cuerpos apuntados del siglo XVIII, los lazos escarolados de que gustaba Watteau, las bertas de 1830 y los hombros caídos descritos por Balzac, las faldas de volantes y los paletós cortos y rectos del Segundo Imperio. Vemos "boleros" al lado de chaquetas largas: mangas "pagoda" que se colocan con las lisas y todos los estilos y géneros se mezclan y confunden para formar conjuntos complicados y extraños, no faltos sin embargo, de gracia". Panorama ciertamente ecléctico muy cercano a lo que estaba ocurriendo en otros campos de la creación artística.
    • 2016 Fdz Alarcón, B. Vida cotidiana de la mujer en la burguesía en tiempos de Isabel II y finales del XIX p. 69 Esp (BD)
      Eran muy característicos durante la época isabelina (1833-1868) los escotes en berta o con volante y de forma curvilínea, con frecuencia descubriendo los hombros. A medida que se evoluciona en el tiempo los escotes son cada vez más cuadrados (sobre todo con la aparición del polisón). [...] Durante la primera etapa romántica, era frecuente cubrir los escotes con chales o echarpes. Si nos fijamos en los retratos de damas del siglo XIX de la época Isabelina, como el famoso cuadro titulado La Condesa de Vilches de Federizo de Madrazo, podemos observar como la condesa lleva un escote en berta y además un echarpe de terciopelo forrado en raso blanco.
    • 1842 Anónimo "Modas de París. Negligé de casa" [14-08-1842] El Corresponsal (Madrid) Esp (HD)
      Trage de sociedad. Vestido de muselina de la india forrado de azul, tres pliegues en la falda y en el intérvalo de cada pliegue un bordado azul y plata: berta ancha y bordada: tocado de capricho con miosotís: aderezo de perlas y camafeos, pañuelo rico, abanico y ramo.
    • 1843 Agapito Avizor "Modas. En materia de modas" [01-02-1843] Revista Enciclopédica de la Civilización Europea (París) Esp (HD)
      Vestido de terciopelo negro, recamado de azabache y diadema de lo mismo, encima de un cintillo de soberbios diamantes; —viso verde claro, túnica verde, lazos de gasa verde plateada para recoger la túnica, y los mismos lazos interpolados con camelias blancas en el cabello: —vestido de raso junquillo, abierto, descubriendo un viso de raso lila con un gran volante de guipure, berta de lo mismo, y á distancias iguales, en el pecho, empezando en el escote y acabando en la cintura ó peto, siete broches de amatista guarnecidos de diamantes [...].
    • 1845 Anónimo "Modas" [05-01-1845] El Nuevo Meteoro (Cádiz) Esp (HD)
      Las noticias que últimamente se han recibido de Paris no dejan de ofrecer interés. El terciopelo es el género mas estimado: se usa en los redingots con el cuerpo subido hasta la garganta y abotonado, y las mangas ceñidas; en los vestidos de visita, las mangas anchas y ombrerilla abierta, solapa con cordones y cotilla algo baja; también alcanza á los escotados de sociedad, con el cuerpo liso y berthas de encages: hasta ha llegado el terciopelo á las pellizas, manteletas y chales, estos últimos de caprichosos colores, bien los negros son los predilectos de las parisienses.
    • 1845 Anónimo "Labores" [01-10-1845] La Sílfide (Madrid) Esp (HD)
      Núm. 1.º— Es un dibujo que demuestra la mitad de una bertha, que se borda en muselina sobre tul de Bruselas. Para adaptarla á la medida de la persona para quien se destine, se debe cortar desde luego en muselina gruesa por via de ensayo; si resulta estrecha, puede ensancharse un poco de delante y otro poco de atras, y asi quedará el tamaño necesario. Tambien se hacen berthas de telas semejantes á los vestidos, pero en este caso se cortan en disminucion, empezando por bajo de los tres grandes circulos rodeados de un cerco, que están en lo alto del bordado de delante, hasta la cabeza de la S. que gira del bajo de delante, se halla la segunda en el bordado del bajo de la bertha.
