5.ª Entrega (enero de 2018)
Versión del 31/01/2018
Equipo Real Academia Española
Familia Ver familia de palabras
mandolino s. (1795-)
mandolino, bandolino
Etim. Préstamo del italiano mandolino, atestiguada en esta lengua antes de 1698; y esta, a su vez, de mandòla e -ino (M. Cortelazzo y P. Zolli DELI, s. v. mandòla).

Se documenta por primera vez, con la acepción de 'instrumento musical de cuerda, parecido a la bandurria, pero de menor tamaño y con cuatro cuerdas dobles que se tocan con plectro', en 1795, en un anuncio de venta de instrumentos publicado en el Diario de Madrid, donde figura con la variante bandolino, menos frecuente que mandolino (que, a su vez, se atestigua en 1862, en La antigua sirena, del puertorriqueño A. Tapia Rivera, y se registra discretamente hasta la actualidad, si bien con mayor incidencia en Argentina, Uruguay y Chile). En el DMILE de 1927 se considera que el empleo de mandolino era vulgar, pero los testimonios muestran que, antes y después de esa fecha, goza de una notable difusión (incluso en textos especializados). Tanto bandolino como mandolino ceden ante la irrupción de la palabra mandolina —registrada en 1831, en la traducción de un relato anónimo hecha por José Joaquín Mora y publicada en Cartas Españolas (Madrid)—.

  1. ac. etim.
    s. m. Mús. Instrumento musical de cuerda, parecido a la bandurria, pero de menor tamaño y con cuatro cuerdas dobles que se tocan con plectro.
    docs. (1795-1995) 22 ejemplos:
    • 1795 Anónimo "Ventas" [26-03-1795] Diario de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      En la calle de la Vallesta, n. 7 qto.segundo de la derecha, se vende un clave de martillo de octava tendida, y dos bandolinos hechos en Nápoles.
    • 1995 Scala, A. "Ópera sin distinción de clases" [12-12-1995] La Vanguardia (Barcelona) (HD)
      Nacido en Trieste, Mario Scocchi reside en Milán desde hace decenios y heredó de su familia la pasión por la música. Su padre, capitán de la Marina, tocaba el mandolino, “un instrumento —recuerda Mario— que era muy popular entre los marinos de mi ciudad”. No ha asistido nunca a una representación en La Scala, aunque naturalmente no le han faltado ganas.
    • 1795 Anónimo "Ventas" [26-03-1795] Diario de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      En la calle de la Vallesta, n. 7 qto.segundo de la derecha, se vende un clave de martillo de octava tendida, y dos bandolinos hechos en Nápoles.
    • 1854 Anónimo "Notabilidad musical" [29-06-1854] La España (Madrid) Esp (HD)
      Hallánse sorprendidos los habitantes de la capital de las Baleares, por la aparición de un músico italiano llamado Carlo Dinamarcatti, que ejecuta admirablemente en un instrumento conocido con el nombre de Bandolino, del cual saca un partido admirable, las más armoniosas y sublimes inspiraciones de Bellini, Verdi y Donizzetti. El Bandolino en manos de este hombre dotado de un talento especial para la música deja de ser un instrumento duro y chillón y toma las jigantescas proporciones del forte-piano por su armonía, reúne la dulce cadencia del oboe, los claros sonidos del clarinete y las melodiosas voces de la flauta.
    • 1862 Tapia Rivera, A. Antigua sirena [1862] p. 348 Obras PR (BD)
      - Ea, dijo Serena, sin darse por entendida y queriendo terminar aquel pesado incidente con nuevo giro a la conversación. Veamos, dadme el mandolino; nada de encogimiento; viva la alegría. - Sí, sí, a cantar un poco, señora, con esa voz de cielo, exclamaron varios.
    • 1865 Anónimo "Gacetilla" [06-09-1865] p. 3 El Contemporáneo (Madrid) (HD)
      Ha llegado á esta córte el ciego, célebre concertista, tan conocido en el mundo musical por la admirable maestría con que toca el mandolino. M. Vallati, que así se llama el afamado artista, dará un concierto el sábado en el teatro Rossini. No dudamos que cuantos tuvieron el gusto de oir en el teatro del Príncipe á este distinguido profesor, acudirán gustosos á admirar una vez mas la imponderable armonía que sabe arrancar á su pequeña bandurria.
