3.ª Entrega (diciembre de 2015)
Versión del 31/01/2018
Equipo Real Academia Española
Familia Ver familia de palabras
tifismo s. (1860-1909)
tifismo
Etim. Probable calco del francés typhisme, atestiguada al menos desde 1846, en la reseña de la obra Nouvelle méthode de traitemente des fièvres tiphoïdes, del Dr. Ranque (p. 550, n. 1: "Et le typhisme, qu'est-ce? C'est, pour les typhoïdiens purs ou primitifs, l'affection spéciale des plaques elliptiques de l'intestin grèle; pour les typhoïdiens actuels ou progressifs, c'est une exsudation caséeuse blanche et nacrée des gencives, c'est la couleur jus de múres, indigo, violette de la piqûre des sangsues..."), publicado en el tomo III de la Revue Médicale Française et Étrangère: Journal des Progrès de la Médecine; y esta, a su vez, de typhus, del latín tiphus, procedente a su vez del griego tŷfos 'vapor', 'estupor'.

Esta voz, de escasa documentación, y restringida a publicaciones especializadas sobre medicina, se documenta por primera vez, con la acepción de 'conjunto de síntomas propios del tifus o de la fiebre tifoidea', en 1860, en un artículo de F. García Caballero titulado "Estudio de las caquexias" y publicado en El Siglo médico (Madrid)

  1. s. m. Med. Conjunto de síntomas propios del tifus o de la fiebre tifoidea.
    docs. (1860-1909) 11 ejemplos:
    • 1860 García Caballero, F. "Caquexias" [09-12-1860] El Siglo Médico (Madrid) Esp (HD)
      Así el tifo, como latente, apaga el fuego de la vida y de la inteligencia: subvierte el orden moral, píerdese por él la fuerza, se resienten las facultades de asimilacion, trastórnase el equilibrio orgánico; trúncanse las tendencias conservadoras, pertúrbanse las crisis naturales, empieza el deterioro, y adelantándose la descomposicion, el término se acerca presuroso si prontamente no llega la ciencia á poner coto á tan funesta creacion. Esto, que llamaría yo tifismo, se advierte desde luego, que no es otra cosa que el agregado de movimientos patológicos singulares, ligados en su existencia anómala á una causa productora, á una patogénia particular que determina aquellos movimientos morbíficos. que aunque variados de muchos modos, participan de la índole del tipo primordial, del tifus, cuya fisonomía y propensiones conservan en cierta manera para mal de la humanidad.
    • 1909 Lpz Elizagaray, J. "Eritemas" [15-04-1909] Revista Clínica de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      El criterio de que estos eritema sean casos de sarampión ó escarlatina evolucionando simultáneamente con una fiebre tifoidea; ó que se trate de sarampión ó escarlatina hipertóxicos con tifismo que simule no una tifoidea [...] han podido formularse acerca de los primeros casos publicados por Bes [...].
    • 1860 García Caballero, F. "Caquexias" [09-12-1860] El Siglo Médico (Madrid) Esp (HD)
      Así el tifo, como latente, apaga el fuego de la vida y de la inteligencia: subvierte el orden moral, píerdese por él la fuerza, se resienten las facultades de asimilacion, trastórnase el equilibrio orgánico; trúncanse las tendencias conservadoras, pertúrbanse las crisis naturales, empieza el deterioro, y adelantándose la descomposicion, el término se acerca presuroso si prontamente no llega la ciencia á poner coto á tan funesta creacion. Esto, que llamaría yo tifismo, se advierte desde luego, que no es otra cosa que el agregado de movimientos patológicos singulares, ligados en su existencia anómala á una causa productora, á una patogénia particular que determina aquellos movimientos morbíficos. que aunque variados de muchos modos, participan de la índole del tipo primordial, del tifus, cuya fisonomía y propensiones conservan en cierta manera para mal de la humanidad.
    • 1874 Anónimo "Fiebres" [17-02-1874] Las Circunstancias (Madrid) Esp (HD)
      Las fiebres eruptivas, y sobre todo la viruela, han disminuido ostensiblemente la última semana, según El Siglo Médico; en cambio, los reumatismos articulares y los catarros de las vías respiratorias y urinarias han aumentado; continúan las flegmasías viscerales agudas, las anginas y las congestiones y hemorragias parenquimatosas, y no ceden los trastornos de las vías gastro hepáticas, complicados con estados febriles y propensos al tifismo.
    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] Esp (CDH )