    • 1846 Anónimo "Modas. Cuando el rigor de la estacion" [01-01-1846] La Sílfide (Madrid) Esp (HD)
      Mucha vaguedad se advierte en las telas, y las berthas están a punto de desaparecer, los ropages circundan el pecho y espaldas con una plenitud mayor, y por esto tienen superioridad sobre aquel adorno.
    • 1849 Anónimo "Variedades. Segun el último estado" [24-11-1849] La Esperanza (Madrid) Esp (HD)
      Trage de niña. Vestido de gró color de rosa; cuerpo alto liso, adornado con una bertha que desde los hombros va disminuyendo hasta la cintura, y de esta ensancha en figura de delantal hasta la conclusion de la falda; estas berthas tienen alrededor una cintita de terciopelo color de rosa, y en el espacio que hay de bertha á bertha van colocadas horizontalmente infinidad de cintitas que concluyen al fin de la falda.
    • 1852 Anónimo "Esplicacion del figurin. Trages de baile" [01-02-1852] El Correo de la Moda (Madrid) Esp (HD)
      Figura 2.ª Peinado en bandós á ondas anchas. Una trenza forma corona alrededor de la cabeza, sirve de orla al tocado y sostiene á los lados y detras dos ramitos de flores. Vestido de seda. Cuerpo abierto con lazos de cinta blanca en el centro, y guarnecido con dos bertas de tul blanco bordadas á feston, la de encima con dos filas de escamas y la otra con tres. La falda lleva un volante igualmente festoneado, y de la cintura salen dos falditas abiertas: la inferior cae sobre el volante, y lleva tres filas de feston; la superior dos.
    • 1853 [Gaspar y Roig] DiccEnciclLengEsp, I (NTLLE)
      BERTA: s. f.: tira larga de punto o blonda por lo comun, y como de una cuarta de ancha, que usan las señoras, unida á la parte superior del vestido, y cae sobre el pecho, hombros y espalda.
    • 1854 Anónimo "Primera toilette" [19-01-1854] El Heraldo (Madrid) Esp (HD)
      Primera toilette. — Vestido algo á la Pompadour; [...] La segunda falda era de color de rosa bajo, recogida en grandes ondas, todo en derredor, un poco mas abajo de la cadera, y los cogidos sujetos cada uno con una pequeña rosa con sus hojas. Todas las ondas de esta segunda falda estaban guarnecidas con una blonda blanca de cuatro dedos de ancha, que venia a caer con distincion sobre la primera falda de moirée blanco, todo en derredor del cuerpo. Sobre la blonda blanca, en la falda rosada, dos randas de cinta de seda blanca, rizada y serpenteando. El cuerpo de la seda rosada baja con guarnicion ó bertha en el escote de encaje blanco, legítimo, rico y bello, sujeta delante del pecho con una gran estrella de pedrería blanca y brillante. Manga corta, concluyendo en una guarnicion de blonda blanca legítima.
    • 1859 Pz Mirón, A. "Esplicacion del Figurin" [08-01-1859] Álbum de Señoritas y Correo de la Moda (Madrid) Esp (HD)
      FIG. 2.ª Traje de paseo.— Vestido de terciopelo real, color marron, adornado de moaré del mismo color, puntillas y terciopelos negros. [...] Cuerpo alto, con un poco de punta en el talle, cerrado por delante con botones y ojales. Una berta ó echarpe de moaré guarnecida de terciopelo y puntilla, va colocada sobre el cuerpo formando punta por detrás y anudándose por delante.
    • 1861 Anónimo "Explicacion hoja patrones" [23-06-1861] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      La fig. 8 representa la mitad de la berta, que se corta en tul de Bruselas; se coloca el tul doble sobre la línea que indica el medio de la berta; se corta esta: despues se unen los dos lados por detrás, á fin de poner la guarnicion sobre la berta cerrada. Se puede, si se quiere, dejarla abierta.
    • 1873 Anónimo "Explicacion figurin iluminado. Núm. 1441" [30-12-1873] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Vestido de tafetan blanco, cubierto con tul blanco, para baile. En el borde inferior, volante tableado de tul blanco. El resto del vestido se compone de bullones, separados por bieses de raso azul pálido, sembrado de rositas. Delantal doble, guarnecido el primero con un bullon y el segundo con un volante tableado. Túnica-pouff, guarnecida con tres volantes plegados, con vivos azules; el tercer volante va recogido formando conchas, cada una de las cuales rodea una rosa. Cuerpo descotado con berta Maria Antonieta. Bajo el primero y segundo delantal y bajo el volante de la túnica, van dos caidas de cinta de raso azul pálido.