    • 1891 Anónimo (M.) "Ecos madrileños" [22-03-1891] La Época (Madrid) (HD)
      Las bellas señoritas de la casa, cuya educación artística es muy completa, tocaron con gran delizadeza y muy buen gusto, acompañadas por un profesor varias piezas al arpa, la guitarra y el mandolino.
    • 1903 Anónimo "Bellezas aristocracia (Anuncio)" [14-02-1903] El Liberal (Madrid) (HD)
      En vuestros cotillones, lo primero que preferís es el buen gusto; pero como eso se puede compaginar con la economía (dentro de la hondad del género), el único medio de conseguir las dos cosas es comprar en la Guitarrería moderna [...] donde encontraréis bonitos y bien acabados instrumentos, como son: Guitarras y Bandurrias, desde 7 pesetas; laúdes, desde 25, y mandolinos planos marca "Columbios", desde 18 pesetas.
    • 1914 Granada, N. "Conferencistas y grafófonos" [11-07-1914] Caras y Caretas (Buenos Aires) Ar (HD)
      El piano ¡que Dios confunda!, ese martirio musical doméstico que ha dado a la guaranguería el derecho de desesperar a domicilio a los humanos; el mandolino, ese perlático instrumento de tortura auditiva, tan amado por los románticos de extramuros; otras máquinas inquisitoriales de tañer o soplar, adoptadas entusiasta y popularmente por las gentes, no satisfechas con los medios naturales de que las ha provisto la Natura, para aburrir, aturdir o enloquecer a sus semejantes, han ido poco a poco ralentando sus furores iniciales, para reducirse a un statu-quo, no diré prudente, pero por lo menos tolerable.
    • 1935 Anónimo "A Directores de Banda" [01-01-1935] año 1, n.º 2, p. 8 Biblioteca Fortea. Revista Musical (Madrid) Esp (HD)
      A muchos extrañará que en las partituras de instrumentos de punteo (o púa) pongamos mandolina en lugar de bandurria. Lo hacemos así porque la bandurria es poco conocida fuera de España, y en cambio la mandolina (o mandolino), no sólo en Italia, que es su cuna, sino en los demás países se toca bastante y es por ello conocida, y para los dos instrumentos sirven nuestras transcripciones, existiendo entre éstos la sola diferencia de que los números (o doaté) sirven sólo para la bandurria o mandolina española.
    • 1951 Mtz Sáez, F. "Noticiario América Sur" [01-07-1951] Ritmo: Revista Musical Ilustrada (Madrid) Ur (HD)
      Así ha llegado a distintos públicos la figura magna del eximio director argentino Juan José Castro, que una vez más afirmó sus cualidades excepcionales llevando la orquesta con una disciplina y colorido magníficos en la realización del precioso Concierto (nos agradó seriamente) en do mayor de Vivaldi para orquesta con dos mandolinos, con la ajustada colaboración de los solistas Antonio Maiques y Juan Sanzilotta [...].
    • 1995 Scala, A. "Ópera sin distinción de clases" [12-12-1995] La Vanguardia (Barcelona) (HD)
      Nacido en Trieste, Mario Scocchi reside en Milán desde hace decenios y heredó de su familia la pasión por la música. Su padre, capitán de la Marina, tocaba el mandolino, “un instrumento —recuerda Mario— que era muy popular entre los marinos de mi ciudad”. No ha asistido nunca a una representación en La Scala, aunque naturalmente no le han faltado ganas.
    • 1795 Anónimo "Ventas" [26-03-1795] Diario de Madrid (Madrid) Esp (HD)
      En la calle de la Vallesta, n. 7 qto.segundo de la derecha, se vende un clave de martillo de octava tendida, y dos bandolinos hechos en Nápoles.