      [...] las fiebres tifoideas han sido en su inmensa mayoría gástricas-tifoideas (ó sea fiebres que durante los cuatro ó cinco primeros dias del mal han consistido solamente en fiebre gástrica como tantas otras que en España se padecen, y terminan con su cuadro gástrico al primer ó segundo septenario), en las que lo tifoideo venía agregado, secundario, y que solía evitarse con una medicacion adecuada. Eran, pues, gastro-tífus.

      3.º Que las fiebres intestinales, rarísimas en Madrid las he visto cuasi exclusivamente en una pequeña endemia durante la primavera del año 71, y cuasi siempre logré evitar el tifismo.
    • 1891 Saura Coronas, P. Fiebre Manila [1891] p. 31 Esp (BD)
      Tómese como ejemplo el caso más acabado de fiebre tifoidea, típica por las lesiones intestinales y por la presencia de su germen propio, y se verá que, si por un tratamiento adecuado, antiséptico y absorbente, logramos agotar la difusión de los principios tóxicos que se producen en el tubo intestinal, indudablemente el ciclo febril y los síntomas de tifismo generales se encerrarían en cierto límite que haría de esta enfermedad un proceso poco grave.
    • 1897 Mercant Barceló, J. "Expulsión intestino" [15-03-1897] Revista Balear de Ciencias Médicas (Palma de Mallorca) Esp (HD)
      Hace año y medio padeció un tifismo, de forma dotinentérica, que le duró dos mese, recorriendo todos los períodos propios de estos procesos, incluso una copiosísima enterorragia que persistió durante quince días, llegando á revestir suma gravedad.
    • 1909 Lpz Elizagaray, J. "Eritemas" [15-04-1909] Revista Clínica de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      El criterio de que estos eritema sean casos de sarampión ó escarlatina evolucionando simultáneamente con una fiebre tifoidea; ó que se trate de sarampión ó escarlatina hipertóxicos con tifismo que simule no una tifoidea [...] han podido formularse acerca de los primeros casos publicados por Bes [...].
    • 1860 García Caballero, F. "Caquexias" [09-12-1860] El Siglo Médico (Madrid) Esp (HD)
      Así el tifo, como latente, apaga el fuego de la vida y de la inteligencia: subvierte el orden moral, píerdese por él la fuerza, se resienten las facultades de asimilacion, trastórnase el equilibrio orgánico; trúncanse las tendencias conservadoras, pertúrbanse las crisis naturales, empieza el deterioro, y adelantándose la descomposicion, el término se acerca presuroso si prontamente no llega la ciencia á poner coto á tan funesta creacion. Esto, que llamaría yo tifismo, se advierte desde luego, que no es otra cosa que el agregado de movimientos patológicos singulares, ligados en su existencia anómala á una causa productora, á una patogénia particular que determina aquellos movimientos morbíficos. que aunque variados de muchos modos, participan de la índole del tipo primordial, del tifus, cuya fisonomía y propensiones conservan en cierta manera para mal de la humanidad.
    • 1874 Anónimo "Fiebres" [17-02-1874] Las Circunstancias (Madrid) Esp (HD)
      Las fiebres eruptivas, y sobre todo la viruela, han disminuido ostensiblemente la última semana, según El Siglo Médico; en cambio, los reumatismos articulares y los catarros de las vías respiratorias y urinarias han aumentado; continúan las flegmasías viscerales agudas, las anginas y las congestiones y hemorragias parenquimatosas, y no ceden los trastornos de las vías gastro hepáticas, complicados con estados febriles y propensos al tifismo.
    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] 154 Esp (CDH )
      [...] así, pues, las estudiarémos primero en sus géneros, particularmente; como base que son del desenvolvimiento del tifismo, nos ocuparémos despues de su nosografía detallada, de las lesiones anatómicas; terminando por la malignidad como punto general de sus complicaciones.
    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] Esp (CDH )