    • 1886 Anónimo "Traje de banquete ó teatro. Núm. 1" [06-01-1886] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Traje de baile para señoritas. —Núm. 28. [...] Corpiño de felpa color de nutria, con punta muy acentuada por delante y por detrás. Este corpiño va escotado en forma de corazón y ribeteado de una especie de berta de felpa, que descansa por delante sobre una especie de banda de tul plegado color de rosa. Manga corta de tul, en forma de volante doblado y fruncido. Ramo de rosas en la cabeza y collar de rosas.
    • 1893 Anónimo "Diario de la mujer. Traje de paseo" [24-06-1893] El Heraldo de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      El grabado de hoy muestra un traje de seda bengalina rosa claro, con guarniciones de muselina de seda del mismo color. El cuerpo, lo mismo que las mangas, es de muselina de seda, y lleva una bertha de encaje blanco con lazos de terciopelo verde.
    • 1894 Anónimo (Vizcondesa de Castelfido) "Revista parisiense" [06-05-1894] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Otra corbata (croquis núm. 2), hecha de cinta de moaré negra, servía de cabeza á una berta de tul negro bordado de lentejuelas. Jamás se ha visto tanto tul cubierto de lentejuelas ni tanto moaré. No ya el moaré que conocíamos, sino, como he explicado en una de mis anteriores, un moaré raro, cuyos dibujos varían hasta lo infinito. Se advierte que es un tejido nuevo, distinto del moaré ordinario.
    • 1895 Anónimo "Explicación de los grabados. Traje de calle. Núm. I" [14-06-1895] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Vestido para niñas de 4 á 6 años. —Núm. 3. Es de batista color de rosa. Cuerpo dispuesto en plieguecitos de lencería. Fichú en forma de berta, de batista color de rosa, ribeteado de encajes. Tela necesaria: 5 metros de batista, de 80 centímetros de ancho.
    • 1899 Anónimo "Revista parisiense. Los caballos son los héroes del momento [...]" [30-04-1899] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Núm. 5. —Es de piqué azul con gruesos cordoncillos. Una hilera de pespuntes calados adornan el borde inferior de la falda, lo alto del cuerpo y las mangas cortas. Una berta de nansuc con pespuntes calados completa la guarnición del cuerpo. Cinturón de nansuc con lazo y caídas. Encaje estrecho en el cuello y en las mangas.
    • 1900 Pardo Bazán, E. El traje p. 236 Cuarenta días en la Exposición Esp (BD)
      Sólo me gusta el peinado, largo y deshecho en abundantes rizos ó prolongado en zorongo. Pero los volantes en pabellón y escalera, el miriñaque, el polisón, las bertas, las sosas mangas, incómodas y fuera de su sitio, las colas infinitas, no tienen pizca de garbo. Faltaba á este segundo Imperio un ideal, siquiera fuese el secatón ideal greco-romano del primero; faltábale un estilo: nuestra compatriota Eugenia de Guzmán no supo imprimírselo, á pesar de la natural distinción de su figura de cisne.
    • 1904 Anónimo (Clementina) "Carnet de la Moda" [10-12-1904] La Última Moda (Madrid) Esp (HD)
      En los trajes de baile y de teatro, desempeñan importante papel los adornos sobrepuestos, que permiten variar su aspecto y refrescarlos constantemente. Para estos usos, se emplean mucho las bertas movibles más o menos anchas, sencillas, dobles ó triples, de finísimo encaje blanco de variadas hechuras (véanse los modelos grabados núms. 13, 14, 16, 21 y 22); de gasa bordada á la inglesa o rizada mecánicamente, ó bien de linón de seda, salpicadas de lunares ó flores de lis, de terciopelo planchado.
    • 1906 Rdz Navas, M. Dicc completo LEsp [1906] (BD)
      Berta. [...] f. Pañoleta que usan las señoras.
