7.ª Entrega (agosto de 2019)
Versión del 31/08/2019
Equipo Real Academia Española
Familia Ver familia de palabras
Etim. Calco del francés casoar, voz atestiguada en esta lengua al menos desde 1733 como 'casuario'; y esta, a su vez, de la antigua variante francesa quessaoüarroé, procedente del inglés cassawarway, tomada del malayo kasuārī (o kasavārī; véase TLF y DHLF, s. v. casoar y OED, s. v. cassowary).

Se documenta por primera vez, con la acepción 'ave corredora de hasta 1,80 metros de altura, endémica de Australia y Nueva Guinea, con el plumaje de color negro, el cuello y la cara azules, dos carúnculas que cuelgan de su garganta, una protuberancia cartilaginosa en la cabeza en forma de casco y con tres dedos en cada pie', en 1788, en el primer tomo de la Traducción de la Encyclopedia Metódica. Historia natural de los animales realizada por G. M. Sanz y Chanas, en un pasaje donde se pretenden fijar científicamente las características de esta exótica ave que había sido objeto de mitos y creencias falsas. Como 'ave corredora, endémica de Oceanía, con alas cortas no aptas para el vuelo y plumas de aspecto parecido al pelo, lacias y largas' se registra en 1837, en el segundo tomo de la Traducción de Nuevos elementos de Historia Natural, conteniendo la Zoología, la Botánica, la Mineralogía y la Geología aplicadas a la Medicina, a la Farmacia, a las Ciencias y Artes comunes, de M. Salacroux , efectuada por J. Rodrigo, quien introduce primero la forma en plural ("los caosares o casoario"), frecuente en este tipo de clasificaciones taxonómicas. Con la acepción 'ave corredora, endémica de Australia, parecida al avestruz, pero de menor tamaño y color marrón oscuro, con el cuello más grueso, alas más pequeñas y tres dedos en cada pie' se atestigua en 1843, en la Traducción de Nuevos elementos de historia natural efectuada por A. Blanco y Fernández, que la acompaña del complemento de la Nueva Holanda, denominación habitual del emú en la época.

  1. ac. etim.
    s. m. Ave corredora de hasta 1,80 metros de altura, endémica de Australia y Nueva Guinea, con el plumaje de color negro, el cuello y la cara azules, dos carúnculas que cuelgan de su garganta, una protuberancia cartilaginosa en la cabeza en forma de casco y con tres dedos en cada pie. Nombre científico: Casuarius (género); en particular, Casuarius casuarius (especie).
    docs. (1788-1920) 8 ejemplos:
    • 1788 Sanz Chanas, G. M. Trad HNatural animales Daubenton, I p. 281 Esp (BD)
      Siendo el casoario, descripto por los Señores de la Academia de las ciencias, el que tiene las dimensiones mayores, y no pudiendo dexar de estár exactas, me parece, que con arreglo á lo que ellos dicen, debemos hacer su descripcion. [...]. El pico del casoario es recto, casi conico, y los bordes de las dos mandibulas tienen una pequeña hendedura en su extremidad; sobre su cabeza se levanta una especie de casquete conico, negro por delante, y amarillo por los lados y por atrás; [...] esta prominencia proviende la hinchazon de los huesos del craneo, y se halla cubierta de unas capas concentricas de substancia análoga á la del cuerno. [...] La pequeñez del ojo del casoario, la ceja que lo obscurece, y la ancha abertura de su pico, hacen que tenga una mirada feróz, y un ayre amenazante.
    • 1790 Clavijo Fajardo, J. Trad HNatural Buffon, IX p. 125 Esp (BD)
      La prueba mas convincente de que todo se templa en un clima templado, y todo es exceso en un clima excesivo, es que el tamaño y la forma, que parecen qualidades absolutas, fixas y determinadas, dependen sin embargo, como las qualidades relativas, de la influencia del clima: [...] nuestras mayores aves son muy pequeñas, si se comparan con el Avestruz, el Condor y el Casoario [...].