      [...] las fiebres tifoideas han sido en su inmensa mayoría gástricas-tifoideas (ó sea fiebres que durante los cuatro ó cinco primeros dias del mal han consistido solamente en fiebre gástrica como tantas otras que en España se padecen, y terminan con su cuadro gástrico al primer ó segundo septenario), en las que lo tifoideo venía agregado, secundario, y que solía evitarse con una medicacion adecuada. Eran, pues, gastro-tífus.

      3.º Que las fiebres intestinales, rarísimas en Madrid las he visto cuasi exclusivamente en una pequeña endemia durante la primavera del año 71, y cuasi siempre logré evitar el tifismo.
    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] Esp (CDH )

      Las facultades intelectuales y los órganos de los sentidos, al contrario de lo que vimos en la ataxia, dan escasas muestras de sensibilidad; sus manifestaciones son tan exiguas que hay ocasiones en que se llega á dudar de si son capaces de sentir, y esto aun en períodos no muy avanzados de mal; en una palabra, sobreviene el tifismo cerebral, especie de atufamiento del cerebro que le embota para toda clase de impresiones [...].

    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] Esp (CDH )

      [...] hay fiebres que duran sosteniendo el cuadro tifoideo seis septenarios, y el mismo Louis cita uno que asegura curó; pero habiendo sucumbido por otro motivo, se encontró en la autopsia que las lesiones intestinales se habían cicatrizado en pleno tifismo [...].

    • 1876 Martín Pedro, E. Manual patología [1876] 282 Esp (CDH )
      Algunos abscesos muy extensos, los por congestion en que entra el aire, los empiemas en que hay fermentaciones pútridas en contacto directo con la trama orgánica, pueden desenvolver el tifismo por absorcion.
    • 1889 Francia Ponce León, B. Cólera Filipinas p. 23 Esp (BD)
      Las objeciones principales puestas en juego para negar la existencia del cólera fueron las siguientes. Muchos enfermos han sucumbido con fiebre, siendo así que en el cólera es constante en el último período la hipotermia; otros, después de una diarrea poco intensa han quedado sumidos en tifismo, acentuándose en grande escala erupciones diversas ó han tenido evacuaciones de sangre [...].
    • 1891 Saura Coronas, P. Fiebre Manila [1891] p. 31 Esp (BD)
      Tómese como ejemplo el caso más acabado de fiebre tifoidea, típica por las lesiones intestinales y por la presencia de su germen propio, y se verá que, si por un tratamiento adecuado, antiséptico y absorbente, logramos agotar la difusión de los principios tóxicos que se producen en el tubo intestinal, indudablemente el ciclo febril y los síntomas de tifismo generales se encerrarían en cierto límite que haría de esta enfermedad un proceso poco grave.
    • 1897 Mercant Barceló, J. "Expulsión intestino" [15-03-1897] Revista Balear de Ciencias Médicas (Palma de Mallorca) Esp (HD)
      Hace año y medio padeció un tifismo, de forma dotinentérica, que le duró dos mese, recorriendo todos los períodos propios de estos procesos, incluso una copiosísima enterorragia que persistió durante quince días, llegando á revestir suma gravedad.
    • 1909 Lpz Elizagaray, J. "Eritemas" [15-04-1909] Revista Clínica de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      El criterio de que estos eritema sean casos de sarampión ó escarlatina evolucionando simultáneamente con una fiebre tifoidea; ó que se trate de sarampión ó escarlatina hipertóxicos con tifismo que simule no una tifoidea [...] han podido formularse acerca de los primeros casos publicados por Bes [...].

Diccionario histórico de la lengua española
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Con el apoyo de Inditex
cerrar

Buscador general de la RAE

cerrar

Diccionarios

Dudas rápidas