    • 1854 Anónimo "Notabilidad musical" [29-06-1854] La España (Madrid) Esp (HD)
      Hallánse sorprendidos los habitantes de la capital de las Baleares, por la aparición de un músico italiano llamado Carlo Dinamarcatti, que ejecuta admirablemente en un instrumento conocido con el nombre de Bandolino, del cual saca un partido admirable, las más armoniosas y sublimes inspiraciones de Bellini, Verdi y Donizzetti. El Bandolino en manos de este hombre dotado de un talento especial para la música deja de ser un instrumento duro y chillón y toma las jigantescas proporciones del forte-piano por su armonía, reúne la dulce cadencia del oboe, los claros sonidos del clarinete y las melodiosas voces de la flauta.
    • 1862 Tapia Rivera, A. Antigua sirena [1862] p. 348 Obras PR (BD)
      - Ea, dijo Serena, sin darse por entendida y queriendo terminar aquel pesado incidente con nuevo giro a la conversación. Veamos, dadme el mandolino; nada de encogimiento; viva la alegría. - Sí, sí, a cantar un poco, señora, con esa voz de cielo, exclamaron varios.
    • 1862 Tapia Rivera, A. Antigua sirena [1862] p. 266 Obras PR (BD)
      La canción de Rosetina, la canción de Rosetina, dijo Anzola fijándose en Sirena, la que al punto, con complacencia y atención de los concurrentes, comenzó a templar una vihuela o mandolino que por allí había, preparado quizá al efecto, y a cantar de esta manera: [...].
    • 1865 Anónimo "Gacetilla" [06-09-1865] p. 3 El Contemporáneo (Madrid) (HD)
      Ha llegado á esta córte el ciego, célebre concertista, tan conocido en el mundo musical por la admirable maestría con que toca el mandolino. M. Vallati, que así se llama el afamado artista, dará un concierto el sábado en el teatro Rossini. No dudamos que cuantos tuvieron el gusto de oir en el teatro del Príncipe á este distinguido profesor, acudirán gustosos á admirar una vez mas la imponderable armonía que sabe arrancar á su pequeña bandurria.
    • 1891 Anónimo (M.) "Ecos madrileños" [22-03-1891] La Época (Madrid) (HD)
      Las bellas señoritas de la casa, cuya educación artística es muy completa, tocaron con gran delizadeza y muy buen gusto, acompañadas por un profesor varias piezas al arpa, la guitarra y el mandolino.
    • 1903 Anónimo "Bellezas aristocracia (Anuncio)" [14-02-1903] El Liberal (Madrid) (HD)
      En vuestros cotillones, lo primero que preferís es el buen gusto; pero como eso se puede compaginar con la economía (dentro de la hondad del género), el único medio de conseguir las dos cosas es comprar en la Guitarrería moderna [...] donde encontraréis bonitos y bien acabados instrumentos, como son: Guitarras y Bandurrias, desde 7 pesetas; laúdes, desde 25, y mandolinos planos marca "Columbios", desde 18 pesetas.
    • 1908 Orrego Luco, L. Casa grande [2013] p. 69 Ch (BD)
      Durante los entreactos, una banda de mandolinos y guitarras, en la cual figuraban Magda, Pepita, Gabriela, «Paco» y Félix Alvareda, el Comendador, como le llamaban, tocó el Pasa-calle de Dolores y varias marchas y piezas de Granados.
    • 1914 Granada, N. "Conferencistas y grafófonos" [11-07-1914] Caras y Caretas (Buenos Aires) Ar (HD)
      El piano ¡que Dios confunda!, ese martirio musical doméstico que ha dado a la guaranguería el derecho de desesperar a domicilio a los humanos; el mandolino, ese perlático instrumento de tortura auditiva, tan amado por los románticos de extramuros; otras máquinas inquisitoriales de tañer o soplar, adoptadas entusiasta y popularmente por las gentes, no satisfechas con los medios naturales de que las ha provisto la Natura, para aburrir, aturdir o enloquecer a sus semejantes, han ido poco a poco ralentando sus furores iniciales, para reducirse a un statu-quo, no diré prudente, pero por lo menos tolerable.
    • 1917 Alemany Bolufer, J. DiccLengEsp (NTLLE)
      MANDOLINO […] m. Amér. En Chile, mandolina.