    • 1913 Cambronero, C. "Crónicas del tiempo de Isabel II" [01-11-1913] La España Moderna (Madrid) Esp (HD)
      Los cuerpos escotados se adornaban con una bertha o tira ancha de encaje, que, cosida en la parte superior, caía, cubriendo parte de los brazos, hasta cerca del codo, a manera de esclavina, quitando gracia y esbeltez a la figura.
    • 1914 Anónimo "Los trajes de baño" [28-06-1914] La Última Moda (Madrid) Esp (HD)
      Los trajes de baño que la Moda nos ofrece este año con carácter de novedades, se distinguen por la gracia de sus hechuras, que hace olvidar lo desairados que fueron siempre esta clase de vestidos. Algunos modelos son hasta demasiado complicados pues constan de tres triples faldas, formadas por anchos volantes escalonados, y blusas japonesas, realzadas por cuellos, bertas, solapas, etc., y otros, como los reproducidos por los grabados que ilustran las presentes líneas, tienen las faldas fruncidas y las blusas forman fichú con delanteros cruzados ó sencillamente abotonadas.
    • 1917 Alemany Bolufer, J. DiccLengEsp (NTLLE)
      BERTA. [...] Guarnición de blonda o encaje con que se adorna el escote del vestido de las señoras.
    • 1923 Anónimo (Vizcondesa de Castelfido) "Revista parisiense" [01-04-1923] La Moda Elegante (Cádiz) Esp (HD)
      Los bordados de lana o de cordoncillo y las cintas ofrecen también un precioso recurso y adornan numerosos vestidos de lana. Estos bordados son sencillos y se hacen con rapidez, formando cuadrados y rombos a punto de cadeneta, realzados con puntos de nudo o puntos lanzados cruzados que ponen una nota viva en el escote, en la bocamanga o en el talle. Las cintas de foyer, las de terciopelo y las de piquillos son de buen efecto. Rodean a veces el recuadro del escote, bajan a lo largo del cuerpo, se entrecruzan, forman el cinturón o se escalonan en forma de berta o de cuellecito.
    • 1927 RAE DMILE 1.ª ed. (NTLLE)
      BERTA. f. Guarnición de blonda o encaje con que se adorna el escote del vestido de la mujer.
    • 1928 Carrasquilla, T. Marquesa Yolombó [1984] Co (CDH )
      Hale vestido una saya, de medio paso, a la garganta del pie, de granadina gruesa y obscura, a ramazones azules; camisa suelta de batista; pañoleta ligera, a guisa de berta, pendida con borche de corales, sobre la cual cuelga el rosario de oro, con cruz labrada y óvalo, de Santa Bárbara por un lado y de Santo Domingo por el otro, fuera de las dos pajuelas para uñas y oídos.
    • 1930 Donato, M. "Páginas de la mujer" [18-02-1930] Estampa (Madrid) Esp (HD)
      Para las niñas menores de diez años, el vuelo del vestido va recogido en canesú liso, que se hace ahora mucho de cintas estrechas unidas por presillas; de diez años en adelante, es casi imprescindible el cinturón. Ningún escote más adecuado para las niñas que el redondo, con o sin cuellecito. La "berta", que renace en nuestros vestidos, aparece con más éxito todavía en los de las niñas; se hace en forma también —con una cintita al bies, o con un tenue galón al ganchillo.
    • 1934 Clemenceau, T. "Crónicas de París. La moda de las cinco" [04-11-1934] ABC (Sevilla) Esp (HD)
      Se sobreentiende que estos suplementos del cuerpo serán siempre de color distinto al del vestido. Un bonito juego de grandes solapas flexibles con dos caras: una igual al vestido, y otro de color opuesto, dibuja graciosas cintas y se anudan en la cintura, sin lazo porque resultaría pesado. También se ven bullones alrededor del cuello; su anchura no es obstáculo para que aquel quede bastante abierto. El corte nuevo de esas bertas es plano en el pecho y en la espalda, y desde el cuello hasta los hombros se ondula poco a poco hasta encaracolarse de modo extraordinariamente bonito.
