Medicina (foto: Pixabay

La vida de las palabras: «sida»

26 de Noviembre de 2020

Coincidiendo con el Día Mundial de la Lucha contra el Sida, que se celebra el día 1 de diciembre, en esta ocasión el artículo de la serie «La vida de las palabras» está dedicado al término sida. Recuerde que el Nuevo diccionario histórico del español ofrece información pormenorizada sobre el origen y la evolución de las palabras gracias a exhaustivos métodos en los que confluyen la lingüística, la filología y la informática.

Como hemos mencionado, el 1 de diciembre se celebra el Día Mundial de la Lucha contra el Sida, una de las pandemias que la humanidad ha sufrido con mayor intensidad en los últimos años del siglo xx y los primeros del xxi. La voz sida se registra por primera vez en español en 1983, en diversos artículos, como en los publicados en el mes de junio de ese año en La Vanguardia (Barcelona) y en otro firmado por S. Gillot de El Informador (Guadalajara), texto en el que se refleja la crudeza de los efectos de la enfermedad en aquellos primeros momentos: «“No lo sé”. Estas tres palabras son en general la única respuesta que puede esperar del médico un enfermo que sufra del S.I.D.A. (síndrome de inmunodeficiencia adquirida, terminología utilizada por la Organización Mundial de la Salud), enfermedad que causa estragos desde hace unos meses en 16 países del mundo».

En los primeros trabajos científicos o periodísticos se describía la aparición de una neumonía atípica o del sarcoma de Kaposi en ciertos grupos de enfermos, unas dolencias que por sí solas no justificaban la elevada mortandad de los pacientes. Tras otras denominaciones, que asociaban la enfermedad a ciertos grupos de población, en 1982 se acuña en inglés la denominación de acquired inmune deficiency syndrome, que, con la sigla AIDS, se registra ya, por ejemplo, en un artículo de La Vanguardia (Barcelona) de enero de 1983 (Luis Daufi, «AIDS: Una nueva y enigmática enfermedad», 16/01/1983).

En el Diccionario manual e ilustrado de la Real Academia Española se consigna la sigla SIDA en 1989, en tanto que en el Diccionario de la lengua española de 1992 se recoge ya la voz con minúsculas; esta es la palabra que parece haberse impuesto en la actualidad.

CONTENIDO RELACIONADO

cerrar

Buscador general de la RAE