    • 1917 Alemany Bolufer, J. DiccLengEsp (NTLLE)
      Bandolino. m. Amér. En Chile, bandolina, 2.ª acep.
    • 1927 Anónimo "Programa ramos reales" [01-02-1927] La Escuela Moderna (Madrid) Ch (HD)
      El piano. Por qué se usan dos y tres cuerdas para una sola nota, como en mandolino y bandurria.
    • 1927 RAE DMLE 1.ª ed. (NTLLE)
      MANDOLINO. m. Chile. Vulgarismo por bandolín.
    • 1927 RAE DMLE 1.ª ed. (NTLLE)
      *Bandolino. m. Chile. Dígase bandola o bandolín.
    • 1935 Anónimo "A Directores de Banda" [01-01-1935] año 1, n.º 2, p. 8 Biblioteca Fortea. Revista Musical (Madrid) Esp (HD)
      A muchos extrañará que en las partituras de instrumentos de punteo (o púa) pongamos mandolina en lugar de bandurria. Lo hacemos así porque la bandurria es poco conocida fuera de España, y en cambio la mandolina (o mandolino), no sólo en Italia, que es su cuna, sino en los demás países se toca bastante y es por ello conocida, y para los dos instrumentos sirven nuestras transcripciones, existiendo entre éstos la sola diferencia de que los números (o doaté) sirven sólo para la bandurria o mandolina española.
    • 1951 Mtz Sáez, F. "Noticiario América Sur" [01-07-1951] Ritmo: Revista Musical Ilustrada (Madrid) Ur (HD)
      Así ha llegado a distintos públicos la figura magna del eximio director argentino Juan José Castro, que una vez más afirmó sus cualidades excepcionales llevando la orquesta con una disciplina y colorido magníficos en la realización del precioso Concierto (nos agradó seriamente) en do mayor de Vivaldi para orquesta con dos mandolinos, con la ajustada colaboración de los solistas Antonio Maiques y Juan Sanzilotta [...].
    • 1977 Anónimo "Música isabelina" [15-01-1977] La Vanguardia (Barcelona) Esp (HD)
      Un conjunto de piezas isabelinas deliciosas, madrigales, canciones, acompañadas, instrumentales para solistas de laúd, cítara, flauta, violín, viola, bandolino, etcétera, según el "Primer Libro de Lecciones para Conjuntos", de Thomas Morley, editado en 1599, en el mismo umbral del siglo XVII, es el que nos ofrece el grupo de Lulian Bream, incluyendo a Desmond Dupré, Joy Rall, David Sandeman y Robert Spencer.
    • 1980 Arias Cruz, M. A. Americanismos (FG)
      Bandolino. n. m. (Chile). Instrumento músico, bandolina.
    • 1982 Anónimo "«Los tres de América» internacionales" [13-03-1982] La Provincia: Diario de la mañana (Las Palmas de Gran Canaria) Esp (HD)
      El tercer componente de este trío, Angelo, aparte de fenomenal intérprete, es constructor de toda clase de instrumentos musicales y se ha inventado una especie de guitarra siamesa a la que llama "quintolino", mezcla de requinto con bandolino. Hace cuatro años que la fabricó y no existe otra igual en el mundo.
    • 1984 RAE DRAE 20.ª ed. (NTLLE)
      mandolino. m. Vulgarismo por bandolín.
    • 1989 RAE DMLE 4.ª ed. (NTLLE)
      *Bandolino. m. Chile. Dígase bandola o bandolín.
    • 1995 Scala, A. "Ópera sin distinción de clases" [12-12-1995] La Vanguardia (Barcelona) (HD)
      Nacido en Trieste, Mario Scocchi reside en Milán desde hace decenios y heredó de su familia la pasión por la música. Su padre, capitán de la Marina, tocaba el mandolino, “un instrumento —recuerda Mario— que era muy popular entre los marinos de mi ciudad”. No ha asistido nunca a una representación en La Scala, aunque naturalmente no le han faltado ganas.

Diccionario histórico de la lengua española
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Con el apoyo de Inditex
cerrar

Buscador general de la RAE