    • 1936 RAE DHLE 1.ª ed. (NTLLE)
      BERTA. f. desus. Tira de punto o blonda que adornaba generalmente el vestido por el pecho, hombros y espalda.
    • 1959 Castro, C. "Murió la línea. Viva el estilo" [22-02-1959] ABC (Madrid) Esp (HD)
      De día no hay mangas. De noche crecen las mangas: era obvio. La falda, a cuarenta centímetros del suelo. Es largo corto, pero más largo que el pasado. Rodillas tapadas siempre. Los descotes grandes. Bertas, chorreras, especies de pañoletas.
    • 1963 Ras, M. "Deseo cumplido" [03-03-1963] ABC (Madrid) Esp (HD)
      Desde allí, aunque distante, con los potentes focos de sus ojitos, veía valsar, por el cuadro luminoso del balcón abierto; distinguía en los volantes y en las bertas de los escotes la fina trama de los encajes; mil detalles precisos, las miniaturas de los medallones, las aristas chispeantes de las joyas; en los cuadros, el tejido del lienzo entre las pinceladas; en una tarjeta olvidada sobre una consola, podía leer los nombres bajo una corona ducal..
    • 2001 RAE DRAE 22.ª ed. (NTLLE)
      berta. f. desus. Tira de punto o blonda que adornaba generalmente el vestido por el pecho, hombros y espalda.
    • 2003 Pasalodos Salgado, M. "La moda a principios del siglo XX: inspiración y modernidad" Textil e Indumentaria: materias, técnicas y evolución Esp (CORPES)
      Pero la nueva interpretación de las formas dieciochescas a principios del siglo XX no fue la única, tuvo que compartir espacio con otras recreaciones que nos trasladan en diferentes periodos de la historia. La evidencia de esta realidad queda recogida en la siguiente crónica: "La variedad del traje femenino es verdaderamente curiosa en este final del verano, que prepara las modas de invierno. Al lado del traje Directorio, con su frac de faldones y anchas solapas, vemos los cuerpos apuntados del siglo XVIII, los lazos escarolados de que gustaba Watteau, las bertas de 1830 y los hombros caídos descritos por Balzac, las faldas de volantes y los paletós cortos y rectos del Segundo Imperio. Vemos "boleros" al lado de chaquetas largas: mangas "pagoda" que se colocan con las lisas y todos los estilos y géneros se mezclan y confunden para formar conjuntos complicados y extraños, no faltos sin embargo, de gracia". Panorama ciertamente ecléctico muy cercano a lo que estaba ocurriendo en otros campos de la creación artística.
    • 2010 ASALE DiccAmericanismos (NTLLE)
      berta. 1. f. Cu. obsol. Pieza nesgada, de encaje o tela fuerte, que se ponía en los escotes como adorno.
    • 2014 RAE DLE 23.ª ed. (NTLLE)
      berta. [...] f. desus. Tira de punto o blonda que adornaba generalmente el vestido por el pecho, hombros y espalda.
    • 2016 Fdz Alarcón, B. Vida cotidiana de la mujer en la burguesía en tiempos de Isabel II y finales del XIX p. 69 Esp (BD)
      Eran muy característicos durante la época isabelina (1833-1868) los escotes en berta o con volante y de forma curvilínea, con frecuencia descubriendo los hombros. A medida que se evoluciona en el tiempo los escotes son cada vez más cuadrados (sobre todo con la aparición del polisón). [...] Durante la primera etapa romántica, era frecuente cubrir los escotes con chales o echarpes. Si nos fijamos en los retratos de damas del siglo XIX de la época Isabelina, como el famoso cuadro titulado La Condesa de Vilches de Federizo de Madrazo, podemos observar como la condesa lleva un escote en berta y además un echarpe de terciopelo forrado en raso blanco.
cuello berta
  • s. m. Pieza de tela que se superpone al cuello de una prenda de vestir y lo rodea en forma de collar de distintas dimensiones.