    • 1911 Quijada, B. B. "Informe sección zoolójica" [01-09-1911] t. III, p. 222 Boletín del Museo Arqueológico Nacional (Madrid) Ch (HD)
      Con el objeto de destinar el salon central sólo a los grandes Mamíferos que, en razon de su enorme talla, deben estar espuestos como gruesas piezas fuera de serie, se trasladó el estante de las Avestruces i Casoarios al centro de la sala de las Aves estranjeras, i se colocaron los esqueletos de aquellos animales al lado de los ejemplares montados correspondientes.
    • 1920 Quijada B., B. "Catálogo colección biolojía animal" [01-01-1920] t. XI, p. 146 Boletín del Museo Nacional de Chile (Santiago de Chile) Ch (HD)
      La fauna de Australia tiene un carácter propio e independiente, i no cabe duda que se ha separado jeolójicamente mui temprano del resto de los continentes. [...]; en su avifauna son privativos el Ave del paraíso de Nueva Guinea, el Kiwi, el Casoario i el Moa [...].
    • 1788 Sanz Chanas, G. M. Trad HNatural animales Daubenton, I p. 281 Esp (BD)
      Siendo el casoario, descripto por los Señores de la Academia de las ciencias, el que tiene las dimensiones mayores, y no pudiendo dexar de estár exactas, me parece, que con arreglo á lo que ellos dicen, debemos hacer su descripcion. [...]. El pico del casoario es recto, casi conico, y los bordes de las dos mandibulas tienen una pequeña hendedura en su extremidad; sobre su cabeza se levanta una especie de casquete conico, negro por delante, y amarillo por los lados y por atrás; [...] esta prominencia proviende la hinchazon de los huesos del craneo, y se halla cubierta de unas capas concentricas de substancia análoga á la del cuerno. [...] La pequeñez del ojo del casoario, la ceja que lo obscurece, y la ancha abertura de su pico, hacen que tenga una mirada feróz, y un ayre amenazante.
    • 1788 Sanz Chanas, G. M. Trad HNatural animales Daubenton, I p. 281 Esp (BD)
      Los pies son muy gruesos, y cortos á proporcion de lo abultados que son, y del tamaño del ave: su color es de un gris pajizo: tiene tres dedos delante, ninguno atrás, y las uñas negras. [...] El casoario se encuentra en Asia al mediodia de su parte oriental, en las Islas Molucas, enlas de Java, y en las de Sumatra.
    • 1788 Sanz Chanas, G. M. Trad HNatural animales Daubenton, I p. 281 Esp (BD)
      Tiénese por muy voraz y malvado: dicen que traga todo quanto se le arroja aún los carbones encendidos; y exágeran este absurdo, hasta decir que no le incomoda: no se le atribuye como al avestrúz el digerir los metales: al contrario se advierte que tiene muy débiles los órganos digestivos, y que vuelve á sacar de ellos sin alteracion alguna los cuerpos algo sólidos y muy digestivos que traga vorazmente. Estos hechos se hallan falsificados por la historia de los casoarios que se han visto freqüentemente en Europa, y que han vivido en ella mucho tiempo [...].
    • 1790 Clavijo Fajardo, J. Trad HNatural Buffon, IX p. 125 Esp (BD)
      La prueba mas convincente de que todo se templa en un clima templado, y todo es exceso en un clima excesivo, es que el tamaño y la forma, que parecen qualidades absolutas, fixas y determinadas, dependen sin embargo, como las qualidades relativas, de la influencia del clima: [...] nuestras mayores aves son muy pequeñas, si se comparan con el Avestruz, el Condor y el Casoario [...].
    • 1818 Mieg, J. Paseo gabinete HNatural Madrid p. 87 Esp (BD)
      M. Así le parece á vd., porque nunca ha visto gabinete mas completo, y se olvida de las numerosas aves descritas en Buffon, y otras obras. No obstante, podré hacerle á vd. á la memoria algunas bastante conocidas. No se acuerda vd. de una ave casi tan grande como el avestruz, con alas sin plumas, cuyo pico tiene... D. ¡Ah! el casoario originario de Java, Sumatra, y demas islas del Archipiélago indio; que tiene sobre el pico una gruesa excrescencia, y debajo una piel coloreada como los pavos...M. El mismo. Si alguna vez va vd. á París, podrá ver esta ave viva lo mismo que el avestruz [...]
    • 1895 Villaamil, F. Viaje de circunnavegación de la corbeta Nautilus p. 121 Esp (BD)
      Estos pueblos son antropófagos, no es posible dudarlo, y Mr. W. Ullathorne se ha cerciorado de ello por sus propias confesiones. No tienen templos ni ídolos, pero son muy supersticiosos y temen mucho á los malos genios. Se reunen en los bosques durante el plenilunio para celebrar danzas religiosas llamadas corobarus; en ellas hacen simulacros de combate é imitan el modo de andar natural del kanguro y del casoario. Creen en los sortilegios y en la metempsícosis, porque están persuadidos de que las almas de sus antepasados reaparecen entre ellos bajo forma de animales, ó que animan los cuerpos de los blancos venidos de Europa. No se ha podido todavía descubrir de un modo preciso qué ideas tienen los australianos acerca de un Sér Supremo ó de la Providencia divina, y de una vida futura.
    • 1911 Quijada, B. B. "Informe sección zoolójica" [01-09-1911] t. III, p. 222 Boletín del Museo Arqueológico Nacional (Madrid) Ch (HD)
      Con el objeto de destinar el salon central sólo a los grandes Mamíferos que, en razon de su enorme talla, deben estar espuestos como gruesas piezas fuera de serie, se trasladó el estante de las Avestruces i Casoarios al centro de la sala de las Aves estranjeras, i se colocaron los esqueletos de aquellos animales al lado de los ejemplares montados correspondientes.
    • 1920 Quijada B., B. "Catálogo colección biolojía animal" [01-01-1920] t. XI, p. 146 Boletín del Museo Nacional de Chile (Santiago de Chile) Ch (HD)
      La fauna de Australia tiene un carácter propio e independiente, i no cabe duda que se ha separado jeolójicamente mui temprano del resto de los continentes. [...]; en su avifauna son privativos el Ave del paraíso de Nueva Guinea, el Kiwi, el Casoario i el Moa [...].
      Acepción en desuso
    1. s. En ocasiones, con el complemento de casco.
      docs. (1843) Ejemplo:
      • 1843 Blanco Fdz, A. Trad Elementos historia, Salacroux p. 78 Esp (BD)
        2.º El CASOARIO (casuarius) presenta la cabeza y parte de su cuello desnudos, y de color rojo-azul; las alas mas cortas que los avestruces; las barbas de sus plumas no tienen barbitas, de modo que desde lejos parecen pelos ó crines colgantes, lo cual les impide volar y correr tanto como aquellos; sus tarsos son mas cortos y robustos. Dos especies comprende este género: 1.ª El casoario de casco (pl. XVII fig. 2.ª), que casi tan grande como el avestruz tiene sobre su cabeza un enorme tubérculo. Habita las islas del Archipiélago indio.