6.ª Entrega (febrero de 2019)
Versión del 15/02/2019
Equipo Real Academia Española
Familia Ver familia de palabras
berta2 s. (1920-1936)
berta
También en esta página: berta (1842-)
Etim. Voz tomada del inglés Bertha, atestiguada en esta lengua al menos desde 1914 como 'nombre dado por los soldados alemanes a un cañón o mortero de largo alcance empleado en la guerra de 1914-1918'; y esta, a su vez, del alemán Bertha, nombre de Bertha Krupp von Bohlen und Halbach, propietaria de la industria de acero de los Krupp desde 1903 a 1943 (véase OED, s. v. Bertha).

Se documenta por primera vez, con la acepción de 'cañón de largo alcance usado durante la Primera Guerra Mundial', en 1920, en un artículo publicado en el diario La Época (Madrid). Esta voz presenta un número algo menor de testimonios que su sinónimo, el préstamo crudo bertha. Se consigna, en 1953, en el Diccionario enciclopédico de la editorial UTEHA.

Cañón berta (véase cañón) se documenta por primera vez, con la acepción 'cosa que sirve para derribar obstáculos, para atacar a otra considerada contraria o para imponer cambios profundos en ideas o instituciones', en 1983, en un artículo publicado en el diario ABC (Madrid). 

  1. s. m. Cañón de largo alcance usado durante la Primera Guerra Mundial.
    Sinónimo: bertha
    docs. (1920-1953) 5 ejemplos:
    • 1920 Anónimo "Despachos telegráficos" [03-02-1920] La Época (Madrid) Esp (HD)
      PARÍS 2.— Hoy debían ser ejecutados en Vincennes dos espías: von Bunck, excomandante austriaco que pudo residir en Paris hasta julio de 1918, haciéndose pasar por irlandés, y que había proporcionado al Estado Mayor alemán informes acerca de dónde caían las bombas de los Bertas, y Luis Guasparo, que había espiado a las órdenes de una Agencia de Fribourg en -Brisgau. A última hora, el presidente de la República les ha indultado, conmutando su pena por la detención á perpetuidad.
    • 1921 Anónimo "El bombardeo de París" [04-02-1921] El Sol (Madrid) Esp (HD)
      —¿Y el "Berta"? —El tiro sobre París del primer "Berta" fué regulado el primer día por un avión que, con la mayor tranquilidad del mundo, voló por encima de la ciudad durante dos horas y media, a una altura de 6.500 metros, y que luego la telegrafía sin hilos completó, para el señalamiento del blanco y las correcciones necesarias. El tiro quedó regulado, teniendo en cuenta ante el plano de París, los puntos de caída que conocíamos.
    • 1930 Anónimo "Sobre las guerras modernas" [14-02-1930] La Correspondencia Militar (Madrid) Esp (HD)
      Artillería e Infantería irán del brazo cada una con su definida personalidad. ¿Qué abismo entre aquel primitivo mortero o pedrera de a principios del siglo XIII y el notable progreso de la bombarda y estos cañones de tiro rápido o los "Bertas" que lanzan sus mortíferos proyectiles a distancias incomprensibles!
    • 1936 Daranas Romero, M. "ABC en París" [18-03-1936] ABC (Madrid) Esp (HD)
      De Holanda telefoneaban ayer: "En dos horas podríamos abrir las esclusas e inundar el territorio; pero, ¿dispondríamos de ese tiempo?" Los informes que publica la Prensa belga no son más optimistas. Un diario de Gante, Flandes Liberal, afirma que la artillería alemana es infinitamente superior a la artillería belga. Los Bertas continuaron al llegar la paz en poder de los alemanes, pues la Comisión interaliada de encuesta no logró averiguar el paradero de los cañones que a 120 kilómetros bombardearon París.
    • 1953 VV. AA. DiccEnciclop UTEHA [01-01-1953] (FG)
      berta: adj. y s. Nombre con que vulgarmente fueron designados durante la primera guerra mundial, los morteros Skoda de 420 mm. que actuaron en Lieja y los cañones alemanes de largo alcance que bombardearon París, por alusión a Bertha Krupp, la propietaria de las fábricas de artillería de su nombre.
cañón Berta
  • s. m. Cosa que sirve para derribar obstáculos, para atacar a otra considerada contraria o para imponer cambios profundos en ideas o instituciones.
    Sinónimo: ariete

Diccionario histórico de la lengua española
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Con el apoyo de Inditex
cerrar

Buscador general de la RAE