  2. Acepción en desuso
  3. 1⟶metáfora
    s. m. Ave corredora, endémica de Oceanía, con alas cortas no aptas para el vuelo y plumas de aspecto parecido al pelo, lacias y largas.
    docs. (1837-1843) 3 ejemplos:
    • 1837 Rodrigo, J. Trad HNatural, Salacroux, II p. 106 Esp (BD)
      II. LOS CAOSARES ó casoario (casuarius) (fig. 4.) tienen las alas todavía mas cortas que los avestruces; las barbas que guarnecen sus plumas estan poco provistas de barbillas que de lejos parecen pelos ó crines colgantes, lo que las hace inútiles no solo para el vuelo, mas tambien para la carrera. Sin embargo estas aves son tan agiles como los avestruces y muy difíciles de coger. Su alimento es diferente del de estos últimos; viven principalmente de frutas, raices carnosas, y aun, se dice, de materias animales. Las hembras son mucho menos fecundas y no ponen mas que tres ó cuatro huevos.
    • 1843 Blanco Fdz, A. Trad Elementos historia, Salacroux p. 78 Esp (BD)
      2.º El CASOARIO (casuarius) presenta la cabeza y parte de su cuello desnudos, y de color rojo-azul; las alas mas cortas que los avestruces; las barbas de sus plumas no tienen barbitas, de modo que desde lejos parecen pelos ó crines colgantes, lo cual les impide volar y correr tanto como aquellos; sus tarsos son mas cortos y robustos.
    • 1843 Poey, F. Curso de zoología XXVIII Esp (BD)
      Alas demasiado cortas para volar [Corredoras]...Brevipennas -Se ayudan con las alas en la carrera...STRUTHIO, L. ...Avestruz -Alas inútiles para la carrera CASUARIUS, Bris...Casoario
  4. Acepción en desuso
  5. 1⟶metáfora
    s. m. Ave corredora, endémica de Australia, parecida al avestruz, pero de menor tamaño y color marrón oscuro, con el cuello más grueso, alas más pequeñas y tres dedos en cada pie. Nombre científico: Dromaius novaehollandiae .
    docs. (1843-1872) Ejemplo:
    • 1872 Casas Mendoza, N. Manual cría gallinas p. 28 Esp (BD)
      CASOARIO.- Ave gigantesca que se aproxima por su alzada y conformacion al avestruz. Sus plumas, buscadas por las modistas, son bastante caras. Su carne, sin ser de una gran finura, es grata al paladar. Se ha aclimatado y connaturalizado con facilidad en várias naciones, en donde crian en abundancia. Se dice que sus huevos tienen un gusto delicado [...]. El casoario más bien parece organizado para andar ó correr que para volar; es muy sociable y familiar, y agradece los cuidados que con él se tienen.
      Acepción en desuso
    1. s. En ocasiones, con el complemento de Nueva Holanda.
      docs. (1843-1855) 2 ejemplos:
      • 1843 Blanco Fdz, A. Trad Elementos historia, Salacroux p. 78 Esp (BD)
        2.º El CASOARIO (casuarius) presenta la cabeza y parte de su cuello desnudos, y de color rojo-azul; las alas mas cortas que los avestruces; las barbas de sus plumas no tienen barbitas, de modo que desde lejos parecen pelos ó crines colgantes, lo cual les impide volar y correr tanto como aquellos; sus tarsos son mas cortos y robustos. Dos especies comprende este género: 1.ª El casoario de casco (pl. XVII fig. 2.ª), que casi tan grande como el avestruz tiene sobre su cabeza un enorme tubérculo. Habita las islas del Archipiélago indio. 2.ª El casoario de la Nueva Holanda (dicha pl. fig. 2.ª a) mas pequeño, sin eminencia sobre la cabeza, y tan ágil como el mejor galgo.
      • 1855 Anónimo "Epyornis" [01-01-1855] t. 5, p. Revista de los Progresos de las Ciencias Exactas, Físicas y Naturales (Madrid) Esp (HD)
        Sin embargo, Mr.Isidore-Geofroy Saint-Hilaire ha emitido y conserva la opinion, de que el Epyornis era un ave terrestre, próxima al nandú ó avestruz americano de tres dedos y al casoario de la Nueva-Holanda.

Diccionario histórico de la lengua española
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Con el apoyo de Inditex
cerrar

Buscador general de la RAE